sábado, 13 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Renato Núñez quiere ayudar al Magallanes desde que zarpe

El infielder quiere estar desde el vamos con la nave y ayudar con sus kilométricos batazos. Poco a poco se ha recuperado de la lesión que lo apartó en la recta final de la pasada temporada.

Renato Núñez no duda en responder. Cuando comience la próxima temporada de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional, aspira a estar saludable. Sus números serán el reflejo de su condición física.

“Quiero incorporarme temprano al Magallanes, es parte del plan. La idea es prepararme bastante bien desde las prácticas. Estar totalmente sano.

Recuperar el día a día”, le dijo el inicialista a la LVBP.com.

En la campaña 2023-2024, terminó segundo del equipo en remolcadas (27) y tercero en cuadrangulares (5), mientras que exhibía una sólida línea ofensiva de .288/.346/.500, con .846 de OPS en 118 veces al bate distribuidos en 31 partidos.

Sólo que estuvo fuera de acción casi cuatro semanas por molestias en el intercostal izquierdo, entre el 26 de noviembre y el 19 de diciembre, justo cuando los Navegantes más lo necesitaban en el medio de la alineación.

Durante ese lapso, la nave encalló con balance de 9-12 y nunca pudo recuperarse.

Núñez, de 30 años de edad, ha aparecido en poco más del 60% de los desafíos del calendario regular del Magallanes durante las últimas dos campañas, pero ha sido uno de los peloteros más productivos del club. En ese lapso suma 12 cuadrangulares, apenas cuatro menos que Alberth Martínez, el líder del club con 16, que ha aparecido en más del 90% de los compromisos.

Mientras estuvo en el roster activo durante ese período de tiempo (68 encuentros), Núñez contó con una frecuencia jonronera de 20,16, apenas superado en la LVBP por Oswaldo Arcia (14,61), José Rondón (16,52) y Balbino Fuenmayor (18,70), notables sluggers del circuito.

“Sé lo que puedo hacer cuando estoy sano”, enfatizó el valenciano, que en sus anteriores dos años sacudió un extrabase cada 7,33 turnos, la segunda media más baja, como escolta de Rondón (7,25).

Números que pudieran crecer si logra mantenerse en la alineación de manera regular, en especial en un parque como el José Bernardo Pérez, favorable a los toleteros de fuerza.

Desde la 2017-2018, Martínez suma 50 vuelacercas, más que ningún otro paleador en el circuito criollo y más de la mitad de esos bambinazos se han ido en Valencia (27 HR, 54%).

El reto de Núñez será mantener sus tendencias cuando se amplíe la muestra.

Aunque existe un precedente. Su mejor cosecha la consiguió en la 2016-2017, cuando bateó .304/.389/.542 (106-51), con 11 vuelacercas, 35 producidas y .931 de OPS, en 45 desafíos vistiendo el uniforme de los Tigres de Aragua.

Núñez firmó contrato para defender el uniforme de los Guerreros de Oaxaca en diciembre pasado y parecía encaminado a su mejor cosecha en territorio azteca, luego de una primera experiencia en 2023, al golpear para .327/.389/.531 (49-16), con un doble, tres jonrones, 11 impulsadas y .920 de OPS, en 13 compromisos, antes de ser dado de baja.

“Sufrí un tirón (corva derecha). En principio no fue tan severo. Me descansaron una semana y media. Cuando me activaron, me volví a lastimar la misma pierna y allí fue cuando se puso un poco más grave la lesión. Entonces regresé a Venezuela para terminar de completar mi rehabilitación  (con el trainer Rubén Márquez)”, apuntó Núñez, que pudo recuperarse a tiempo para comenzar a ver acción con Caciques, equipo de la veraniega Liga Mayor.

“Me sentía bastante cómodo en Oaxaca, con la gerencia, los coaches. Me trataron muy bien. Aprecié que lo hicieran y se los dije antes de irme… Estábamos ganando, con un gran ambiente… Ahora estoy recuperado y enfocado en Caciques”.

El ex grandeliga no descarta volver a México, una vez concluyan los playoffs con los indígenas.

“Podría regresar, pero con un equipo diferente a Oaxaca, pues al sacarme de la nómina no me pueden reincorporar debido a las reglas del campeonato. Ahora mismo, pienso que me ha asentado jugar por estos días en Venezuela. Era parte del plan que tenía para estar al 100 por ciento”, abundó el primera base.

Experiencia al servicio de la nave

Renato Núñez participó en las Grandes Ligas entre 2016 y 2021, años en los que sumó 56 bambinazos y 154 remolcadas, repartidas en 307 juegos. En la actualidad, esa experiencia en las Mayores, sólo es superada por Wilmer Flores, en el posible roster que armará el alto mando de la nave para la próxima contienda de la LVBP.

Lo que convierte al infielder en pieza clave, de cara al necesario reflote del Magallanes, que perdió en un juego extra el 28 de diciembre, contra las Águilas del Zulia en Valencia, el derecho de disputar el desafío por el comodín y vio terminada su travesía en la 2023-2024, al culminar con foja de 24-33, en el séptimo escalón de la tabla de posiciones. Pese a ser considerado como uno de los favoritos a disputar la final el pasado mes de enero.

Fue el peor desempeño de la divisa carabobeña desde la 2016-2017 (29-34), cuando también terminó séptima, sólo por encima de Leones del Caracas (27-36).

“Son cosas del béisbol. Puedes tener un buen equipo, pero no te acompaña el éxito o la suerte, que debes crearla. Pienso que tal vez le tocaba al Magallanes, para luego hacer ajustes, algunas cosas diferentes. Tenemos que tratar de conseguirle algún sentido a la temporada anterior para reagruparnos y seguir adelante”, opinó Núñez, que se muestra optimista con relación al futuro inmediato.

“Debemos establecer una buena química desde el comienzo, tenemos un buen equipo. Hay que ser como una familia para ganar la mayor cantidad de juegos posibles y volver al round robin, para dejar atrás lo que ocurrió el año pasado”.

Núñez llegó al Magallanes como parte de un cambió múltiple con Águilas del Zulia, el 18 junio de 2018. Suma seis contiendas en la LVBP.