viernes, 20 de mayo de 2022

La pesadilla de Rodney Álvarez

Todos sabíamos que Rodney Álvarez era inocente, pero el 8 de junio de 2021 tras una década preso, lo sentenciaron a 15 años por homicidio calificado.

Todos sabíamos que Rodney Álvarez era inocente, pero el 8 de junio de 2021 tras una década preso, lo sentenciaron a 15 años por homicidio calificado.

Lo de Rodney Álvarez quedará en la jurisprudencia de este socialcomunismo como la más palmaria evidencia del uso y abuso de formas retorcidas de estas rojas tiranías para encanallar y torcer la justicia, a fin de proteger sus crímenes y a sus criminales. Lo hacen a cielo abierto, a la vista de todos para demostrar que no les importa lo que pase por el raquítico cerebro de los habitantes de este villorrio, y tampoco lo que vean organismos como la Corte Penal Internacional, la OEA, o la Comisión de Derechos Humanos presidida por Michelle Bachelet. Imagínense si le pondrán un ápice de atención a las cientos de ONG que monitorean estos temas, o si el defensor del Pueblo puede abrir la boca para espetar alguna incoherente justificación. Por cierto, ¿quién es el titular de esa silenciada e inútil dependencia?

En este expaís, hasta los más lerdos sabemos que cualquier ¿decisión? del actual poeta-fiscal -el otro bardo fue Isaías Rodríguez- tiene su origen en las maquinaciones que se perpetran en las salas situacionales de la cúpula. Por eso nos preguntamos qué buscaban con la excarcelación de este obrero guayanés, justo el 11 de abril, día de la batalla de San Félix. Por cierto, el feudo de Tarek W. Saab solicitó libertad plena sin restricciones, pero el tribunal acordó medida sustitutiva de libertad con régimen de presentación hasta la conclusión del juicio. Como ocurre siempre, el objetivo es complicarles la vida a sus víctimas, pateándole sus más elementales derechos.

Si la protervia judicial no se ensaña contra Rodney sólo cabe la absolución, pues jamás se le comprobó implicación alguna en el homicidio de Renny Rojas, quien recibió un tiro mortal en el cuello durante una asamblea de trabajadores en Ferrominera Orinoco, en junio de 2011. Muchos ojos vieron al que disparó y dieron su testimonio, pero la injusticia roja-rojita tenía a Rodney Álvarez en la mira. Fue apresado el 17 de junio en Ciudad Piar y estuvo preso durante 11 años.

Como el régimen siempre busca propinarles el mayor daño posible a quienes considera sus enemigos, decidió radicar el juicio en Caracas, lo más alejado posible de su humilde familia guayanesa. Lo recluyeron en la cárcel de El Rodeo en el estado Miranda, un penal que suma lo peor del sistema carcelario socialista: hacinamiento, hambre, violencia, ausencia de atención sanitaria, sin agua, sin electricidad y con el poder absoluto de un pranato esclavista. Que monopoliza los privilegios y prerrogativas en esas fosas comunes, bien llamadas por Fiódor Dostoievski el sepulcro de los vivos.

Además de las infrahumanas condiciones en las que tuvo que sobrevivir Rodney, también sufrió en carne propia la otra tortura que impone el sistema judicial socialista. En su temporada en aquel infierno -con el añadido del eufemísticamente llamado retardo procesal- le difirieron las audiencias en 25 oportunidades, diez veces le reiniciaron el juicio por retiro o renuncia de los jueces y fue objeto de varios atentados en la cárcel, tres de ellos documentados.

Todos sabíamos que Rodney Álvarez era inocente, pero el 8 de junio de 2021 tras una década preso, lo sentenciaron a 15 años por homicidio calificado. Su defensa apeló el fallo, alegando “proceso judicial viciado”, entonces le ofrecieron liberarlo con medidas cautelares a cambio de declararse culpable. Una proposición en estos términos sólo puede ser calificada de irrespetuosa y denigrante, y como tal fue rechazada por Álvarez y su defensa.

Este ferrominero confirmó que las desgracias no vienen solas, así que durante su criminal presidio su esposa murió atropellada por un automóvil. Tres niños quedaron en la orfandad y la madre de Rodney asumió la responsabilidad de cuidarlos. El todavía no es un hombre libre, pero en medio de su difícil situación se le demanda una gran responsabilidad para ser el padre que sus niños necesitan, y el hijo de una madre sacrificada que ha sufrido hasta la extenuación en estos once años. Tampoco debe olvidar ser el ciudadano comprometido con la sociedad, que no puede bajar la guardia en un expaís destruido por la corrupción, la desidia, la indolencia y la crueldad de una élite dominante cada vez más paranoica. Esa que hostiga, reprime, encarcela y tortura a quienes osan levantar la voz y disientan de esta pesadilla socialcomunista.

Agridulces 

Hiede a filfa, a patraña comunista, la petición de Petro a Piedad Córdova. Me recuerda la ruptura y el enfrentamiento electoral entre Arias Cárdenas y el paracaidista barinés, con gallina y todo lo demás. ¡Mosca, hermanos colombianos!

Más del autor

Acumuladores compulsivos

La historia está plagada de ejemplos para todos los gustos y necesidades de quienes se acercan al tema de la corrupción.

Bergoglio y Putin

De acuerdo con su santificada y desprejuiciada lectura, Putin no tiene ninguna responsabilidad en los crímenes cometidos contra la población civil ucraniana.

25 años sin Humberto Medina

Gozó del respeto de sus colegas y por ello en dos oportunidades lo eligieron como presidente de Apuneg y representante profesoral ante el Consejo Universitario de la UNEG

La pesadilla de Rodney Álvarez

Todos sabíamos que Rodney Álvarez era inocente, pero el 8 de junio de 2021 tras una década preso, lo sentenciaron a 15 años por homicidio calificado.

¡Síguenos!

Notas relacionadas

Madonna y Madono: Vidas paralelas

Madonna no calculó el desprestigio al cual la sometió su referida boutade. Exponerse a paralelismos con Madono no es un oprobio cualquiera.

Los enemigos de los libros

Los insectos, el agua, el fuego y el hombre han sido los enemigos más poderosos que han enfrentado los libros...

Acumuladores compulsivos

La historia está plagada de ejemplos para todos los gustos y necesidades de quienes se acercan al tema de la corrupción.

Ciudad Bolívar “en un rincón del alma”

En Ciudad Bolívar, a 257 años de su fundación, hay una “corte de los milagros” que enfila lanzas por una elección que ni sirve, ni proporcionará soluciones a la miseria.

Cortos de mayo

Me hubiese gustado tener a Luis Herrera Campins de profe. Hay varios testigos que dan fe del desbordante y sentido conocimiento del presidente por la obra de Gallegos y los ríos del llano.

Sácate la caretita

Lo de Francisco no es de extrañar. Menos si lo comparamos con como lo han hecho en el pasado otros papas y la Iglesia Católica ante circunstancias similares. Como que siempre se ha estado esperando para ver qué pasa. Y quién gana.