viernes, 1 de julio de 2022

Jornada médica pro fondos para UDO San Félix sigue en pie pese a desaprobación de autoridades universitarias

Dirigentes estudiantiles informaron que el director de la institución José Mora desautorizó la jornada médica pautada para este sábado. Los estudiantes manifestaron que pese a la negativa de autoridades la jornada sigue en pie.

Dirigentes estudiantiles informaron que el director de la institución José Mora desautorizó la jornada médica pautada para este sábado. Los estudiantes manifestaron que pese a la negativa de autoridades la jornada sigue en pie.

@mlclisanchez

Movimientos estudiantiles de la Universidad de Oriente (UDO), sede San Félix, informaron que autoridades de la institución desautorizaron la jornada médica pro fondos que los estudiantes organizaron durante más de dos semanas y que está pautada para este sábado desde las 8:00 am hasta las 3:00 pm.

Las consultas médicas costarán 12 dólares por persona. Los fondos recaudados serán utilizados para recuperar la institución

Los estudiantes manifestaron que pese a la negativa de autoridades la jornada sigue en pie.

El movimiento estudiantil Promeudi invitó a la comunidad en general a una jornada médica en la que cuatro profesionales graduados de la UDO darán consultas de medicina interna, psicopedagogía, cardiología y pediatría por un precio de 12 dólares por persona.

Los fondos recaudados estarán destinados al reacondicionamiento de las aulas de clase, la entrada del campus y la reparación de pupitres y pizarras.

“Rechazamos esta situación, y vamos a hacer la actividad así la tengamos que hacer afuera de la universidad en pro de recuperar las instalaciones. Si nos niegan el acceso a la institución por querer hacer una jornada que beneficie a la universidad, la haremos afuera”, manifestó Franklin Rodríguez, presidente del movimiento Unidad Estudiantil.

“El director solo se presta para negocios internos de la institución, pero cierra la puerta a los estudiantes que de manera voluntaria hemos logrado avanzar en recuperar parte de la universidad”, denunció.

Rodríguez informó que el director de la casa de estudios no comunicó al decanato sobre la actividad, pese a que los estudiantes hicieron llegar la solicitud con semanas de antelación.

La UDO enfrenta un grave deterioro de infraestructura por los constantes robos, y la falta de presupuesto para reponer lo desvalijado. Solamente este año, la UDO ha sido asaltada por el hampa en más de dos ocasiones. En la búsqueda de piezas de metal para la venta como chatarra, los delincuentes han cargado con puertas, lámparas, marcos para pizarras, los estantes de hierro de la biblioteca y perfiles de aluminio de las oficinas.

Para intentar recuperar los espacios, los estudiantes y profesores han organizado actividades de autogestión para la recolección de fondos y recepción de donativos.

Más del autor

¡Síguenos!

Notas relacionadas

spot_img