sábado, 20 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Ricardo Pinto el Más Valioso de la gran final

El lanzador derecho tuvo par de blanqueos ante Cardenales de Lara para ganar de manera unánime el Premio Robert Pérez al Jugador Más Valioso.

Barquisimeto.- Ricardo Pinto jamás había lanzado en su carrera en la LVBP un encuentro de siete entradas, pero en la gran final 2023-2024 lo hizo un par de veces y no permitió carreras, para erigirse en pieza fundamental del octavo título de los Tiburones de La Guaira, que puso fin a una sequía de 38 años.

Méritos suficientes para ganar de manera unánime el Premio Robert Pérez al Jugador Más Valioso.  

“Ante un equipo de tan buena ofensiva, como Cardenales de Lara, mi enfoque fue no dejar que se embasaran y mantener la calma. Estuve concentrado y siempre agresivo, para obtener esta victoria, que era lo más importante para mí. No pensaba en ceros, sólo quería que La Guaira ganara, así me hicieran cinco carreras, pero que el equipo siempre estuviese en ventaja”, señaló emocionado Pinto.

El derecho, de 30 años de edad, aisló ocho hits y seis boletos, mientras ponchaba a 11, en 14.0 entradas de labor, con lo que se convirtió en apenas el segundo lanzador en la historia de la LVBP que consigue una actuación de ese calibre, según el portal Pelota Binaria. El otro es el zurdo cubano Raúl Valdés, quien completó la misma cantidad de tramos sin anotaciones, pero en dos aperturas y un relevo. El cubano defendió los colores de los Navegantes del Magallanes en la final de la campaña 2009-2010, que perdió contra Leones del Caracas.

“No cambié nada con respecto a mi salida anterior. Salí a atacarlos con todo mi repertorio, porque ellos son un equipo que ve muchos pitcheos y todo funcionó como quería”, señaló el carabobeño, que en el quinto inning logró sobreponerse, después que Jecksson Flores negociara boleto e Ildemaro Vargas siguiera con sencillo. “Me metí en un problemón, pero tuve confianza y cuando Ozzie (Guillén) vino a hablar conmigo, le dije que iba con todo y apelé a mi mejor pitcheo (splitter) para ponchar y logré sacar la entrada (tras abanicar a Jermaine Palacios, dominar a Rangel Ravelo con elevado de foul a la primera y pasar por la guillotina a Hernán Pérez)”.

Pinto, de breve pasantía en la Grandes Ligas (2017, 2019), apenas había completado cinco innings ante el Caracas, en la serie final de la 2022-2023, repartidos en tres salidas, una como iniciador. Su récord fue de 1-0, con 5.40 de efectividad. Esta vez exhibió balance de 2-0 y PCL inmaculado de 0.00.

“Es algo muy especial para mí este premio, por recibirlo de Robert Pérez, que fue un gran pelotero. Conseguirlo en mi segunda final es especial, porque en la anterior no jugué mucho. Mi única intención era ganar, pues teníamos 38 años sin quedar campeón, no pensé en el MVP”, le dijo Pinto a LVPB.com, tras sumar los 31 votos de la prensa acreditada para cubrir las incidencias del evento.

Pinto comenzó a fraguar su premio desde el round robin, cuando transitó al menos cinco tramos en tres de sus cuatro salidas, bajo la guía del catcher Luis Torrens.

“Me hizo el trabajo demasiado fácil, siempre tuvimos una muy buena comunicación. No lo conocía de nada antes de esta postemporada”, destacó el receptor, refuerzo de Navegantes del Magallanes.

El tirador, devenido en as, hizo 14 aperturas, incluyendo todas las instancias del campeonato, la mayor cantidad entre los brazos de Tiburones.

“Este campeonato lo pongo en el primer lugar de mi carrera, nunca había disfrutado tanto un título como este. Me divertí. La pasé muy bien. Los muchachos hicieron un gran trabajo… Sabía que tenía el apoyo de mi familia y de mi pueblo de San Joaquín, eso fue grande”.

Pinto es el primer protagonista de una gran final que alza el Premio Robert Pérez con la totalidad de las papeletas durante la escogencia, desde que lo hizo Juniel Querecuto, de Cardenales de Lara, en la zafra 2018-2019. (lvbp.com)