lunes, 26 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Déficit presupuestario de universidades públicas alcanza el 90%

El boletín del Observatorio de Universidades se refiere a aquellas casas de estudios que destacan por su mayor experiencia y concepción plural, y propulsoras de la democracia y la justicia social.

El Observatorio de Universidades (OBU) advirtió que el déficit presupuestario de universidades públicas alcanza el 90%.

Según un boletín especial del OBU, las universidades sobreviven con un alto déficit presupuestario, especialmente aquellas que no controla el gobierno.

El OBU se refiere a aquellas universidades que destacan por su mayor experiencia y concepción plural, y propulsoras de la democracia y la justicia social.

Asimismo, la crisis política, institucional y socioeconómica de las casas de estudios volvió más precaria las condiciones de trabajo de los académicos venezolanos.

Todo aquello debe ofrecerse a través de las oportunidades a los interesados de acceder de manera abierta y pública.

Estatus actual de las universidades

Con relación a la extensión, el OBU aseguró que 88% de los docentes de las instituciones públicas y privadas no realizan actividades de extensión.

Al respecto, recordaron que la Encovi 2021 reveló que en las instituciones universitarias 60% de los docentes no realiza actividades de investigación.

Además, solo 29% de los profesores están en la categoría titular, que es el máximo escalafón.

Según el boletín del OBU, el principal motivo del estancamiento es la poca motivación para el ascenso, sobre todo en cuanto a salarios.

Por otra parte, 40% de los docentes están en los primeros dos escalafones que corresponden a los años preparativos para la carrera profesional como universitarios.

Adicionalmente se obstaculiza el acceso a suscripciones de revistas científicas especializadas por la asfixia presupuestaria que padecen las universidades. 

Precariedad más pandemia

Durante el segundo año de pandemia, solo el 1% del personal docente manifestó que imparte clases en modalidad presencial, y 7% de forma semi presencial.

A su vez, la mayoría aseguró trabajar en modalidad virtual: 66%.

Pero también, un 26% dijo que no ha dictado clases de ninguna manera.

Finalmente, durante los primeros dos años de pandemia hasta el tercer mes de 2022, el ingreso base de un docente titular no superó los 11 dólares mensuales.