martes, 23 abril 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Guayaneses alertan sobre aumento de enfermedades respiratorias ante repunte de incendios forestales

Evitar la quema de basura, no arrojar desechos inflamables o de vidrio en los caminos y evitar las fogatas son algunas de las recomendaciones para evitar los incendios de vegetación.

Habitantes de Ciudad Guayana alertan sobre un aumento en el índice de enfermedades respiratorias ante el repunte de incendios forestales en la zona. Según la reseña de medios regionales, durante el mes de febrero hubo más de 10 quemas de vegetación en Caroní.

“Yo jamás había tenido enfermedades respiratorias y me he sentido bastante mal. Ahora tengo asma alérgica. Cada vez que se quema algo, a mí me afecta. Todo ese hollín me viene para el negocio y afecta la salud y el ambiente. He ido tres veces al médico por el mismo tipo de asma. Esta semana estuve muy mal porque los incendios y la contaminación que hay en la zona me afecta bastante. En esta zona hay muchos terrenos baldíos y eso se presta para los incendios. Además, aquí no vienen los bomberos, eso se quema solo y se apaga. Vienen muy rara vez”, manifestó Betty Guzmán, residente de la urbanización Villa Betania, en Puerto Ordaz.

Estas declaraciones hacen referencia a la falta de equipamiento que tienen los bomberos en el municipio Caroní, específicamente carencia en dotación de equipos de seguridad y unidades de rescate. Asimismo, vecinos de la avenida Atlántico comentan que, a pesar de que existe la disposición de ayudar, la mayoría de los cuerpos de bomberos de la urbe están limitados por la falta de recursos.

“Es preocupante la cantidad de incendios en la ciudad. Mi casa tiene mucha cercanía con vegetación y estos incendios provocan que el humo se meta a la casa, se esparcen las cenizas por el aire… Además, cerca de esta zona está ubicado un banco de transformadores que podría alcanzar la tanquilla eléctrica. Hay un verano muy intenso, altas temperaturas aunado a la sequía y otros factores”, expresó Jorge Beneri, habitante de la urbanización Alto Caroní.

“Ojalá que con esta ola de incendios, el gobierno entienda la necesidad de dotar y formar a los bomberos de la ciudad”, expresó una ciudadana en redes sociales sobre la publicación de un incendio en Los Raudales.

Un problema de salud pública

Según el Laboratorio de Investigaciones Respiratorias de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, los incendios forestales representan un problema de salud pública, especialmente para poblaciones vulnerables como niños y adultos mayores.

La exposición al humo generado por este tipo de eventos provoca irritación en los ojos, ahogo, dificultad para respirar, y agravamiento de enfermedades cardíacas y pulmonares crónicas.

Hay que señalar que, según el testimonio de una ciudadana, los fuegos suelen incrementarse, debido a la falta de desmalezamiento en zonas con alta vegetación, tarea que es responsabilidad de la Alcaldía de Caroní.

La coordinadora de Sustentabilidad de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), Florencia Cordero, aseguró en entrevista para Correo del Caroní que la calima que se ha generado durante las últimas semanas en la urbe se debe a la quema de vegetación originada por la sequía.

 ¿Cómo prevenir los incendios forestales?

• No quemar desperdicios

 • No arrojar basura, materiales inflamables y objetos encendidos como cigarrillos en las carreteras y caminos

 • No tirar objetos de vidrio como botellas o materiales inflamables

 • No encender fogatas

 • Evitar el uso de máquinas que produzcan chispas en la vegetación