lunes, 22 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Trabajadores de Maderas del Orinoco denuncian pérdida de 8 mil hectáreas debido a incompetencia para controlar incendios

El Sindicato de Empresas Forestales denunció que la estatal está vulnerando los derechos de los obreros al desmejorarlos de sus cargos, asimismo señaló que la compañía mixta no ha logrado alcanzar ninguna de sus metas desde su conformación en 2019.

Trabajadores de la antigua empresa forestal Maderas del Orinoco, hoy Empresa Mixta Maderas de Venezuela y Turquía (Mavetur), denunciaron a Correo del Caroní la pérdida de 8 mil hectáreas de pino en Uverito debido a la incompetencia de la compañía para controlar los múltiples incendios forestales consecuencia de la sequía.

Uverito es el bosque más grande del mundo plantado por el hombre, y abarca parte de los estados Monagas y Anzoátegui. Primero CVG Proforca y luego Maderas del Orinoco, eran las empresas encargadas de aprovechar las más de 500 mil hectáreas, sin embargo, en 2019 el Gobierno venezolano decidió asociarse con una compañía de origen turco y crearon una sociedad mixta.

Fue entonces cuando se ejecutó un despido masivo en la compañía, que según los trabajadores, afectó a 1.700 empleados.

El secretario de prensa del Sindicato de Trabajadores de la empresa forestal, William López, denunció que la estatal no ha tomado acciones ante los múltiples incendios que la temporada de sequía ha generado en el bosque.

“La semana pasada se quemaron aproximadamente 7 mil hectáreas en Anzoátegui con un incendio que duró 7 días. Desde el viernes se han producido cuatro incendios que ya alcanzan 8 mil hectáreas de pino. En el bosque solo quedan unas 66 mil hectáreas de pino en pie y están siendo explotadas irracionalmente”, afirmó López.

En este sentido, medios regionales y nacionales han venido reseñando la destrucción del bosque. Según Crónica Uno, medio digital, para 2019 quedaban solo 100 mil hectáreas aprovechables.

Bomberos forestales fuera de sus puestos laborales 

El representante sindical afirma que, pese a la necesidad de los bomberos forestales para contrarrestar los daños, la compañía ha venido desactivando a los bomberos que laboran en Mavetur, provocando un caos mayor.

Asimismo declaró que quienes siguen dentro de la empresa laboran sin ningún tipo de seguridad, puesto que no se les entregan equipos de protección personal ni los uniformes reglamentarios.

“Mavetur decide botar a los protectores del bosque, hombres entrenados por años con amplia experiencia para el combate de incendios forestales. En el campamento Los Hachos, en Anzoátegui, desactivaron 10 bomberos de 12 que quedaban. Ellos combaten los incendios sin equipos de seguridad como botas, chaquetones o cascos”, afirmó López.

A su vez, trabajadores afirman que ya casi no queda maquinaria debido al desmantelamiento de la misma.

Crisis laboral 

Tal como sucede en el resto de las empresas básicas de Guayana, los empleados de Mavetur también han sido desincorporados, según la denuncia.

“No hay transporte, no reciben beneficios del CLAP desde hace 3 años. Quisiéramos saber hacia dónde van los recursos que están destinados para este beneficio”, alegaron los denunciantes.