martes, 16 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Inicia una negociación difícil y trascendental para superar la grave crisis en Venezuela

Gobierno de Maduro y la oposición agrupada en la Plataforma Unitaria de Venezuela firman un memorando de entendimiento que regirá la mesa de trabajo con miras a establecer reglas claras de convivencia política y social con respeto absoluto a la Constitución. | Foto @SRE_mx

Ciudad de México.- El trabajo será arduo, complejo y difícil. Sobre la mesa un memorando de entendimiento labrado a pulso por el Reino de Noruega, en consulta permanente con las partes e importantes jugadores de la comunidad internacional.

Bajo este panorama y en suelo mexicano quedó instalada la mesa de negociación y diálogo entre la representación del gobierno de Nicolás Maduro y la oposición agrupada en la Plataforma Unitaria de Venezuela, con el que se intentará dar salida a la grave crisis a todos los niveles en que se encuentra sumida Venezuela.

La negociación en México está basada en una agenda, formato y pautas, acordados de manera previa, que están contenidos en el memorándum firmado este viernes

El proceso contará con la facilitación del Reino de Noruega, el acompañamiento del Reino de los Países Bajos, la Federación de Rusia y un grupo de amigos de la comunidad internacional.

Ha sido clave la alineación diplomática entre el Gobierno estadounidense de Joe Biden y la Unión Europea cuyos representantes siguen de cerca esta ronda de negociaciones.

La ceremonia de la firma del memorando de entendimiento se desarrolló en un ambiente sobrio, de corta duración, precisa y sin oportunidad para los panfletos. Los representantes expusieron sus alegatos, resaltaron la importancia de este nuevo intento para el entendimiento político que contribuya a destrabar la crisis institucional que ha derivado en una dolorosa emergencia humanitaria, traducida en muertes, migración forzada, represión, abusos de poder, inestabilidad, zozobra y desesperanza.

Gerardo Blyde, jefe de la Delegación de la Plataforma Unitaria de Venezuela, resaltó que el proceso de negociación y diálogo que inicia en México será trascendente, importante e integral para el pueblo venezolano.

“El proceso será complejo, tendrá momentos muy difíciles, no ha sido fácil acordar la agenda y el formato. En medio de narrativas diametralmente contrarias, comienza un proceso trascendente que debe obligarnos a buscar acuerdos en todos los temas que vamos a tratar”, sostuvo el representante de la oposición.

Las partes enfatizan en que ya se conocen los desacuerdos; el trabajo es dónde encontrar los puntos de confluencia que destrabe la crisis

Jorge Rodríguez, jefe de la Delegación del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, deseó que la paz y el respeto al derecho ajeno sean los principios para las negociaciones y el diálogo.

“Estamos listos y estamos dispuestos a que aparezcan acuerdos tempranos que nos permitan llevar esperanza”, aseguró Rodríguez, presidente de la Asamblea Nacional controlada por el oficialismo, quien resaltó: “Ya sabemos en qué no estamos de acuerdo y de qué manera tan distinta vemos nuestras vidas y vislumbramos el futuro. El trabajo es dónde encontramos puntos de confluencia, en dónde encontramos acuerdos concretos”.

Dag Nylander, jefe del Equipo Facilitador del Reino de Noruega, agradeció a México por ser sede de las negociaciones y aplaudió la disposición de las partes.

Agenda

  1. Derechos políticos para todos.
  1. Garantías electorales para todos. Cronograma electoral para elecciones observables.
  1. Levantamiento de las sanciones, restauración de derecho a activos.
  1. Respeto al estado constitucional de derecho.
  1. Convivencia política y social, renuncia a la violencia, reparación a las víctimas de violencia.
  1. Protección de la economía nacional y medidas de protección social al pueblo venezolano.
  1. Garantías de implementación, seguimiento y verificación de lo acordado.

Términos acordados

Las partes han acordado los siguientes términos generales:

  1. Objetivo de la negociación integral: Llegar a un acuerdo a través de una negociación intensa, integral, incremental y pacífica para establecer reglas claras de convivencia política y social con respeto absoluto a la Constitución Nacional.
  1. Método: La negociación se dará bajo el principio de que nada está acordado hasta que todo lo esté. Sin embargo, las partes podrán celebrar acuerdos parciales si consideran que los temas sobre los que versen han sido suficientemente discutidos y si su implementación es urgente, necesaria o al menos verificables antes del término de la negociación. Los acuerdos parciales tempranos serán incluidos en el acuerdo final y serán irreversibles desde su emisión, sin perjuicio de que exista la posibilidad de ajustarlos a las circunstancias o de mejorarlos, atendiendo el principio de progresividad.
  1. Representación: Cada parte designará su delegación de 9 miembros. Se esforzarán por incluir mujeres en las delegaciones.
  1. Participación: Se establecerán mecanismos de consulta con otros actores políticos y sociales.
  1. Acompañamiento internacional: Facilitador: Noruega. Acompañantes: Países Bajos y Rusia. Grupo de amigos: Facilitador invitará y anunciará a los países que formarán el grupo de países amigos.
  1. Lugar: Ciudad de México.

Ante una realidad aplastante, la necesidad de acuerdos

Este nuevo intento se produce dos años después del intento fallido en Barbados, también auspiciado por Noruega, cuando Venezuela vivía momentos de alta tensión. Los motivos del fracaso de los anteriores encuentros fueron la negativa del chavismo a renunciar al control de las convocatorias, y la evidente división de la oposición, cuyo liderazgo no se ha visto fortalecido.

Los 9 representantes de la oposición venezolana en el proceso de negociación: Claudia Nikken, Luis Aquiles Moreno, Gerardo Blyde, Roberto Enríquez, Mariela Magallanes, Tomás Guanipa, Stalin González, Luis Emilio Rondón y Carlos Vecchio | Foto @Presidencia_VE

“Entre las buenas intenciones de por todas las partes, los eufemismos, las palabras medidas al milímetro, se atisban unos objetivos -plasmados en una agenda de siete puntos- y una certeza: la necesidad de lograr una salida a la crisis de Venezuela es cada vez más acuciante. Lograr un cronograma electoral que satisfaga a todas las partes y el levantamiento de las sanciones son dos de los puntos claves a negociar, aunque ambas partes trasladaron la necesidad de lograr otro tipo de acuerdos, humanitarios, mucho antes”, reseñó el diario El País de España la firma del entendimiento que dio inicio a la ronda de negociaciones en México.

El presidente de la Asamblea Nacional elegida en 2015 ha admitido que puede no haber “unanimidad”, pero cree que la oposición llega a México con objetivos comunes. “Hemos reunido a la unidad entera nuevamente”, ha dicho, en aparente alusión a acuerdos recientes como la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), una alianza de partidos que logró éxitos electorales sin precedentes recientes.

“Puedo decir hoy que hay unidad en Venezuela respaldando la posibilidad de una solución a través de un acuerdo integral en este momento”, durante un acto público en Caracas en el que ha insistido en que es “una herramienta fundamental” para encarar este nuevo proceso, aún por elaborar en detalle. (Con información de DPA | Ministerio de Relaciones Exteriores de México)