sábado, 22 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Espacio Público denuncia opacidad en torno al uso de mantas térmicas en glaciar en Mérida

La corona del glaciar Pico Humboldt abarcaba un total de 4.5 km2, a mediados de mayo sólo cubre 0.02 km2 (20 metros) por lo que ya no es considerado un glaciar.

El 6 de diciembre de 2023 Josué Lorca, ministro de Ecosocialismo, recibió 35 rollos de mantas térmicas para cubrir la zona de ablación de la montaña y proteger el espacio que queda sin hielo y así disminuir el proceso del deshielo en el resto del territorio en Mérida.

De acuerdo con una publicación de Espacio Público, este producto sería trasladado hasta el Pico Humboldt y, según el Estado, esta acción aumentaba el tiempo de vida, considerando que estaba prevista su desaparición antes del 2050.

Más tarde, el 9 de diciembre de 2023, el gobernador de Mérida, Jheyson Guzmán, recibió los rollos de mantas térmicas y la puesta del manto se pautó para enero de este 2024.

“La operación contempla 6 fases que se desarrollarán en un máximo de 30 días (…) La instalación de los campamentos bases se realizará en enero con un equipo de 26 personas entre técnicos, científicos, personal logístico y de prevención, que se distribuirán en dos grupos rotativos para realizar los trabajos en el glaciar”, señaló Lorca en diciembre.

No obstante, profesores e investigadores de la Universidad de Los Andes (ULA) manifestaron preocupación por esta iniciativa que buscaba instalar una cobertura geotextil en el glaciar La Corona, en el Parque Nacional Sierra Nevada.

Mediante un comunicado, los especialistas indicaron que, si bien puede ayudar a sostener la temperatura del glaciar, es una estrategia que debe ser empleada por períodos cortos, de 5 a 6 meses.

Asimismo explicaron que los países europeos han aplicado este método y que lo hacen durante el verano. Aun así, advierten que el riesgo de utilizar estos materiales es elevado, por su costo monetario y por la afectación ambiental y ecológica que puede generar.

En el día del árbol, las ONG venezolanas denuncian que los gobiernos locales no informan sobre el aumento del talado urbano en las principales ciudades de Venezuela mientras la capital genera islas de calor con temperaturas mayores a los 32 °C.

Entre los riesgos, según destacaron los expertos, está la generación de ruidos intensos por el uso de vehículos aéreos, emisiones de dióxido de carbono inherente a la movilización de vehículos aéreos y terrestres, la contaminación visual y la del agua y suelo por residuos y desechos sólidos en los sitios de campamento, lo que suma la contaminación por macro y micro-plásticos, la afectación de la colonización o recolonización de especies vegetales por adaptación en la zona de cubrimiento con la manta y la afectación de la movilidad de la fauna que transita por el glaciar o es atraída por las nuevas especies de vegetación.

La corona del glaciar Pico Humboldt abarcaba un total de 4.5 km2, a mediados de mayo sólo cubre 0.02 km2 (20 metros) por lo que ya no es considerado un glaciar. Para continuar dentro de la categoría, el cuerpo de hielo debe tener al menos 0.1 km2 de cobertura y ahora es solo un campo de hielo.

El Estado no responde

El 22 de diciembre de 2023 grupos ecologistas solicitaron información a Toro Belisario Guerra, director de la Unidad Territorial de Ecosocialismo Mérida. La solicitud contenía las siguientes preguntas: el estudio de impacto ambiental, las medidas de control de los impactos ambientales, autorizaciones de trabajo ambiental, un balance ambiental relacionadas a todas las operaciones realizadas en el lugar de los acontecimientos y áreas circundantes relacionadas a la operación Corona Humboldt junto con la expansión de la masa térmica en el macizo La Corona del Parque Sierra Nevada del estado Mérida.

Aunque el Estado contaba con 20 días hábiles para responder, hasta la fecha el Estado no da respuesta sobre las implicaciones del mantenimiento de las mantas térmicas, ni la existencia o resultados de estudios de impacto ambiental, se desconoce si ya están dispuestos los recursos para su retiro, considerando que la aplicación inició en el mes de enero, para la fecha ya transcurren cinco meses.

En su nota, Espacio Público también recordó que grupos ecologistas de Mérida han solicitado de forma pública al gobernador Jheyson Guzmán el retiro de estos materiales así como han solicitado el conocer los fundamentos de esta decisión, por ser de interés público.