jueves, 22 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

OVF proyecta una inflación entre 250% y 360% para 2024

Todo indica que 2023 será un año perdido en materia de crecimiento, el que hubo en 2021 y 2022 fue muy frágil y estuvo territorialmente muy concentrado en pocas ciudades.

El Observatorio Venezolano de Finanzas (OVF) ofreció sus proyecciones económicas para el año 2024 y estimó que la inflación podría oscilar entre 250% y 360%.

En un evento realizado por el ente económico alterno, los economistas Daniel Cadenas, Omar Zambrano y José Guerra expresaron sus opiniones acerca el escenario económico venezolano dentro del contexto de los diversos acontecimientos mundiales y el caso venezolano para el 2024.

Sobre el tipo de cambio, los expertos coincidieron en que el rango va a depender de los dólares que el Banco Central de Venezuela pueda vender. Así, el tipo de cambio podría ubicarse entre BS/US$ 170 y Bs/US$ 210.

El profesor Omar Zambrano expuso que posterior al COVID-19 Venezuela tuvo una recuperación no productiva, en el sentido DE que se trató de una expansión fundamentalmente del comercio y ciertos servicios donde prevalece la baja productividad y los bajos salarios.

Predominará la desigualdad en 2024 

Una característica predominante en la actual economía es la desigualdad. Se cree que para 2024 esta tendencia se mantenga, pues Venezuela ha perdido muchas capacidades y requiere crecer rápido y sostenidamente para recuperar el nivel de actividad económica de 2012.

Por otra parte, el mercado laboral de Venezuela está destruido: la mitad de las personas en edad de trabajar está inactiva. Los salarios son muy bajos y no crean incentivos a la economía formal.

El OVF señaló que las remesas ayudan pero no tanto porque 25% de las familias recibe remesas por un monto promedio mensual de 150 dólares lo cual es insuficiente, pues el monto de la canasta alimentaria familiar se ubica en casi los 400 dólares.

El 58% de las familias venezolanas en 2022 estaban en una situación de vulnerabilidad económica. Geográficamente esta situación es más notoria.

“Para 2024, si se relajan las sanciones, puede haber cierta expansión fiscal que se puede enfrentar con una restricción de oferta que puede derivar en más inflación. Todo ello en medio de una gran incertidumbre política por ser 2024 un año electoral”, afirmaron.

Según el ente económico, todo indica que 2023 será un año perdido en materia de crecimiento, el que hubo en 2021 y 2022 fue muy frágil y estuvo territorialmente muy concentrado en pocas ciudades.