miércoles, 25 de mayo de 2022

Trabajadores de Guayana exigen al nuevo ministro de Industrias que atienda sus reclamos

Ahora los trabajadores de las tuteladas por CVG exigen a Juan Arias “dar la cara ante sus reclamos”, tras la falta de atención y respuesta de Pedro Maldonado y los presidentes de las empresas.

Ahora los trabajadores de las tuteladas por CVG exigen a Juan Arias “dar la cara ante sus reclamos”, tras la falta de atención y respuesta de Pedro Maldonado y los presidentes de las empresas.

Representantes sindicales y trabajadores de las distintas industrias de Guayana mantienen una agenda de calle en reclamo por violaciones a las contrataciones colectivas desde 2018, cuando se firmó el memorándum 2792 que significó la pérdida de sus beneficios laborales.

La concentración de este lunes a las afueras de la sede de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG) sirvió también para convocar a la actividad que tendrán el domingo 1 de mayo en la esquina caliente de Unare, en Ciudad Guayana, con motivo del Día del Trabajador.

Ángel Bolívar, trabajador de Sidor con 23 años de servicio, miembro de la Intersectorial de Trabajadores de Guayana (ITG) denunció la situación | Foto William Urdaneta

Asimismo exigieron al nuevo ministro Juan Arias dar la cara a los reclamos de trabajadores, jubilados y pensionados, que han sido ignorados por el presidente de la CVG, Pedro Maldonado, y de cada una de las empresas de las que forman parte del grupo.

“Estamos esperando que el nuevo ministro le dé la cara a la clase trabajadora. Usted habla de producción, y no puede haber producción con los trabajadores en su casa. Usted habla de recuperar la credibilidad de nuestras empresas, y eso es sentándose con la clase trabajadora, los que dan el sudor por más de 40 años en Guayana y han levantado la alternativa no petrolera del país. Vamos a seguir en la calle hasta que se siente con la clase trabajadora de Guayana”, dijo Fernando Serrano, secretario de trabajo y reclamo del sindicato de CVG Venalum.

César Soto, delegado departamental y miembro del movimiento Unidad en la Coincidencia, destacó como un logro la reunión tripartita que este lunes se inició con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), organismo que aseguran obligó por presiones al gobierno de Nicolás Maduro a sentarse en dicha reunión en la que se discuten las violaciones a los derechos de los trabajadores.

“Hoy nos tienen a una gran cantidad de trabajadores desincorporados. ¿Cómo explican ellos que nos desincorporan y contratan gente? Crean contratas para ocupar puestos de los compañeros de trabajo desincorporados. ¿Cómo es que me tienen que entregar una pala, un rastrillo y un machete para limpiar la ciudad o limpiar una plaza, para que pueda trabajar nuevamente en Sidor. No me niego a limpiar una plaza, pero es que aquí el Estado tiene recursos para ello y mucha gente está sin empleo. ¿Por qué usan a los que están para sacar el acero, el aluminio, la madera, el cemento, el hierro? ¿Por qué los quieren utilizar para eso? y si cumplen, bajo amenazas los ingresan a la empresa agazapados”, cuestionó Soto.

Arranque en Sidor 

Desde el lunes 18 de abril, trabajadores de la acería de palanquillas, planchones, barras y alambrón y planta de pellas, en Sidor, iniciaron una protesta de brazos caídos por el mal cálculo en el pago de sus salarios, por no coincidir con sus tablas salariales ni con el aumento que decretó Maduro. Además, la empresa adeudaba el pago de retroactivo, y reclamaron también la reincorporación de los desactivados.

Aunque los sidoristas rechazaron un pago de bono como oferta, y el anuncio del pago de un “retroactivo complementario” sin precisar la hoja de cálculo a aplicar, a través de videos difundidos en redes sociales los trabajadores denunciaron que la estatal llevó a personal no perteneciente a Sidor, para crear confrontación y obligar a un arranque de las plantas en protesta.

A ello se sumó el hostigamiento por parte de la Dgcim y amenazas de despidos o desactivaciones de ficha, para presionarlos y obligarlos a cesar la manifestación.

“El Estado se ha encargado de llevar factores politiqueros a las instalaciones de Sidor para forzar los arranques. Lo que se estableció dentro de Sidor no fue acordado por los trabajadores en su totalidad, hubo un arranque con trabajadores de otras áreas que podían presentar una condición de riesgo. Además, el acoso por parte de los funcionarios, más las acciones de choque de los esbirros del régimen, por ello arrancaron la planta. Queremos dejar claro a los trabajadores que lo que hay que reclamar está contemplado en la Constitución y nuestra contratación colectiva”, señaló Bolívar.

Explicó que a razón del salario mínimo, su contratado colectivo establece un 35% por encima de este, y a partir de allí comienzan a sacar las tablas salariales de acuerdo con los diferentes niveles.

Un trabajador de Sidor de la acería de palanquillas comentó que para este lunes estaban nuevamente activas las acerías de palanquillas, planchones, barra y alambrón y planta de pellas, donde comenzaron la protesta hace una semana.

Más del autor

¡Síguenos!

Notas relacionadas

spot_img