jueves, 30 mayo 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Nuevo TSJ, más presión a la economía y otro paso rumbo al Estado comunal fueron las prioridades de la AN en 2022  

En materia legislativa dejó a un lado temas como salarios, pensiones y servicios básicos para enfocarse en temas políticos como designar un “nuevo” TSJ en el que el 60% de sus miembros repite y acercar el país más a un Estado comunal.

El 2022 fue un año en el cual la Asamblea Nacional (AN) de mayoría chavista aprovechó para profundizar en reformas al Estado, principalmente el área judicial y en lo económico, mientras nuevamente abrió las puertas al Estado comunal con el inicio del debate para la reforma de leyes del poder popular.

A principios de año la AN se propuso en su programa básico legislativo la aprobación de al menos 23 leyes. Sin embargo, para el cierre del 2022 solo 19 leyes fueron sancionadas y 16 quedaron aprobadas en primera discusión.

Algunas de estas leyes son la Ley de Sellos, la Ley de Antecedentes Penales, la Ley de autorización de actividad aérea entre Venezuela y San Vicente, la ley para derogar la Orden Francisco Fajardo, y las leyes de las condecoraciones Orden Gran Cacique Guaicaipuro y otra en honor a Darío Vivas.

Reforma de justicia y un nuevo TSJ

En cuanto a las áreas que el Parlamento priorizó una de las más significativas fue el área judicial, iniciando el propio año legislativo al sancionar la Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia, la cual se aprobó en primera discusión en sesión ordinaria del 30 de diciembre de 2021, fue sancionada el 18 de enero de 2022.

Además de la reforma de la Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia, el Parlamento creó el Comité de Postulaciones Judiciales para designar los nuevos integrantes del órgano judicial. El proceso tardó tres meses y culminó el 26 de abril, con la AN mostrando un listado final de 20 magistrados.

De estos 20 magistrados, que se supone pasarían a formar parte “del nuevo sistema judicial” 60% repitió para un mandato dentro del TSJ.

Además una de las seleccionadas fue Tania D’Amelio quien abandonó su cargo como rectora principal en el CNE y en efecto paralizó durante todo el 2022 los avances que se pudieron hacer en materia del Registro Electoral.

El 1 de junio se presentó en la plenaria y fue aprobada en primera discusión la reforma de la Ley del Sistema de Justicia, cuya segunda discusión no se ha llevado a cabo. 

Leyes que presionan la economía

Otra área priorizada por la AN en su ejercicio legislativo del 2022 fue la económica la cual se centró en tres leyes que desde el Parlamento se vendieron como parte de una estrategia para impulsar la economía.

La primera de estas leyes fue la Reforma a la Ley de la Actividad Aseguradora, que fue aprobada en su primera discusión el 25 de enero y fue sancionada el 12 de octubre. Este instrumento permitió incorporar nuevos canales comerciales a la actividad aseguradora en el país, aunque su foco estuvo en las multas y los pagos de trámites.

Como ocurrió con todas las leyes aprobadas este año por la AN, que contemplan el pago por algún tipo de sanción, la Reforma la Ley de la Actividad Aseguradora llevó todos estos pagos, así como los trámites, al tipo de cambio oficial de mayor valor que mide el Banco Central de Venezuela.

Esta ley, que entró en vigencia en febrero, puso hasta en 2% el monto adicional que una persona debe pagar si cancela en un comercio que sea contribuyente especial, además de un segundo recargo que puede ser de hasta 20% si el cliente o la persona que adquiere un servicio cancela en efectivo.

Una tercera ley económica creada este 2022 fue la Ley de Zonas Económicas Especiales la cual permite al gobierno de Nicolás Maduro, a través de un órgano controlado por su gobierno, la creación y control de zonas con un régimen económico especial.

Aunque en un principio esta ley se dijo que buscaba incentivar la inversión por parte de actores económicos externos al país, en el texto de la ley se establecen aranceles adicionales que estos inversionistas tendrían que pagar al momento de invertir o establecer algún tipo de actividad económica en estas zonas. 

El acelerador a última hora para un Estado comunal

En la recta final del año, específicamente en las sesiones ordinarias de los días 17, 22 y 29 de noviembre, la AN aprobó en primera discusión un total de cuatro leyes relacionadas con el concepto del Estado comunal.

Las reformas a las leyes orgánicas de consejos comunales, comunas, poder popular y sistema económico popular fueron denunciadas en la plenaria por parte de la bancada de la Alianza Democrática, la cual afirmó que su objetivo es establecer un Estado paralelo al que por mandato constitucional puede existir en Venezuela.

El diputado Alfonso Campos Jessurun aseguró a Crónica.Uno que el chavismo busca “reformar leyes que ya son orgánicas, pero las reformas en estas crean una nueva división político-administrativa que permite, entre otras cosas, darles recursos desde el presupuesto, esto está en contra de la Constitución que define claramente cuál es la división administrativa del país”.

Además de estas cuatro leyes, la AN durante el 2021 dejó aprobadas en primera discusión otras dos leyes que alterarían el Estado venezolano rumbo al Estado comunal: La Ley del Parlamento Comunal Nacional y la Ley de Ciudades Comunales.

Durante el breve debate en el seno de la plenaria durante las sesiones de noviembre, el presidente de la AN Jorge Rodríguez defendió estas iniciativas afirmando que no existe nada más democrático que “empoderar al pueblo”.

Se desconoce cuándo la AN llevará para su segunda discusión las 6 leyes del Estado comunal que ya ha “discutido”. Lo último que se ha informado entre declaraciones de Nicolás Maduro pidiendo celeridad para estas, es que estaban en la etapa de consulta pública.