viernes, 19 abril 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Trabajadores de Casima denuncian ante junta interventora amenazas y suspensión de beneficios tras visita a la planta

Afectados señalan al gerente de operaciones, Juan Díaz, de tener amenazados a todos los empleados que llevan denuncias sobre el estado de la planta a la junta interventora.

Trabajadores de CVG Planta Casima protestaron frente a la sede de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG) para exponer y denunciar a la directiva de la empresa, a quienes acusan de amedrentar al personal y suspender beneficios laborales, luego de que la junta interventora visitara la planta y los obreros manifestaran sus inconformidades.

El pasado 25 de abril, integrantes de la junta interventora de la CVG, presidida por Héctor Silva y Alexis Rodríguez Cabello, visitaron las instalaciones de Planta Casima con el fin de conversar con los empleados de la siderúrgica sobre las condiciones laborales. En ese momento, los obreros denunciaron las múltiples irregularidades que se viven en la empresa, así como la desinversión y atropellos de los que aseguran han sido víctimas.

Según denuncian los trabajadores, a modo de represalia, la empresa ha suspendido beneficios laborales, y promueve el terror entre el personal amenazando con despidos a la clase obrera.

“La visita trajo como consecuencia ira, acoso, el incremento de los atropellos y mayor violación a los derechos de los trabajadores por parte del señor Juan Díaz, director de operaciones, llegando a señalar y amenazar a los trabajadores que expusieron la problemática en dicha visita”, manifestaron los afectados en un documento que consignaron en CVG.

Protestantes aseguran que se suspendió la entrega de bolsas de comida y de dotación de proteína a los trabajadores que están de vacaciones, de reposo médico o con procedimientos abiertos en la Inspectoría del Trabajo. Asimismo alegan que desde el 30 de marzo se suspendieron una serie de bonificaciones que hacía parte de sus salarios desde 2022.

“Solicitamos que se reincorpore a todos los trabajadores que fueron despedidos injustificadamente, quienes tienen orden de reenganche, a los compañeros a quienes aplicaron medidas cautelares y a todos a quienes sacaron bajo la falsa figura de no requeridos. También solicitamos que se normalicen los asuntos salariales según la contratación colectiva y hoja de cálculo”, enfatizaron los perjudicados.

Durante 2022, los trabajadores de Planta Casima protestaron en contra de la directiva en más de tres oportunidades, denunciando terrorismo laboral, recorte injustificado de salario y amedrentamiento. Ante esto la directiva promovió la visita de cuerpos de seguridad del Estado a la planta, y los voceros de las manifestaciones fueron puestos bajo medida cautelar de despido, en una movida que buscaba disipar los reclamos.

“La junta interventora visitó la planta, pero eso quedó hasta allí, no hemos visto resultados. Una vez culminada la visita, la cosa empeoró. El director de operaciones, quien lleva la figura principal de la planta, se dedicó a amenazar y violentar masivamente los derechos laborales. Amenazó directamente a todo trabajador que estuvo reunido con la directiva de CVG diciendo que se las iban a pagar. No estamos dispuestos a seguir tolerando las actitudes antiobreras de este señor, requerimos que las autoridades de CVG asuman y hagan cambios en Planta Casima. No más Juan Díaz en Planta Casima”, expresó Freddy Acosta, vocero de los trabajadores de la fábrica.

“Fuera Juan Díaz” fue la consigna predilecta de los manifestantes, quienes insisten en la necesidad de separar al gerente de su cargo para mejorar las condiciones laborales de la empresa.