jueves, 30 mayo 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Bagnaia y Márquez por la conquista de Le Mans

El campeonato Mundial de MotoGP llega a Europa y lo hará con el Gran Premio de Francia en el mítico trazado de Le Mans. Bagnaia y Márquez buscan asaltar la punta que por ahora posee el español Jorge Martín.

El italiano Francesco ‘Pecco’ Bagnaia (Ducati Desmosedici GP24) y el español Marc Márquez (Ducati Desmosedici GP23) afrontarán el segundo asalto de su particular lucha en el mundial de motociclismo con la llegada del Gran Premio de Francia de MotoGP, al que ambos llegan con estadísticas de signo muy dispar en el circuito de Le Mans.

Otro español, Jorge Martín (Ducati Desmosedici GP24), llega líder de la categoría a un trazado en el que su mejor resultado en la categoría de MotoGP es una segunda posición en 2023.

Aunque, qué duda cabe que el principal centro de atención estará en la pelea entre el dos veces campeón del mundo de MotoGP y el ocho veces campeón del mundo de motociclismo, que se saldó a favor del primero en su primera lucha directa en el circuito Ángel Nieto de Jerez.

Pero las estadísticas de ambos, de Bagnaia y Márquez, son bien distintas cuando se trata de hablar de Le Mans, un circuito histórico, mítico y muy cinematográfico, en el que el español ha cosechado tres victorias (2014, 2018 y 2019), las dos últimas justo antes de su grave lesión en el circuito ‘Ángel Nieto’ de Jerez de la Frontera en 2020.

En tanto, ‘Pecco’ Bagnaia no se ha subido nunca a lo más alto del podio en Le Mans, en donde sus dos últimas apariciones en Francia se saldaron con sendos percances, el segundo de ellos, en 2023, muy comentado por la ‘enzarzada’ que protagonizó junto al español Maverick Viñales (Aprilia RS-GP).

Ellos serán los principales protagonistas en Le Mans, un trazado en el que las condiciones atmosféricas suelen tener su cuota relevante de protagonismo y ‘trastocan’ los planes de casi todos los pilotos y equipos.

En cualquier caso, además de ‘Pecco’ Bagnaia y Marc Márquez, el líder del mundial, Jorge Martín, será otro de los contendientes a tener en cuenta, como el también transalpino Enea Bastianini (Ducati Desmosedici GP24), vencedor en 2022 y tercero en la clasificación provisional del mundial.

La superioridad de los representantes del fabricante Ducati, cuya sede se encuentra en la localidad italiana de Borgo Panigale, es aplastante, con seis de sus pilotos entre los diez primeros de la provisional del mundial.

Pero también se debe tener en cuenta a los representantes de la austríaca KTM/Gas Gas, con el español Pedro ‘Tiburón’ Acosta y el surafricano Brad Binder, o los de la italiana Aprilia, con los españoles Maverick Viñales y Aleix Espargaró.

Entre todos ellos copan las diez primeras posiciones de la tabla de puntos en un campeonato del mundo de motociclismo que no ha hecho sino comenzar, y en el que las cuatro carreras disputadas cuentan con tres vencedores, ‘Pecco’ Bagnaia por partida doble en Qatar y España, Martín en Portugal y Maverick Viñales en Austin.

El circuito de Le Mans, uno de los más cortos del calendario, con apenas 4.185 metros, nueve curvas hacia la derecha y cinco hacia la izquierda, se caracteriza por sus bruscas apuradas de frenada y sus aceleraciones, lo que da una mayor relevancia al funcionamiento del chasis en el paso por curva y al motor a la salida de las mismas.

En cualquier caso, nadie duda que una vez más las Ducati serán las mecánicas de referencia, y ahí regresa de nuevo el duelo entre Martín, Bagnaia y Márquez, que promete polarizar buena parte del fin de semana, con mención a los también pilotos de la fábrica italiana y de la misma nacionalidad, Marco Bezzecchi, vencedor el pasado año en este mismo escenario, o Fabio di Giannantonio, cuyo mejor resultado en Le Mans y en MotoGP, fue octavo la pasada temporada.

Una atención especial habrá que prestar al campeón del mundo de 2021, Fabio Quartararo, quien por su condición de local, aunque no haya ganado nunca en Le Mans desde que está en MotoGP, debe ser tenido en cuenta, máxime después del paso adelante’ que al parecer protagonizó Yamaha con su YZR M 1 en los ‘test’ posteriores al Gran Premio de España en el ‘Angel Nieto’ de Jerez de la Frontera.

Como Quartararo, también debe ser tenido en cuenta su compatriota Johann Zarco, aunque en su caso el rendimiento de la Honda RC 213 V no da para lanzar las campanas al vuelo, como tampoco en el caso de los dos pilotos oficiales del fabricante de ‘Ala Dorada’, el español Joan Mir y el italiano Luca Marini.

Honda se encuentra sumida en su mayor crisis deportiva de la historia y ninguno de los pasos dados hasta el momento por los ingenieros japoneses parece dirigirse hacia el buen camino en lo que a la evolución de sus prototipos se refiere.

Será también una buena oportunidad para que enseñen la cabeza pilotos como los españoles Alex Márquez, segundo en 2020, pero entonces sobre una Honda RC 213 V en lugar de su actual Ducati Desmosedici GP23, el portugués Miguel Oliveira (Aprilia RS-GP), o el australiano Jack Miller (KTM RC 16), en su caso en el supuesto de que la lluvia se erija en protagonista, pues ya ganó en este escenario y en esas condiciones, en 2021.

Con la obligación de comenzar a ‘asomar la cabeza’ se encuentran los españoles Alex Rins (Yamaha YZR M 1), Raúl Fernández (Aprilia RS-GP) o Augusto Fernández (Gas Gas RC 16), además del italiano Franco Morbidelli (Ducati Desmosedici GP24).