miércoles, 21 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Buque de Trinidad, sin notificar al INEA, hizo actividad de salvamento cerca de Carúpano  

El buque guardacostas de Trinidad y Tobago, implicado en la muerte de un bebé de dos años, que viajaba con su madre desde Venezuela, realizó labores de búsqueda y salvamento en aguas nacionales.

La ONG Organización Nacional de Salvamento y Seguridad Marítima de los Espacios Acuáticos de Venezuela (ONSA) advirtió el domingo que el buque guardacostas de Trinidad y Tobago, implicado en la muerte de un bebé de dos años que viajaba con su madre desde Venezuela, realizó labores de búsqueda y salvamento dentro de la Zona Contigua y aguas jurisdiccionales de nuestro país, específicamente cerca de Carúpano, estado Sucre.

De acuerdo al ONSA, las operaciones realizadas por el mencionado barco fue para asistir al barco con bandera de San Vicente y las Granadinas, llamado Fair Chance, que se volteó dejando el casco expuesto en la superficie. Sin embargo, advierten que dichas operaciones se realizaron sin hacer la notificación correspondiente al Instituto Nacional de Espacios Acuáticos (INEA).

A juicio de la ONG, la presencia de ese buque guardacostas representa una “violación al espacio acuático” de nuestro país con esas labores que se llevaron a cabo.

Sin embargo, informó que en el incidente con el barco Fair Chance se pudo rescatar al menos a dos personas de las siete que estaban a bordo. Los sobrevivientes fueron llevados a Trinidad y Tobago, mientras aún quedan cinco tripulantes desaparecidos.

El incidente, según información suministrada por ONSA, ocurrió el sábado en la mencionada zona cuando el Fair Chance, que llevaba acero, se volteó. Advierten que la situación de la embarcación representa un peligro para la navegación en la actualidad.

El buque de la Guardia Costera de Trinidad y Tobago al que hace referencia ONSA fue el que estuvo implicado en las acciones a inicios de febrero de 2022 cuando sus tripulantes dispararon contra un peñero con migrantes venezolanos a bordo, matando a un bebé de dos años e hiriendo a su madre, justificando los disparos por una presunta acción de embestir la nave trinitaria.

El defensor de derechos humanos, Orlando Moreno, informó que el infante, cuyo nombre era Yaelvis Santoyo Sarabia, iba en brazos de su madre, Darielvis Sarabia, y ambos eran parte de las 20 personas que zarparon la noche de este sábado, rumbo a Trinidad.