viernes, 23 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Encuentran sin vida al sacerdote Josiah K’Okal en Monagas

K’Okal nació en Kenia y sirvió de manera muy especial a los indígenas waraos y a las personas más pobres en Delta Amacuro durante sus últimos 15 años de vida.

El sacerdote de la Congregación Misioneros de la Consolata fue encontrado sin vida este 2 de enero, confirmaron fuentes ligadas a la congregación en Tucupita, estado Delta Amacuro. Su cuerpo fue hallado en una zona boscosa en Guara, estado Monagas.

Josiah K’Okal salió de la sede de la congregación en Paloma, Tucupita, con destino desconocido el 1 de enero. De acuerdo con sus compañeros, no les informó hacia dónde iba.

El mismo lunes, funcionarios policiales iniciaron su búsqueda atendiendo la denuncia de su desaparición.

Este martes, cerca de las 10:30 de la mañana se conoció el hallazgo de un cuerpo con las características similares a las del sacerdote. Inmediatamente una comisión de la congregación se trasladó al lugar y confirmó que el cuerpo es del sacerdote Josiah K’Okal, reseñó Radio Fe y Alegría.

El medio Tanetanae reporta que la Policía Nacional Bolivariana (PNB) halló el cuerpo del sacerdote presuntamente ahorcado en un árbol de la carretera nacional en Isla de Guara.

El portal deltano agrega que líderes waraos han exigido a las autoridades policiales un proceso limpio, pulcro y sobre todo creíble en las investigaciones; también un pronunciamiento de las autoridades gubernamentales. 

“Un buen sacerdote”

La Arquidiócesis de Caracas junto con el cardenal Baltazar Porras manifestaron sus condolencias: “Fue un buen sacerdote y un generoso misionero. Paz a su alma”, publicaron en X (antes Twitter).

El cofundador de la ONG Mi Convive, Roberto Patiño, también se pronunció sobre el suceso: “Siento una profunda tristeza por esta noticia. El padre K’Okal fue un guía espiritual para nuestra familia. Casó a mi hermana, bautizó a sus hijos y la orientó en su rural como médico en el Delta. Atesoraré para siempre sus consejos sobre el trabajo social y sus enseñanzas sobre la cultura indígena. Descansa en paz, Josiah”, escribió en X.

Josiah K’Okal nació en Kenia y sirvió de manera muy especial a los indígenas waraos y a las personas más pobres en Delta Amacuro durante sus últimos 15 años de vida.