miércoles, 21 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Germán Márquez en el Open Day de Colorado

El lanzador venezolano será el abridor de los Rockies de Colorado ante los Rangers de Texas tal y como lo anunciará el manager Bud Black. Robinson Chirinos listo para estar detrás del home con los Rangers

Denver.-  El derecho venezolano de los Rockies, Germán Márquez ya alcanzó una meta.

El piloto del conjunto de Colorado, Bud Black, anunció el lunes que Márquez será el abridor para el primer partido de la temporada regular de los Rockies contra los Rangers. Es la primera presentación de Márquez en el Día Inaugural tras una sólida campaña del 2019.

“Es un objetivo que me había fijado cuando llegué a las Grandes Ligas — quería abrir en el Día Inaugural, quería ir al Juego de Estrellas y quería ganar un Cy Young”, declaró Márquez. “Entonces, ya alcancé una de esas metas. Es una sensación increíble”.

Márquez, quien también espera establecerse como uno de los mejores serpentineros en la Liga Nacional, se enfrentará a Lance Lynn de Texas en el nuevo Globe Life Field.

El año pasado, Márquez (quien tuvo foja de 12-5 con 4.76 de efectividad en 28 presentaciones) encabezaba el Viejo Circuito con 174 entradas lanzadas, compartía el quinto lugar con 12 victorias y era noveno en ponches con 175 cuando los Rockies decidieron darle fin a su temporada el 26 de agosto debido a una inflamación en el brazo derecho.

 

Chirinos listo para el debut

Arlington- El venezolano Robinson Chirinos se perfila como el receptor titular de los Rangers para el Día Inaugural.

Chirinos está cerca de una completa recuperación de un esguince en el tobillo derecho. El veterano pretende ser el cátcher para el partido de exhibición contra los Rockies el martes y estar listo para el primer encuentro de la campaña contra Colorado el viernes.

“Tengo plena confianza”, declaró Chirinos. “El tobillo ha respondido de la manera correcta en los últimos dos o tres días. Me siento optimista de que estaré detrás del plato el viernes”.

El equipo de Texas le otorgó un contrato a Chirinos en la temporada muerta, debido a que el club quería un mayor aporte a la ofensiva desde la receptoría. Los cátchers de Texas batearon un total de .193 la temporada pasada, que fue la segunda peor cifra en las Grandes Ligas. Además, el slugging de .298 fue el peor en las Mayores.

Chirinos disputó 114 encuentros con los Astros la temporada pasada y tuvo una línea ofensiva de .238/.347/.443 con 17 cuadrangulares y 58 remolcadas.