sábado, 2 marzo 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Magallanes flota de nuevo ante Tiburones

Sin el debut de Oswaldo Guillén y con la ausencia de Ronald Acuña Jr, Los Navegantes tuvieron un juego aplicado en defensa para imponerse por 4-3 a Tiburones de La Guiara.

Valencia-. “Si mantienes el juego cerca, con buena defensa y pitcheo, siempre darás la oportunidad a tu ofensiva de regresar”. El axioma fue dicho por Ramón Hernández, mánager de Navegantes del Magallanes, algunas horas antes del compromiso del miércoles contra Tiburones de La Guaira, en el Estadio José Bernardo Pérez de Valencia.

No es una frase nunca antes dicha, pero sí esencial. Fue en la actuación combinada de los lanzadores y de la defensiva que se fundamentó el triunfo nauta 4-3 frente al cardumen, para acortar la distancia entre ambos equipos en la tabla de clasificación a sólo medio juego.

La Carabela amanecerá el jueves con récord de 18-21, aún en el sexto escalón, pero ahora más cerca de los litoralenses, que dormirán con foja de 19-21, siendo las dos divisas que, de momento, se estarían enfrentando en la Serie del Comodín por el último cupo a la postemporada.

José Gregorio Castillo se erigió como la figura del duelo al ingresar con tres hombres en base, sin outs, en el octavo acto, y limitar el daño de la visita a sólo una carrera, para preservar la ventaja.

El zurdo ponchó a Danry Vásquez, permitió un fly de sacrificio de Carlos Rivero y dominó a Brayan Rocchio con rodado por la antesala que hizo lucir a José Gómez.

“Me enfoqué en tratar de hacer out rápido y ayudar al equipo, desafortunadamente entró una carrera pero gracias a Dios conseguimos el objetivo que era ganar”, dijo Castillo, al staff de comunicaciones carabobeño.

“El plan siempre ha sido atacar a los bateadores con los pitcheos que los catchers nos manden a lanzar, pues todos los catchers que tenemos son de calidad y vamos confiados con ellos”.

Henderson Álvarez fue el encargado de abrir por el home club, siendo apenas su segunda apertura de la campaña, pautada, en un principio, para un máximo de 50 envíos.

El derecho transitó, en definitiva, tres entradas de seis hits y dos carreras -limpias- que dejó de herencia al zurdo José Torres. Álvarez, que efectuó en total 38 lanzamientos, contó con el apoyo del receptor Carlos Pérez, quien con un tiro fusiló en segunda a Danry Vásquez durante el segundo episodio. Y después, le agradeció a Romer Cuadrado, quien con un soberbio disparo desde el jardín derecho explotó en el home a Francisco Arcia, que intentó anotar desde la intermedia con un imparable de Maikel García.

La artillería naval despachó sólo ocho imparables, pero siendo la mitad de ellos productivos. Carlos Pérez inauguró la pizarra en el segundo episodio con un sencillo frente a Ricardo Pinto mientras había hombre en tercera. Wilmer Flores ligó incogible en el sexto para fletar otra rayita desde la intermedia para despedir al apagafuego Pedro Rodríguez, y Alberth Martínez saludó a Carlos Suniaga con un nuevo inatrapable con corredor en posición de anotar, para el 3-2.

El turno que terminó marcando la diferencia lo consumió el novato Diego Velásquez, de sólo 20 años de edad, en el séptimo tramo. Luego de que José Gómez disparó un profundo doble hacia el jardín central ante Bradgley Rodríguez, que en un principio había sido marcado como jonrón por los umpires, el bisoño se cuadró para tocar, pero propició un lanzamiento descontrolado de Rodríguez, que permitió el avance hasta tercera de Gómez.

En ese escenario, Velásquez elevó de sacrificio hacia la pradera izquierda.
“Siempre trato de agarrar buenos turnos, el enfoque fue llevar el turno a 3-2 y traer la carrera como sea”, explicó el intermedista al departamento de prensa luego del juego. “Es una sensación increíble estar aquí y aportar al equipo, sobre todo con tantas personas de experiencia”.

Los seis relevistas que usó el piloto Hernández se combinaron para transitar seis entradas con sólo una rayita sucia, porque, a pesar de otorgar cuatro boletos y admitir tres hits, poncharon a cuatro rivales. Sólo Jesús Tinoco, quien no pudo retirar a ninguno de los tres rivales que enfrentó y dejó las almohadillas repletas a Castillo, además del siniestro Torres tambalearon.

El diestro Eduard Bazardo (2-0) se llevó el lauro al transitar 1.1 innings en blanco, mientras que Pedro Rodríguez (0-2) cargó con la derrota al recibir dos carreras limpias en un tercio.

Anthony Vizcaya se apuntó su octavo rescate de la contienda.-lvbp.com-