jueves, 25 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Ministerio de Petróleo fija en dólares los fletes para transportar combustible

Progresivamente, la administración de Maduro ha retirado los subsidios que mantuvo durante más de dos décadas, en una etapa de gestión caracterizada por la búsqueda de financiamiento vía recaudación fiscal ante la masiva reducción de captación de dinero a través de la renta petrolera.

El Ministerio de Petróleo fijó tarifas planas en dólares correspondientes al transporte terrestre de productos derivados de hidrocarburos. En pocas palabras, dolarizó los fletes que se cobran para distribuir el combustible a lo largo del país.

Mediante la Gaceta Oficial N° 42.667, de fecha 10 de julio fue publicada una resolución del Ministerio de Petróleo que fija estos montos según la cantidad de kilómetros y el tipo de ruta que deba recorrer el vehículo de carga para trasladar el combustible.

“Se establecen las tarifas de flete para el transporte terrestre de productos derivados de hidrocarburos, desde plantas de suministro propiedad de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) hasta los puntos de expendio en el mercado interno y clientes finales”, indica el documento.

De esta manera se deroga la norma previa establecida en la Resolución Nº 112, de fecha 11 de octubre de 2013, publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Nº 40.273, de fecha 16 de octubre de 2013.

La normativa previa establecía tarifas de fletes en bolívares y segmentaba el precio según localidades. Por ejemplo, era más costoso trasladar combustible en Guatire que en Maturín. Además contaba con un reglón de escala que incrementaba la tarifa cada 25 kilómetros.

La nueva directriz contempla un cuadro mucho más simplificado que solo hace distinción entre rutas planas y montañosas, diferenciando los traslados cortos, por debajo de los 750 km, y los largos, por encima de los 750 km. Los precios son los siguientes:

Tarifa plana:

  • De 0 a 750 km: 1,9951 dólares por kilómetro recorrido.
  • Mayor a 750 km: 1,4396 dólares por kilómetro recorrido.

Tarifa de montaña:

  • De 0 a 750 km: 2,1946 dólares por kilómetro recorrido.
  • Mayor a 750 km: 1,5836 dólares por kilómetro recorrido.

La resolución resalta que estas tarifas “incluyen gastos de administración y utilidad”. Además aclara que, pese a estar fijadas en dólares, pueden pagarse en bolívares.

Se acaban los subsidios

Progresivamente, la administración de Maduro ha retirado los subsidios que mantuvo el propio gobierno chavista durante más de dos décadas, en una etapa de gestión caracterizada por la búsqueda de financiamiento vía recaudación fiscal ante la masiva reducción de captación de dinero a través de la renta petrolera.

El Gobierno se ha escudado bajo el argumento de las sanciones a la industria petrolera para justificar la escasez de recursos con los que cuenta para ofrecer una gestión adecuada del país, pese a que Maduro estuvo a la cabeza del Ejecutivo por más de seis años de contracción económica -caracterizada por un período de desabastecimiento crónico e hiperinflación- sin sanción alguna.

Durante su gestión, la industria petrolera redujo su producción de unos 2,7 millones de barriles diarios (b/d) a promediar unos 700 mil b/d actualmente, tras dos años de promesas de que superaría el millón y apuntaría a los 2 millones b/d para el fin de este año.

En este contexto de deterioro de la industria petrolera y escasez de fondos públicos, el chavismo ha dejado de lado su política de protección de precios al consumidor y ha aplicado medidas que encarecen la producción, distribución y comercialización de los bienes y servicios en la economía venezolana, pese a que la población mantiene un paupérrimo poder adquisitivo.

El primer golpe se dio con el levantamiento del subsidio a la gasolina, en plena cuarentena por la pandemia de COVID-19. En aquel momento se estableció un sistema híbrido de precios internacionales a $0,50 por litro de combustible y subsidio mediante un cupo otorgado a través del sistema patria de hasta 120 litros vendidos a un precio de Bs 0,2 por litro. No obstante, con el pasar de los años, ha incrementado el número de estaciones de servicio que comercializan únicamente gasolina a precios internacionales.

Más recientemente, el pasado 3 de julio, Pdvsa decidió incrementar a Bs 0,32 el precio de venta del diésel para el sector industrial, que se había subsidiado en un 100% en los últimos años con la finalidad de reducir los costos operativos de la industria nacional, que se refleja en los precios de bienes comercializados en el país.

Además circulan rumores sobre el posible incremento del precio del gas natural a 3,3 dólares por millón de unidades térmicas británicas (BTU), que representa un aumento de 192% frente a los 1,13 dólares por millón de BTU que cobraba al sector empresarial por este recurso, según reportó Bloomberg.

Como parte de este nuevo esquema, la filial de gas de Pdvsa se acercó a las medianas y grandes empresas para discutir los nuevos contratos de suministro, que a partir de ahora se contabilizarán en dólares.