domingo, 14 abril 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Profesores universitarios protestan para exigir mejores condiciones laborales de cara al inicio de clases

Educadores exigen la discusión de una nueva contratación colectiva, así como un incremento salarial que les permita salir de su condición de pobreza.

Este 18 de septiembre, líderes sindicales de la Universidad de Oriente (UDO), la Universidad Nacional Experimental de Guayana (UNEG) y de la Universidad Nacional Experimental Politécnica Antonio José de Sucre (Unexpo) organizaron una manifestación para exigir mejores condiciones laborales de cara al inicio del semestre.

Denunciaron que se mantienen ganando salarios que van de 15 a 20 dólares por laborar en instituciones que carecen de condiciones mínimas, puesto que las sedes de las universidades cada vez están más deterioradas.

“No quieren discutir contrato colectivo, no quieren darnos un HCM acorde, no quieren reconocer a los dirigentes gremiales. Tenemos a 6 sindicalistas presos, tenemos un estudiante preso. La política es meter presos a los dirigentes para que no haya protestas. A pesar de eso hoy estamos acá para decir que no nos calamos esta política de entregar los recursos del Estado a otros países. No estamos de acuerdo. Hay que cambiar el modelo político de este país. En 23 años, el régimen sale todos los diciembres declarando que el próximo año va a mejorar y nunca lo ha hecho”, expresó el presidente de la Asociación de Profesores de la UNEG, Raúl Brito.

Los educadores señalaron que las instituciones de educación superior continúan sin tener servicio de transporte, comedor, ni beneficios para el personal, cuyo salario ha perdido su poder adquisitivo ante el constante incremento en los precios de productos y servicios.

“Hoy deberían iniciar las actividades escolares y académicas. Nivel básico y universitario. Las escuelas están destruidas. No hay comedor ni mínimas condiciones. Se gastan recursos en fiestas para bachilleres, pero no arreglan las escuelas. Hay alta deserción en el sector universitario y los profesores deben hacer varios trabajos para sobrevivir. Un país sin educación está destinado al fracaso”, manifestó Brito.

Estas declaraciones hacen referencia a la Ruta Live Bachiller, una iniciativa que tiene lugar en todos los estados del país y consiste en la organización y movilización de estudiantes del último año de bachillerato a conciertos con artistas regionales, nacionales e internacionales. El gremio docente ha condenado la iniciativa gubernamental, alegando que estos recursos deberían ser destinados a mejorar los planteles e incrementar los salarios.

Según el Colegio de Profesores del estado Bolívar, el 80% de las aulas de clases no están aptas para recibir estudiantes. En este sentido, a pesar de los esfuerzos de los bricomiles y proyectos gubernamentales para dar respuesta, los planteles continúan en condiciones paupérrimas.

John Álvarez: criminalización de la dirigencia estudiantil 

Los manifestantes se unieron al clamor nacional y exigieron la liberación de John Álvarez, estudiante de Antropología de la Universidad Central de Venezuela (UCV), quien fue apresado el pasado 30 de agosto por su presunta vinculación con el caso de conspiración que suscitó la detención y condena de 6 sindicalistas a 16 años de prisión.

“El gobierno se ha dado a la tarea de presionar y coaccionar a los docentes. Se les ha suspendido el salario a una gran cantidad de docentes que están temerosos y por eso no están aquí. Los trabajadores tenemos que seguir en la calle. Aquí se ha desmantelado todo el derecho laboral venezolano. Esto es una política de Estado. A John Álvarez se le violentó su proceso y fue detenido, han desmantelado a todos los dirigentes estudiantiles universitarios porque fueron ellos quienes en algún momento plantearon la lucha en la calle. Están temerosos porque si los estudiantes se organizan, los trabajadores se organizan, la calle nuevamente nos pertenece”, declaró Hermes Villarroel, secretario de contratación colectiva de la UNEG.