miércoles, 24 julio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Regresan al Barcelona, pero sin futuro asegurado 

Un total de seis jugadores cedidos por el Barca regresan al plantel, pero seguramente no todos entrarán en el proyecto de la venidera temporada. Nombres como el de Ansu Fati están en la lista.

Con el traspaso del defensa Sergiño Dest al PSV Einhdoven, son seis los jugadores cedidos que, a partir de este 1 de julio, regresan oficialmente a la disciplina azulgrana, aunque el futuro de todos ellos aún está por concretar.

Se trata de los centrales Eric García (Girona) y Clément Lenglet (Aston Villa), el lateral derecho Julián Araujo (Las Palmas), el lateral izquierdo Álex Valle (Levante), el centrocampista Pablo Torre (Girona) y el delantero Ansu Fati (Brighton).

La temporada de Fati y Torre no ha sido la esperada y el club debe tomar algún tipo de decisión. También en el caso de Lenglet, a quien todavía le quedan dos años de contrato y una ficha muy elevada que el Barça necesita ahorrar para cumplir con el ‘fair-play’ financiero.

Eric García podría regresar a la disciplina azulgrana en función de cómo quede finalmente configurada la nómina de centrales del primer equipo, con Ronald Araujo e Iñigo Martínez con posibilidades de entrar en algunas operaciones de traspaso.

Y tampoco es descartable que Julían Araujo y Álex Valle empiezan la pretemporada a las órdenes de Hansi Flick. Ambos han demostrado un gran rendimiento este curso y en el Barcelona no van sobrados de laterales, con los canteranos Alejandro Balde y Héctor Fort como únicos jugadores en esa demarcación.

Sobre todo, si finalmente el club no renueva la cesión de Joao Cancelo, que este domingo dejó de ser oficialmente futbolista azulgrana, al igual que su compatriota Joao Félix, cuya cesión también ha finalizado, y Marcos Alonso y Sergi Roberto, que acababan contrato este 30 de junio.

En cualquier caso, si no se resuelve su futuro en los próximos días, los seis futbolistas cedidos anteriormente mencionados empezarán a trabajar a las órdenes de Flick a partir del próximo 10 de julio, cuando el Barça iniciará la pretemporada.

Y es que la plantilla definitiva se confeccionará en función de los diferentes escenarios que permita LaLiga y las posibles salidas de jugadores y las condiciones financieras en las que el club pueda finalmente operar en el mercado estival.