jueves, 22 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Régimen apresa a trabajador de Corpoelec Otoniel Ramos y lo acusa de “terrorismo”

Este jueves fue la audiencia del trabajador de Corpoelec que el régimen acusó de estar implicado con las fallas eléctricas. Otoniel Ramos permanecerá recluido en la sede de la Dgcim en Boleíta.

El Tribunal Décimo Tercero de Control del Área Metropolitana de Caracas dictó privativa de libertad contra Otoniel Ramos, trabajador de Corpoelec acusado de sabotaje eléctrico.

La audiencia de presentación se realizó pasada las 5:00 de la tarde de este jueves, 25 de abril. Los delitos imputados fueron: daños a instalación del Sistema Eléctrico Nacional, terrorismo y asociación para delinquir.

Ramos permanecerá recluido en la sede de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) de Boleíta en Caracas, a donde fue trasladado la tarde del lunes desde Puerto Ordaz.

Otoniel Ramos fue detenido la tarde del 18 de abril, luego de un allanamiento a su vivienda. La orden de aprehensión, emanada desde Caracas, fue librada el día anterior.

Tenía 18 años trabajando como analista de sistemas en la Gerencia de Automatización, Tecnología de la Información y Telecomunicaciones en la central hidroeléctrica de Macagua, pero por su inasistencia (por falta de transporte) fue suspendido desde hace año y medio, al igual que otros 500 empleados de la estatal que dejaron de asistir por las condiciones laborales precarias.

Otoniel Ramos es el segundo trabajador preso por el régimen para culpar por las fallas eléctricas en el país. A mediados de marzo fue apresado Geovanny Zambrano, imputado por asociación para delinquir, fuga de información y sospecha de sabotaje.

Pero además, una trabajadora y un jubilado, Damaris Cervantes y José Cedeño, hoy están exiliados por la persecución desde que denunciaron la falta de mantenimiento en las centrales hidroeléctricas y advirtieron el colapso del sistema.

La orden de aprehensión por la que detuvieron a Otoniel Ramos incluye a otras cuatro personas: Julio César Acuña Núñez, Miguel Ángel José Freitas, Ramón García García y Jesús Rodríguez Landoni. Estos dejaron de laborar en la estatal desde hace dos y hasta nueve años, mismo tiempo que llevan fuera del país.