sábado, 24 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Ante reclamo de trabajadores Inpsasel asegura que iniciará una investigación por explosión en Invegas

Hasta el momento no ha habido un pronunciamiento oficial de la empresa, y siguen sin determinarse las causas y responsabilidades del accidente que causó la muerte a un trabajador.

Este 10 de abril, en el marco de una manifestación ante el Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (Inpsasel) organizada por trabajadores de las empresas básicas, funcionarios de la institución hicieron saber que este lunes se iniciaron las investigaciones en torno a la explosión ocurrida en una planta de la estatal Industria Venezolana del Gas (Invegas), la cual dejó 9 heridos y cobró la vida del trabajador Héctor Fajardo.

Funcionarios y personal del ente de seguridad laboral informaron a los protestantes que ya se conformó una comisión investigativa y se iniciarían las visitas de campo para saber qué provocó el accidente, ante la manifestación en reclamo por la inacción del ente para dar respuesta a los accidentes laborales que vienen registrándose desde el 2020.

La explosión tuvo lugar el pasado 5 de abril y desde que se inició la difusión informativa, los trabajadores se percataron de ciertas irregularidades, pues en primer lugar ocurrió en una planta dos años paralizada. Aunado a eso, la mayoría de los afectados eran trabajadores de la Siderúrgica del Orinoco (Sidor) y no de Invegas.

¿La razón? Según las declaraciones de trabajadores de Planta Casima, empresa contigua a Invegas, los sidoristas se encontraban trabajando en la recuperación de la planta por órdenes de la directiva de la CVG.

Delegados de prevención de las empresas básicas alegaron que esto formaba parte de una política del expresidente de la corporación, Pedro Maldonado, quien reincorporaba a empleados no requeridos para prestar servicios distintos a aquellos para los que fueron contratados.

Los obreros que protestaron frente a Inpsasel denunciaron que estos sidoristas fueron enviados a laborar en esta planta sin el conocimiento adecuado del manejo de cilindros de gas, los factores de riesgo y las medidas de seguridad. Asimismo alegaron que no contaban con equipos de protección personal, lo que coincide con lo declarado por trabajadores de Planta Casima, empresa contigua a Invegas.

“Se está implementando una política de Pedro Maldonado: trasladan a un trabajador de una empresa a otra. Eso fue lo que pasó en Invegas. 10 trabajadores heridos, uno fallecido. Ahí hay 8 trabajadores de Sidor que fueron enviados a esa empresa a trabajar sin tener una inducción, ni conocimiento de los riesgos que hay en esa empresa”, manifestó Jonis Luna, trabajador de Sidor y miembro del Parlamento Obrero de Base.

En este orden de ideas, empleados de Planta Casima reportaron a Correo del Caroní que la cantidad de lesionados y heridos se debió a la falta de equipos de protección personal.

“Pedro Maldonado y Néstor Astudillo no incorporaban a los trabajadores a sus empresas, ellos coaccionaron a los trabajadores y los enviaron a otras empresas. De 10 trabajadores, 8 de las víctimas de la explosión son de Sidor. ¿Tienen conocimiento y experticia para hacer ese trabajo en esa planta? ¿Por qué mandan trabajadores de una empresa a hacer otra cosa para la que no están capacitados? ¿Dieron charlas? No puede ser”, manifestó José Amezquita, líder del Parlamento Obrero de Base.

Los trabajadores manifiestan que vienen denunciando esta situación desde hace varios años, toda vez que la dotación de equipos de protección empezó a escasear desde el 2012; sin embargo, no ha habido respuesta a las denuncias, razón por la cual acusan a Inpsasel de hacer caso omiso a sus reclamos.

El parlamento obrero de base, agrupación laboral, ha consignado más de 12 denuncias en el organismo de seguridad, hasta ahora, todas sin respuesta.

En lo que va del año 2023, este medio ha contabilizado 4 accidentes laborales con más de 15 víctimas en las empresas básicas de Guayana.