viernes, 1 marzo 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Orlando Ochoa: Elevando su producción de petróleo y gas, Venezuela tendría un futuro de enormes oportunidades

El pronunciamiento lo hace el economista, refiriéndose al impacto de los conflictos bélicos que generan grandes expectativas para el país, advirtiendo que “el mundo necesita energía y Venezuela la tiene”.

Si Venezuela pudiese volver a elevar la producción de petróleo y gas, con levantamiento de sanciones y un piso estable de cambios políticos y económicos, entonces el panorama futuro sería de enormes oportunidades en recuperación y progreso.

El pronunciamiento lo hace el economista, analista económico y profesor universitario, Orlando Ochoa, al referirse a los escenarios que existen actualmente y el impacto de los conflictos bélicos que generan grandes expectativas para el país, advirtiendo que “el mundo necesita energía y Venezuela la tiene”.

A la vista de esta realidad inocultable, que no se puede tapar con un dedo, Orlando Ochoa advierte que “se requieren nuevos cambios”, lo cual evidentemente no se avizoran en el corto o mediano plazo en Venezuela.

Ochoa un análisis en su cuenta de Twitter, recuerda que “Venezuela tiene una población estimada en 28.5 millones de habitantes. Un 1% con muy alto poder adquisitivo son 285 mil personas que llenan restaurantes, tráfico en algunas zonas y conciertos. Ojalá Venezuela se arreglase así de fácil. En realidad se requiere de un gran esfuerzo”.

Explica que una pequeña minoría de venezolanos tiene una riqueza acumulada en el exterior de +$300 mil millones; de cualquier origen, por trabajo o por corrupción. No se puede juzgar el estado de una economía por el patrón de consumo de 285 mil u otro número cercano de privilegiados.

Afirma que mientras las cifras de pobreza relativa o crítica (sin cubrir necesidades de alimentación) son variables, pero se estiman por encima de 80%. El enorme deterioro en servicios de electricidad y agua habla de un país que retrocedió en décadas en logros sociales previamente alcanzados.

Proyecta que las estimaciones del tamaño de la economía venezolana en 2021 apuntan a unos 50 mil millones de dólares corrientes (PIB); mientras en 2012 era de $350 mil millones (con desequilibrios y en rápido deterioro). Fue un colapso trágico. Arreglarlo exige más que propaganda de “recuperación”.

Cómo afirman empresarios, al menos cambió la destructiva y primitiva visión socialista; la cual Hugo Chávez asumió con vehemencia después del 11/abril 2002. Luego de 20 años de errores ideológicos, corrupción y conflicto político, hundieron a Venezuela. Tocamos fondo y hay un respiro.

El especialista que conoce a fondo la realidad económica venezolana, advierte que el respiro económico actual con apertura de mercados, dolarización parcial, sin un marco legal adecuado, sin financiación al sector privado; con el sector público en cesación de pagos de su enorme deuda acumulada, no tiene fuelle para durar mucho.