lunes, 17 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Delsa Solórzano denuncia dificultades para alojamiento en Bolívar por miedo a represalias

Desde que Machado comenzó sus recorridos para incentivar la participación ciudadana y promover la candidatura de González Urrutia, sus visitas han estado marcadas por el “castigo” a dueños de hoteles, restaurantes o con la retención de equipos.

La presidenta de Encuentro Ciudadano, Delsa Solórzano, denunció en un video subido a sus redes sociales la madrugada de este jueves que el alojamiento para ella y su equipo fue difícil en el estado Bolívar, dando a entender que existe miedo a represalias por parte de las autoridades.

Solórzano relató que en el primer hotel en el que se quedaron en Ciudad Bolívar, luego de un viaje accidentado desde Caracas a la entidad minera, funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) llegaron a la 1:00 de la mañana del 5 de junio para exigir que desalojaran las habitaciones.

Dijo que no lo hizo porque “estoy con un equipo y no los voy a dejar solos”, por lo que salieron a las 6:00 de la mañana de dicho establecimiento para esperar a la coordinadora de Vente Venezuela, María Corina Machado. Luego, en la noche del mismo jueves llegaron al Hotel Roraima en Puerto Ordaz, donde al parecer tenían reservación.

Sin embargo, la administración del hotel dijo que “con toda la pena del mundo” no podían darle alojamiento ni a ella ni a su equipo de trabajo. En ese sentido adelantó que era probable que tuvieran que dormir en la camioneta donde estaban viajando.

Este nuevo atropello denunciado por Delsa Solórzano se une a varias acciones tomadas por las autoridades en las que se han evidenciado cierres de locales, multas y detenciones, para intentar frenar las giras de María Corina Machado y el candidato de la Plataforma Unitaria, Edmundo González Urrutia, por el país.

Desde que Machado comenzó sus recorridos para incentivar la participación ciudadana y promover la candidatura de González Urrutia, sus visitas han estado marcadas por el “castigo” a dueños de hoteles, restaurantes o con la retención de equipos usados en las concentraciones.

Tras el paso de los opositores, llegan los funcionarios del Servicio de Administración Tributaria (Seniat) con fiscalizaciones “sorpresas” o funcionarios de distintos cuerpos de seguridad, según sea el caso, para ejercer acciones contra las personas que han prestado un servicio de apoyo logístico para el desarrollo de la actividad.

Las medidas, lejos de detener los recorridos de la dirigencia opositora, han generado muestras de apoyo hacia la coordinadora de Vente Venezuela.