jueves, 18 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Tour de Francia descansa, las críticas no

La afamada competencia ciclística disfrutó de su primer día de descanso, pero tras disputarse la novena etapa crecieron las críticas en torno a su organización.

El Tour de Francia disfrutó de su primer día de descanso después de una intensa semana coronada con la etapa de los “caminos blancos”, jornada inédita que en la que pudo pasar de todo, pero no pasó nada en lo deportivo, pero sí respecto al “modus operandi” de alguno de los favoritos.

Pogacar, líder y favorito número 1, y Evenepoel, segundo en la general, pusieron en duda la forma de correr de Vingegaard y el Visma por un exceso de conservadurismo y obsesión con el marcaje al esloveno, aspecto que según el maillot amarillo, “pueden pagar muy caro”. Mientras, las opciones españolas con Juan Ayuso y Carlos Rodríguez se encuentran algo alejadas del podio.

No hay grandes diferencias en la general, pero las posiciones se van fijando.

Domina Pogacar, aguanta Evenepoel, y Vingegaard, en silencio, paso a paso, va mejorando su estado de forma y no ha sacado la bandera blanca. El esloveno solo aventaja en 33 segundos al belga y en 1.15 minutos al danés. Hay una “pole” definida ante la segunda semana.

En la periferia del podio las diferencias empiezan a ser preocupantes. Primoz Roglic, el triple ganador de la Vuelta, cotiza a la baja, a 1.36, Ayuso, que será olímpico, es el primer español a 2.16 de su jefe de filas y a 1.01 de la tercera plaza. Carlos Rodríguez, que persigue un puesto en el cajón después de su quinto puesto de 2023, está a 1.16 del bronce.

La tierra removió el debate

“Los Visma solo me miran a mí y subestiman a los demás, creo que lo pueden pagar”. Palabras, en clara posición de incomodidad, de Tadej Pogacar, quien esperaba la colaboración de Vingegaard para consolidar una escapada en la que también estaba Evenepoel.

Evenepoel restó importancia en la jornada de descanso a la actitud de Vingegaard que 24 horas antes había censurado. Respeto “a su táctica, ahí no podemos hacer nada”, dijo Remco, el hombre que impuso su poderío en la crono.

Vingegaard espera la tercera semana

Mientras tanto, Vingegaard calla, se protege “para no perder tiempo” y trata de recuperar el déficit de forma derivado del accidente en la Itzulia. Pogacar le superó en la crono y en la jornada del Galibier, pero con el matiz de que el esloveno solo le endosó 6 segundos subiendo, el resto, medio minuto, bajando.

El Visma espera contar con el defensor del título cerca del 100 por cien para la última semana.

En el primer tercio del tour fue interesante la segunda etapa con el movimiento en cabeza de Pogacar y Vingegaard en la Cota de San Luca, cerca de Bolonia. En la tercera etapa, en Turín, pasó a la historia el eritreo Girmay por ser el primer ganador de la África negra. Carapaz se vistió fugazmente de amarillo.

La etapa del Galibier supuso el primer aviso serio de Pogacar con su victoria número 12 en el tour. En Valloire endosó más de medio minuto a Ayuso, Vingegaard, Roglic, Evenepoel y Carlos y Vingegaard. En la quinta pasó Cavendish superó el récord de 34 victorias que compartía con Eddy Merckx, y en la crono Evenepoel batió a Pogacar.

Fuertes emociones del macizo central a Pirineos

Después del descanso vuelta a la carretera para una segunda semana que entrará en el macizo central y terminará en Pirineos con una jornada de alta montaña clave en Plateau de Beille. Antes, y para empezar, este martes entre Orleans y Saint-Amand-Montrond solo el viento podría evitar un previsible sprint.

Será el preludio de una jornada interesante en su tramo final, explosiva incluso, con 4 ascensos entre los volcanes de Auvernia que pueden dar mucho juego, el último de ellos, la Cota de Font de Cére (3a, 3,3 km al 5,8) a 2 km de la meta de Le Lorian.

Tras dos jornadas de transición en las que aparecerán los velocistas, el Tour entrará el viernes en los Pirineos con dos finales en alto, el primero en Saint-Lary-Soulan-Pla D’Adet (10,6 km al 7,9%) tras haber ascendido el mítico Tourmalet (Categoría espacial, 19 km al 7,4) y la Hourquette d’Ancizan (2a, 8,2 km 5,1).

Una de las etapas reina del tour será la siguiente del domingo 14 de julio, día de la Fiesta Nacional en Francia. Cinco puertos en el menú, El Peyresourde (1a, 6,9 al 7,8), Col de Menté (1a, 9,3 km al 9,1), el Portet D’Aspet (1a, 4,3 km 9,6), Col D’Agnes (1a, 10 km al 8,2) y el Plateau de Beille (Especial, 15,8 km al 7,9). Día grande para los escaladores.