lunes, 17 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Urge un tratado binacional que impida otro cierre de frontera

“En la actualidad, pese a la reapertura de los puentes en septiembre de 2022, hay áreas económicas como la marroquinería que siguen desaparecidas”, afirmó Rondón.

Desde la academia están claros del gran daño que provocó el cierre de frontera decretado por el Gobierno de Venezuela el 19 de agosto de 2015, y que se extendió a más de siete años en la zona de Táchira con Norte de Santander.

El exembajador y presidente de la Escuela de Gobierno, Mundo y Fronteras, Pavel Rondón, propuso un tratado binacional (Colombia y Venezuela) que impida a futuro el cierre de los pasos fronterizos. “En la actualidad, pese a la reapertura de los puentes en septiembre de 2022, hay áreas económicas como la marroquinería que siguen desaparecidas”.

En este sentido instó a las autoridades de ambas naciones a tomar en cuenta esta propuesta, la cual nace de la quinta sesión de la Cátedra de Frontera, que tuvo como escenario el auditorio de un reconocido hotel de la zona.

Otro punto que reiteró Rondón es la posibilidad que se concrete la ciudadanía fronteriza, la cual no está relacionada con la nacionalidad (lugar donde se nace), sino que tiene que ver con el manejo local, la vida cotidiana.

La infraestructura ferrocarrilera también fue expuesta por el exembajador, quien planteó la construcción de un ferrocarril. “Sería un tramo que va desde Puerto Cabello hasta Barquisimeto, que ya está construido. Luego vendría el tramo Barquisimeto-Guasdualito, Guasdualito-Arauca y finalmente el tramo Arauca-Costa del Pacífico colombiana”, enfatizó.

La presidenta de la Cámara de Comercio de San Antonio, Isabel Castillo, y el analista en temas de frontera William Gómez asistieron a la cátedra. Gómez, en su intervención, recordó la importancia de la reforma de la Ley de Frontera y la creación de su reglamento para el desarrollo de la zona, así como la promulgación de un nuevo régimen aduanero para las importaciones menores.

Una Zona de Integración Fronteriza Inteligente fue expuesta por Rondón para promover no solo la inversión, sino también la educación, la salud y cualquier otro aspecto social.

Por su parte, la profesora e investigadora de la Universidad Francisco de Paula Santander, Marina Sierra, subrayó la necesidad de crear una zona o área entre Táchira y Norte de Santander que afiance la integración.

“Todos debemos sumarnos al rescate de la frontera. Es una tarea de todos”, manifestó la académica al recalcar que no es fácil la reconstrucción de una zona tras tantos años de cierre y de quiebre. Sin embargo acotó que con voluntad es posible lograrlo.

Para el arquitecto Jorge Escalante, concebir una transmetrópoli entre San Cristóbal y el Área Metropolitana de Cúcuta es más que viable. Destacó que se debe aprovechar el trabajo que se está aportando desde la frontera para el rescate de la misma, para encaminarse por proyectos innovadores y factibles.