martes, 20 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Sevilla vuelve a enredarse con otro empate

Su persecución contra el Real Madrid volvió a tener otro frenazo, esta vez ante el Osasuna con quién empató sin anotaciones. Mallorca y Eibar suman y comienzan a salir de la zona de descenso.

Madrid.- El Sevilla, principal rival del Real Madrid en la lucha por el título de LaLiga Santander, volvió a enredarse, esta vez ante Osasuna en El Sadar, frente al que encadenó su tercer empate consecutivo y eso que tuvo la opción de ganar en la prolongación con un penalti que detuvo Sergio Herrera al croata Ivan Rakitic.

El 0-0 deja al cuadro de Julen Lopetegui a tres puntos del equipo del italiano Carlo Ancelotti, que este domingo recibirá en el Santiago Bernabéu al Granada.

No cuajó un buen partido el Sevilla, incluso en muchas fases fue inferior. Pese a tener la posesión del balón apenas inquietó la portería local. Tardó más de una hora en rematar por primera vez a puerta. Debutó el francés Anthony Martial, pero no estuvo fino, como sus compañeros.

Acusó la ausencia del argentino Lucas Ocampos, que tras ser incluido en el once inicial no pudo jugar. Es uno de los grandes factores de desequilibrio. Lo notó en demasía Incluso en los primeros compases el lateral diestro albiceleste Gonzalo Montiel, también se tuvo que retirar por problemas físicos.

Osasuna, que tuvo aproximaciones más peligrosas, tampoco tuvo acierto ante el marroquí Yassine Bono, pero parecía resistir bien hasta que en la prolongación el colegiado Valentín Pizarro Gómez decretó penalti de Manu Sánchez al galo Jules Kounde tras visionar el video. Rakitic, el habitual lanzador, tuvo en sus botas el gol que hubiera metido presión añadida al líder, pero su lanzamiento lo abortó, pletórico, Sergio Herrera, y el Sevilla acabó por sumar su tercera igualada consecutiva.

El Celta parte al Rayo
El Celta puede seguir soñando con Europa. Dos goles del internacional Brais Méndez, el segundo con un bello desvío de tacón tras un saque de esquina, sellaron la victoria (2-0) del conjunto del argentino Eduardo ‘Chacho’ Coudet ante un Rayo Vallecano que llegaba después de lograr una histórica clasificación para las semifinales de la Copa del Rey pero que en LaLiga acumula su cuarto encuentro sin ganar (tres derrotas y un empate).

Brais aprovechó un mal despeje del meta macedonio Stole Dimitrievski para encarrilar pronto el partido (m.12) y lo sentenció con un preciso desvío de tacón tras un saque de esquina de Denis Suárez (m.80) cuando el cuadro de Andoni Iraola comenzaba a hacer peligrar el triunfo vigués.

Tabla de salvación
Mallorca y Elche respiran en la lucha por la salvación a costa de los apuros, cada vez más acentuados, de Cádiz y Alavés, a los que derrotaron en sendos duelos directos.

El conjunto balear se sitúa con cinco puntos de ventaja sobre el Cádiz, que marca la salvación. El Elche, pletórico bajo la batuta de Francisco Rodríguez, tiene ya una renta de ocho y el Alavés queda penúltimo a seis de la vida.

En Son Moix, el triunfo del Mallorca (2-1) estuvo acompañado por la polémica.

Remontó al Cádiz, que se había adelantado muy pronto con una magnífica diana de Rubén Alcaraz (m.8), con dos penas máximas transformadas por Salva Sevilla (m.20) y el albanés Vedat Muriqi, después de que el colegiado, tras visionar el vídeo, decretara penalti en una salida del meta argentino Jeremías Ledesma, que chocó con Ángel Rodríguez.

El malestar en el cuadro andaluz tras el partido fue patente. El técnico Sergio González consideró que los dos penaltis «son muy de risa» y el presidente del club, Manuel Vizcaíno, publicó una carta remitida al presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), en la que le pide que «arregle el tema del VAR», «por favor».

Ajeno a esta situación, el Mallorca, que cayó ante el Rayo en los cuartos de la Copa, puso fin a una racha de cuatro derrotas seguidas y cinco partidos sin vencer. Además se reencontró con el triunfo en casa, que no lograba desde el 2 de octubre.

También remontó el Elche al Alavés (3-1), que se adelantó a los 18 minutos con una diana de su gran referencia ofensiva, Joselu Mato.

El equipo de Francisco Rodríguez confirmó que está en un momento dulce y ni siquiera el hecho de tener el marcador en contra frenó su impulso. Además encontró la inspiración de Pere Milla, que firmó la reacción con un doblete (m.46 y 58). Fidel Chaves puso la rúbrica final (m.86).

El Elche no acumulaba cinco jornadas sin perder en Primera división desde hace 45 años. Ha pasado de sufrir a tener una ventaja bastante tranquilizadora.