viernes, 1 de julio de 2022

Fedecámaras juramenta nueva directiva de Camcaroní 2021-2023

Esta nueva directiva cuenta con la particularidad de que será presidida por una mujer por primera vez en los 68 años de la organización, quien además es la persona más joven en asumir el cargo. | Foto José Rivas

Esta nueva directiva cuenta con la particularidad de que será presidida por una mujer por primera vez en los 68 años de la organización, quien además es la persona más joven en asumir el cargo. | Foto José Rivas

@g8che

La Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecámaras) juramentó la nueva directiva de la Cámara de Comercio e Industrias de Caroní (Camcaroní) 2020-2021, la cual estará presidida por primera vez por una mujer: Catherine Wilson.

La licenciada en contaduría es la persona más joven en presidir el gremio y reemplazará al abogado Luis Arturo Núñez. Su directiva para los próximos dos años contará con los expertos tributarios: Camilo London, como primer vicepresidente; Raúl Gil, como segundo vicepresidente y Joaquín Pierluissi, como tercer vicepresidente.

El acto de juramentación se realizó este viernes y estuvo liderado por el presidente de Fedecámaras Carlos Fernández. En la actividad también participó el presidente de la Confederación Venezolana de Industriales (Conindustria), Luigi Pisella; la presidenta del Consejo Nacional del Comercio y los Servicios (Consecomercio), Tiziana Polesel; y el presidente de Fedecámaras Bolívar, Austerio González.

El presidente saliente Luis Arturo Núñez inició la actividad agradeciendo el apoyo de su equipo directivo, en las denuncias realizadas en agosto de 2020 de robos y extorsiones contra empresarios.

Asimismo, indicó que fueron dos años duros por la pandemia y que Catherine Wilson, quien lo acompañó durante su gestión, tiene las cualidades para asumir el cargo como presidenta del gremio.

Por encima de nuestro género, está nuestra capacidad intelectual, nuestra pasión, nuestra motivación, carácter y sobre todo nuestra férrea voluntad de hacer lo que nos proponemos, pero esas cualidades no son exclusivas de género, por eso hacemos votos para que la sociedad y la misma mujer lo asuman”

 

Desde joven dedicada al gremio

Wilson es propietaria de Sistemas Tecnológicos, C.A. (Sistec), dedicada al área de telecomunicaciones desde su fundación hace 39 años. Forma parte de la cámara desde 2011 cuando tenía 24 años y fue la directora más joven en la cámara, labor que cumplió en dos periodos. Además, fue tercera vicepresidenta en una gestión y primera vicepresidenta durante el periodo 2019-2021.

Su vena gremial inició motivada por su madre, quien también fue miembro de la Cámara durante varios años. Wilson señaló que espera reivindicar el sueño que inició hace 14 años de tener una mujer presidenta de Camcaroní.

“Por encima de nuestro género, está nuestra capacidad intelectual, nuestra pasión, nuestra motivación, carácter y sobre todo nuestra férrea voluntad de hacer lo que nos proponemos, pero esas cualidades no son exclusivas de género, por eso hacemos votos para que la sociedad y la misma mujer lo asuman”, dijo.

Wilson indicó que la actividad empresarial es la principal generadora de renta interna y que debe ser concebida con una visión distinta a la actual. “Pasamos de ser un país, donde la población vivió del Estado, a un país donde el Estado vive de la población”.

“El esquema 7 por 7 ha impactado grandemente a nuestra economía y ha llevado al cierre de muchas empresas. Los invito a que razonen sobre este tema y que podamos tomar medidas para corregir y acciones para crear mejores condiciones de trabajo para la iniciativa privada”, añadió.

La responsabilidad del empresario

El presidente de Fedecámaras señaló que es “increíblemente desolador” ver el abandono de las industrias de Guayana y lo que fue el sueño de tener una alternativa económica no petrolera | Foto José Rivas

El presidente de Fedecámaras, Carlos Fernández, señaló que es “increíblemente desolador” ver el abandono de las industrias básicas y lo que fue el sueño de tener una alternativa económica no petrolera. “Este proyecto fue una esperanza para todos los venezolanos”, dijo.

Para Fernández, las industrias de Guayana son la demostración física del fracaso del modelo económico y político. “Tenemos que entender que esa estampa de la zona industrial de Matanzas lo que nos está diciendo es que tenemos que hacer la cosa de forma distinta”, agregó.

Señaló que les queda a los empresarios crear un modelo de gestión y negocio distintos que permitan tener un crecimiento que garantice prosperidad para la empresa y sus ciudadanos.

Más del autor

¡Síguenos!

Notas relacionadas

spot_img