domingo, 3 de julio de 2022

Hoteleros sugieren que se permitan fines de semana largos para recuperación del sector

El presidente de Fenahoven sugirió que para que se tenga un mayor control de la población que requiera estar aislada en hoteles, se ponga en funcionamiento la red de hoteles Venetur donde hay una gran cantidad de habitaciones y grandes áreas que permitan el cuidado y control de esos ciudadanos. | Foto William Urdaneta

El presidente de Fenahoven sugirió que para que se tenga un mayor control de la población que requiera estar aislada en hoteles, se ponga en funcionamiento la red de hoteles Venetur donde hay una gran cantidad de habitaciones y grandes áreas que permitan el cuidado y control de esos ciudadanos. | Foto William Urdaneta

El presidente de la Federación Nacional de Hoteles de Venezuela (Fenahoven), Alberto Vieira, informó este lunes 12 de abril que han solicitado a las autoridades venezolanas de estudiar la posibilidad de que a lo largo del año se puedan tener “más fines de semana largos” con el fin de estimular el turismo interno y recuperar un poco los ingresos, que se han visto golpeados por la crisis producto de la COVID-19 y las medidas tomadas para evitar su propagación.

En entrevista concedida a Unión Radio, Vieria expuso la propuesta de ver si un feriado que caiga en días de la mitad de la semana como martes, miércoles y jueves, que sean trasladados a viernes y lunes, lo que les daría un “respirito” y ofrecer tarifas especiales que estimulen el uso de sus instalaciones, así como también brindar la posibilidad a los clientes de que disfruten de días de descanso ya que no pudieron tener Semana Santa como una semana para vacacionar por la cuarentena.

Recordó que en el asueto de carnaval del año 2020 se “batió récord” al contabilizar unos 11 millones de temporadistas en sus instalaciones, mientras que durante el mismo periodo de 2021, “podemos decir que hubo gran demanda de nuestras habitaciones, principalmente en zonas turísticas, a pesar que nos habían dicho que teníamos que ofertar el 40% de nuestro aforo.

Vieira dijo que esta situación generó “grandes expectativas” para los hoteleros respecto al asueto de Semana Santa, pero como fue decretada como cuarentena radical -a pesar que en un principio iba a ser flexible, pero por la alta tasa de contagios el Ejecutivo decidió lo contrario- representó un “duro golpe” para el sector.

“Los hoteles han perdido en promedio un 90% de sus ingresos, situación que nos pone comprometidos al no saber o en buscar alternativas para mantener nuestras operaciones y personal de trabajo”, expresó.

Comentó que desde que comenzó la pandemia a mediados de marzo de 2020, las autoridades municipales pidieron apoyo a Fenahoven respecto a lo que se avecinaba, ya que necesitaban lugares para hospedar a la gente asintomática o que pudiera dar positiva al COVID-19 y dijo que llamaron a los hoteleros cuando empezó a darse el fenómeno del retorno de venezolanos al país por las fronteras.

Enfatizó que la ayuda que le habían solicitado era aproximadamente por 15 días, pero terminó siendo de ocho meses ya que en noviembre-diciembre devolvieron las instalaciones a sus dueños, lo que provocó que estuvieran casi todo 2020 sin poder facturar, a pesar que las autoridades se comprometieron al uso de las instalaciones con la logística, desinfección de las áreas comunes, la alimentación de las personas.

Por ello, sugirió nuevamente que para que se tenga un mayor control de la población que requiera estar aislada en hoteles, se ponga en funcionamiento la red de hoteles Venetur donde hay una gran cantidad de habitaciones y grandes áreas que permitan el cuidado y control de esos ciudadanos que podrían estar infectados con la COVID-19.

Más del autor

¡Síguenos!

Notas relacionadas

spot_img