domingo, 23 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

FundaRedes denuncia deterioro progresivo de centros educativos en estados fronterizos

El sector educación desmiente al Gobierno. La dirigente Griselda Sánchez afirma que “la ruina” en la que se encuentran las escuelas del país es más que “evidente”.

La coordinadora del Observatorio de Educación de FundaRedes, Zuly Mora, denunció este viernes que la población estudiantil en estados como Amazonas, Delta Amacuro, Zulia, Apure o Táchira reciben clases en instalaciones en malas condiciones para albergarlos, aunado a las fallas de los servicios públicos.

“La realidad de muchas instituciones educativas en el país es de precariedad y decadencia, por consiguiente, el proceso de enseñanza-aprendizaje no puede desarrollarse efectivamente”, afirmó Mora, al tiempo que reconoció que esa situación también se vive en los demás estados del país.

Advirtió que a lo largo de 18 años, FundaRedes ha podido observar un deterioro progresivo en escuelas, liceos y universidades que va desde el estado físico de los recintos educativos por falta de mantenimiento a la ausencia de recursos y condiciones básicas para que funcionen.

“Estas condiciones adversas afectan indudablemente la calidad de la educación y el desarrollo integral de los estudiantes, así como la labor docente”, puntualizó Mora.

La especialista explicó que la organización ha podido constatar a través del monitoreo y las constantes denuncias hechas por parte de docentes, estudiantes, padres y representantes que cada día la infraestructura de estas instituciones empeora.

“Este deterioro no solo pone en riesgo la seguridad de los estudiantes y el personal educativo, sino que también afecta su motivación y rendimiento académico”, aseguró.

El Estado venezolano, continuó la especialista, debe establecer un sistema de mantenimiento y reparación constante de las edificaciones educativas existentes tanto en los estados fronterizos como en el resto del país, garantizando un ambiente seguro y adecuado para el aprendizaje.

El 22 de abril, Nicolás Maduro aseveró que las brigadas comunitarias militares (bricomiles) han avanzado en la recuperación de las escuelas. “¿Qué sería de Venezuela sin el sistema del 1×10 del Buen Gobierno? con el que hemos avanzado en cada una de las prioridades, recuperando escuelas, centros de salud, espacios culturales y los servicios públicos”, dijo durante su programa Con Maduro+ sin mencionar cuánto, en números, representa ese avance de las brigadas, el menos en los planteles educativos.

En enero de este año, la ministra de Educación Yelitze Santaella, dijo que “54% de las unidades educativas han sido rehabilitadas” a través de las bricomiles, según lo reseñó el medio oficial VTV en su portal web, a propósito de una alocución por el segundo momento del período escolar 2023-2024.

El sector educación desmiente al Gobierno. Griselda Sánchez, dirigente sindical del gremio dijo a TalCual que “la ruina” en la que se encuentran las escuelas del país es más que “evidente”. A su juicio, los discursos de Maduro y su cúpula de funcionarios son “pura demagogia”.

“Se caen los techos, las paredes están llenas de hongos y hay humedad. Tenemos escuelas sin agua y sin luz que son fundamentales para el desarrollo de las actividades en cualquier institución y también tienen mucho que ver con la garantía de los derechos humanos”, expresó.