jueves, 13 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Con gritos y abucheos sidoristas echaron a representantes de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores de la estatal

Pedro Perales, José Gil y Arquímedes Hildalgo fueron rechazados por los obreros reunidos en el portón III de Sidor, quienes los acusan de “traidores y vendidos” por su gestión al frente de la organización laboral.

Este 15 de mayo, en el marco de la convocatoria impulsada por la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (CBST), denominada Jornadas de Asambleas de Portón, trabajadores de la Siderúrgica del Orinoco (Sidor) echaron con gritos y abucheos a los representantes sindicales de la instancia del portón III de la estatal, toda vez que los consideran enemigos de los obreros y colaboradores del oficialismo.

La CBST, conocida por su afinidad con el chavismo, convocó este lunes a las 6:00 de la mañana a los trabajadores de Sidor en el portón III de la empresa, con la finalidad de “abordar las decisiones de la CBST para la implementación de los 9 acuerdos presidenciales del primero de mayo”. Estas reuniones han sido programadas por la organización en todas las empresas básicas, que iniciaron el pasado 10 de mayo y está previsto que culminen el próximo 7 de junio.

Sin embargo, el presidente de la central, Pedro Perales; el coordinador nacional de la Central Bolivariana Socialista de los Trabajadores de la Ciudad, el Campo y la Pesca, José Gil; y el presidente de CVG Alcasa, Arquímedes Hidalgo, fueron echados por trabajadores de la fábrica con abucheos, gritos y consignas de rechazo contra sus labores en la organización sindical.

La gestión de Perales quedó en entredicho durante el 2018, cuando con su puño y letra firmó el memorándum 2792, documento impulsado por el Ministerio del Trabajo, que erradicó todos los beneficios laborales otorgándole a las empresas públicas la potestad de decidir con cuáles cumplir y con cuáles no, con el fin de “proteger la fuente de trabajo”.

El grito “fuera, traidores” de la masa sidorista se remonta a este tipo de acuerdos que, más allá de beneficiar al trabajador, fueron estrategias claras para proteger al patrono Estado.

“Los integrantes de la central, todos firmantes del 2792, están haciendo estos comunicados donde van a visitar las empresas básicas para llevar el mensaje del supuesto presidente obrero sobre los anuncios del primero de mayo. Los trabajadores están indignados porque no hubo aumento salarial, sino aumentar unos bonos. Es por eso que los trabajadores están muy molestos y rechazaron estas asambleas. Les dicen traidores, vendidos y demás, a estos personeros del gobierno que quieren venir a manipular a los trabajadores de las empresas básicas”, declaró Jean Franco, sidorista y miembro de la organización laboral Unidad en la Coincidencia.

Desde enero de 2023, cuando se vivió una protesta multitudinaria de cinco días organizada por trabajadores de Sidor, los obreros vienen exigiendo un aumento salarial, indexación del sueldo al dólar y la restitución de sus derechos laborales. En ese momento, la CBST intervino como mediadora entre los manifestantes y la Gobernación; sin embargo, dicha mediación fue inútil, pues no logró obtener ningún beneficio para los trabajadores de base.

Sidoristas enviaron a Correo del Caroní videos y fotografías donde se puede apreciar a los representantes sindicales chavistas intentando conversar con los presentes y, posteriormente, siendo expulsados del recinto.

“Ellos sacaron este cronograma de visitas a los portones de las empresas. Desde el día viernes, en Ferrominera Orinoco, comenzó el rechazo a estos personajes que son responsables de la destrucción del salario. Estamos claros que son líneas del poder Ejecutivo que siguen estos señores. En vista de esto, estamos organizados para hacer frente a esta nueva trampa y escenario de manipulación. Se dice que van a querer nuevamente sacar un contrato colectivo a su medida”, enfatizó César Soto, trabajador de Sidor.

El pasado viernes ocurrió la misma situación en Ferrominera Orinoco, cuando los voceros fueron expulsados por los obreros. Testigos confirmaron que, hasta ahora, solo han sido recibidos en Alcasa debido a la condición de presidente de Hidalgo.

Versión oficial: falsos trabajadores y financiamiento político 

La CBST emitió un comunicado oficial a través de redes sociales para fijar posición con respecto a los hechos, en este sentido, refutaron los testimonios de los obreros asegurando que las asambleas han sido un “éxito”.

Según la versión de la central, los trabajadores, quienes afirman responden a órdenes de la oposición, son ajenos a la empresa y tuvieron comportamientos agresivos y violentos.

“Se detectaron elementos extraños y ajenos en la empresa, con actitudes, diferentes a las de un trabajador, signadas por comportamientos agresivos y violentos e incitando al odio para desestabilizar a la clase obrera con señalamientos contra integrantes de la dirigencia, que solo buscaban informar sobre los beneficios alcanzados”, expresa el comunicado.

Asimismo afirman que estos grupos forman parte de agendas desestabilizadoras de la “derecha criminal y radical”.

Próximas asambleas 

Hasta el momento, solo CVG Alcasa ha recibido la comunicación, puesto que CVG Ferrominera Orinoco y Sidor rechazaron a la vocería.

El próximo miércoles 17 de mayo está pautada la asamblea de CVG Venalum. Para el viernes 19, la de Bauxilum y para el lunes 22 se desarrollará la de Briqcar. El calendario se expande hasta el mes de junio y pretende abarcar 13 compañías.

En cuanto al contenido de los anuncios, solo trascendió que son anuncios vinculados con resoluciones tomadas el 1 de mayo por el Ejecutivo nacional; no obstante, de forma pública, solo se ha comunicado un incremento en las bonificaciones salariales que conforman el ahora conocido como “ingreso mínimo”.