viernes, 23 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Más burocracia: traslado de productos agrícolas requerirá registro en sistema Sigesai

El Insai considera que el nuevo sistema llega para simplificar estos trámites y mejorar el registro y seguimiento de la distribución de la producción del campo.

Por orden del Instituto Nacional de Salud Agrícola Integral (Insai), desde el 1 de agosto se prohibirá el traslado y la comercialización de productos y subproductos de origen vegetal a todos aquellos productores y comerciantes que no estén registrados en el Sistema de Información, Gestión y Estadística de la Salud Agrícola Integral (Sigesai).

Este requisito se suma a otros trámites ya existentes que incrementan la burocracia en la cadena productiva del sector agrícola, pues para completar el registro en el Sigesai es necesaria la inscripción en el Registro Único Nacional de Salud Agrícola Integral (Runsai) y en el Registro Único Nacional Obligatorio y Permanente del Productor y Productora Agrícola (Runoppai).

A través de la plataforma online del Sigesai, los interesados en el traslado de estas mercancías deben solicitar unas “guías de movilización” para cada viaje que deseen realizar, guías que ya han sido denunciadas por gremios productores debido a las complicaciones burocráticas que entorpecen la distribución de productos vegetales.

A mediados de junio de 2022, la Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela (Fedenaga) denunciaba que la exigencia de guías de movilización se terminaba convirtiendo en una “medida de extorsión” en contra de los trabajadores del campo.

“El tema de las guías de movilización se ha vuelto una medida extorsiva que retrasa los trámites normales para comercializar, y atenta contra la constitución, afectando la seguridad agroalimentaria, perturbando cualquier movilización hacia los centros de consumo en los demás estados del país”, destacaba el gremio en un comunicado.

A pesar de estas denuncias, el Insai considera que el nuevo sistema llega para simplificar estos trámites y mejorar el registro y seguimiento de la distribución de la producción del campo.

En este sentido, garantizan que los permisos de movilización se otorgarán de forma rápida mediante un código QR. De esta manera se eliminará la necesidad de visitar las oficinas del Insai para validar estos permisos.

De acuerdo con autoridades del Insai, las empresas dedicadas al almacenamiento, comercialización, importación y exportación de productos vegetales o animales deben registrarse en este nuevo sistema como “empresas”; mientras que aquellas que solo compran y venden productos sin contar con un establecimiento físico deben hacerlo como “comercializadoras”.

A través de sus redes sociales, el Insai indicó que, para completar el registro de personas jurídicas, los interesados deben ingresar los siguientes documentos a la plataforma del Sigesai: 

  • Registro Mercantil
  • RIF
  • Cédula de identidad del representante legal
  • Runoppa
  • Runsai
  • Documento de propiedad del predio
  • Acta de inspección de Insai
  • Documento y carnet del registro de hierro
  • Teléfono celular
  • Correo electrónico 

¿Sigesai contra el contrabando? 

Esta medida adicional de registro se efectúa en un contexto de comercialización ilícita de productos contrabandeados, especialmente desde Colombia.

Los empresarios privados han exigido medidas para frenar el contrabando que afecta a la producción nacional al venderse a precios más económicos sin pagar impuestos. Esta situación ha perjudicado especialmente la producción nacional de papas, cuyos productores han advertido que se están “arruinando”.

Sin embargo, las guías de movilización no garantizan la disminución de la distribución y venta de productos contrabandeados.

En febrero, el diputado del Consejo Legislativo de Táchira, Heriberto Labrador, aseguró que en esa entidad las autoridades pertinentes seguían emitiendo guías de movilización a la papa colombiana para “venderla como venezolana”.

“La papa entra de contrabando por Delicias, la cambian de saco, elaboran una nueva guía como si fuera papa producida en Venezuela y la distribuyen en los mercados de Táriba, San Cristóbal y el resto del país”, denunciaba.