lunes, 4 marzo 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Ciclistas exigen justicia ante denuncias de presunto acoso y acto lascivo a menores de edad

El ciclista Oscar Vallejo recibió medida de régimen de presentación cada 30 días ante tribunales, luego de una denuncia por presunto acoso a una alumna de ciclismo de 14 años de edad. Luego de este caso surgió el testimonio de una segunda víctima, cuya denuncia aún se procesa.

Un grupo de ciclistas de Ciudad Guayana hizo una rodada este miércoles para exigir justicia por dos denuncias de acoso a menores de edad por parte de Oscar Vallejo, un instructor que formó parte de la escuela de ciclismo MTB Kids en Puerto Ordaz.

La protesta pacífica también fue un gesto de solidaridad con las víctimas y sus familiares, así como un llamado de atención para seguir denunciando y hacer justicia por este y otros delitos que puedan cometerse en cualquier ámbito.

La indignación surgió después de conocerse el primer caso la semana pasada. José Goncálvez, padre de la víctima de 14 años, relató que su hija le habló de conversaciones con su profesor de ciclismo Oscar Vallejo, quien le habría manifestado que tuvo un sueño con ella, pero le daba pena contárselo.

“En las conversaciones, desde el día uno, hay cierto acoso, era una conversación de todos los días. No le puede escribir a mi hija por privado cuando hay un grupo (de WhatsApp), agarró el número de allí, le empezó a escribir por privado”, dijo Goncálvez.

Ciclistas protestaron en #PuertoOrdaz para exigir justicia tras dos denuncias de presunto acoso y acto lascivo a menores de edad por parte de un instructor que formó parte de la escuela de ciclismo MTB Kids | Fotos Jhoalys Siverio

Al día siguiente pidió a su hija continuar con la conversación y preguntarle al instructor cuál fue aquel sueño. De acuerdo con la versión de los padres de la víctima y las capturas tomadas a las conversaciones por WhatsApp, aquel sueño sugirió una relación más allá de la habitual de profesor-alumna.

“Mi hija logró tomar captura de la conversación, porque él la borró y dijo que eso lo comprometía. Es cuando decido hacer la denuncia y todo lo que procede. Lo meten preso el viernes como a las 11:00 de la mañana, y el sábado a las 2:00 de la tarde ya estaba en la calle”, señaló.

El caso lo manejó la fiscal auxiliar 10 Ingrid Colmenares y el Tribunal de Violencia de Género. Una de sus inquietudes en el caso fue que en la audiencia de presentación no hubiese un juez de menores.

Goncálvez señaló también que asistió a la audiencia de presentación por casualidad, ya que no fue informado y se enteró el mismo sábado cuando fue a tribunales para averiguar cómo iba el proceso. Tampoco le querían permitir la entrada.

El acusado quedó en libertad bajo régimen de presentación en tribunales cada 30 días. Para los padres de la adolescente, la medida no es suficiente y exigen justicia. Apelarán la decisión y también consignaron documentos a la Federación de Ciclismo.

“Lo que exigimos es que se haga justicia. Todavía creemos en la justicia venezolana”, afirmó. Su hija tenía apenas un mes entrenando con Vallejo.

“Desde el día uno le escribía, y usa un método de que hay que medirte la entrepierna para tomarle las medidas. Lo mismo lo usó con la otra niña”.

Una segunda víctima

Luego de esta denuncia, el resto de los padres -cuyos hijos están en la misma escuela de ciclismo- manifestaron su preocupación y los interrogaron para saber si habían notado algo extraño en el trato hacia ellos.

De allí surgió una segunda víctima, otra adolescente de 14 años, sobrina de Antonio Miranda, también instructor.

“Sobre el primer caso nos enteramos porque gracias a Dios la niña tuvo la confianza con su papá para contarle y notó que la relación entre un profesor y alumno no era normal. Todas las mañanas le escribía, él iniciaba las conversaciones, en algún momento le decía ‘eres muy linda’, le preguntó qué edad tenía, ella le respondió 14 años, y él dijo ‘perfecto’. Luego que había soñado con ella, que le daba pena contarle el sueño, y no hay que tener dos dedos de frente para no darse cuenta de lo que venía después”, comentó Miranda.

“Un sueño en el que estaban en La Llovizna, que le estaba midiendo la entrepierna, que es algo normal en el ciclismo para la posición técnica del asiento, pero que la vio en una posición tentadora y que le había provocado hacerle sexo oral, dicho con otras palabras”, relató de acuerdo con las capturas de las conversaciones mostradas como prueba.

La escuela de ciclismo MTB Kids y la empresa patrocinadora IMGC comunicaron el término de la relación con el ciclista e instructor Oscar Vallejo, luego de una denuncia por acoso a una menor de edad

El testimonio de su sobrina es igual de delicado, y la denuncia se procesa como un presunto acto lascivo por parte de Vallejo.

“Dos días después de ese suceso, todos los padres de la escuela comenzaron a preguntarle a sus hijos si había pasado algo extraño. Entre esos salió mi sobrina que prácticamente era una sobrina para él. Dijo que lo único raro que vio fue que el día miércoles, que estábamos haciendo un entrenamiento en el asfalto, ella dice que él la paró aparte de los demás, muy adentro del circuito, y le dijo que tenía que medirle la entrepierna”, explicó.

Miranda precisó al respecto que: “Lo normal es que eso no lo haga un instructor hombre, sino una mujer, debe pedir ayuda a una dama. Le puso su mano en las partes íntimas e hizo el parapeto de las cintas. Lo lógico es que si tienes esas medidas, debes hacerle algo a la bicicleta para ajustarla; él no tocó para nada la bicicleta. A mi cuñado y a mi hermana se les derrumbó el mundo porque le tenían un gran aprecio”, lamentó.

Este segundo caso ya se denunció ante la Policía Nacional; el primero se hizo ante Patrulleros de Caroní.

“La fiscal anda obtusa que no quiere procesar la denuncia, estamos intentado llegar a la fiscal superior. En la Policía Nacional nos dijeron que no han podido llevar la denuncia a tribunales por problemas administrativos, pero nos dieron la palabra de que mañana (jueves) se introduce en tribunales. Pero de verdad no creo que las leyes nos vayan a dar mucho apoyo”, sostuvo Miranda.

– ¿No tienen confianza en las instituciones judiciales?

– No, después de lo que hemos visto hasta ahora no.

Desligados de Vallejo

En su cuenta en Instagram, la Escuela de Ciclismo Menor MTB Kids PZO emitió un comunicado en el que informó que Oscar Vallejo ya no forma parte de esta organización ni representa a la escuela de ninguna forma ni en ninguna actividad llevada a cabo en nombre de la institución.

La corporación IMGC, que lo patrocinaba como destacado ciclista en la región, también comunicó que ya no tiene afiliación alguna con la empresa y no los representa ante ningún ente, ni en ninguna actividad llevada a cabo en su nombre.

 La Comisión de Honor de la Asociación de Ciclismo de Bolívar se reunió este miércoles y decidió -por unanimidad- suspender temporalmente a Vallejo en las competencias de ciclismo avaladas o no por Asociclismo Bolívar, hasta tanto no haya una sentencia definitiva y firme de los tribunales.

También enviarán la notificación sobre esta decisión a la Federación Venezolana de Ciclismo, a la Comisión de Justicia Deportiva y a la Comisión Regional de Ciclismo Todo Terreno (Corcitt) en Bolívar, sin perjuicio de otra medida que pueda tomar la federación.

Vallejo también será notificado de esta decisión, además de tener el derecho de ser escuchado sobre la presunta acusación que se le hace, en respeto al debido proceso y su derecho a la defensa.

El acta precisa que Oscar Vallejo también tiene derecho a apelar esta sanción temporal ante la instancia superior, que corresponde a la Comisión de Justicia Deportiva.

Por último, una vez que el tribunal de la causa dicte una decisión definitivamente firme, el Consejo de Honor deberá establecer otra reunión para determinar responsabilidad y sanción al acusado, si fuera el caso.

En aras de garantizar la equidad informativa y conocer ambas versiones, Correo del Caroní intentó comunicarse directamente con Oscar Vallejo a su número de teléfono, pero no hubo respuesta. Vallejo tiene un amplio currículo como atleta. Es campeón nacional y del estado Bolívar en la disciplina mountain bike.