lunes, 17 junio 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

“Luka Magic” por su primer anillo en la NBA

El esloveno es la gran figura de los Dallas Mavericks, pero tras seis temporadas en la NBA nunca ha salido campeón y ante los Celtics buscará su primer anillo.

Devorador de récords individuales, Luka Doncic afronta sus primeras finales de la NBA al mando de los Mavericks de Dallas, el reto que anhelaba después de seis temporadas maravillando con su magia en la pista.

El base esloveno, de 25 años, encara en su mejor momento la misión de batir a los favoritos Celtics de Boston y conquistar el segundo anillo de la historia de la franquicia texana.

El título anterior se remonta a 2011 con un equipo entonces liderado por el alemán Dirk Nowitzki, considerado el mejor jugador europeo de la historia y cuya estela está siguiendo Doncic de manera aplicada.

El hijo del exjugador Sasa Doncic aterrizó en Dallas con la etiqueta de ‘Niño Maravilla’, ganada a pulso desde que a los 16 años se convirtió en el debutante más precoz del Real Madrid.

El club español, que pulió a la joya desde pequeño, lo puso al mando cuando todavía era un adolescente para un exitoso periplo culminado con el título de la Euroliga de 2018, de la que Doncic fue elegido MVP.

“Cuando juegas y ganas allí durante tantos años, eso se queda contigo. A veces uno recuerda esos hermosos momentos y lo que significa ganar”, expresó el mes pasado Doncic sobre sus aprendizajes en el equipo blanco.

Las credenciales de ganador del joven prodigio, que incluían un título del Campeonato Europeo con Eslovenia con un lugar en el mejor quinteto, se toparon a su llegada a la NBA con las suspicacias hacia los jugadores extranjeros.

Hasta tres franquicias desperdiciaron la oportunidad de hacerse con sus servicios en el Draft de 2018. El nombre del base no sonó hasta la tercera elección a cargo de los Hawks de Atlanta, que esa misma noche lo traspasaron a los Mavericks.

Gestas individuales

Arropado en su nuevo vestuario por el propio Nowitzki, Doncic inició un camino plagado de enormes gestas individuales y de frustraciones colectivas.

En su primera campaña fue elegido Novato del Año y estuvo cerca del All-Star, una cita que no se ha perdido desde entonces.

Doncic suma también cinco presencias en el Mejor Quinteto de temporada pero la falta de actores de reparto impedía que sus Mavericks llegaran lejos en playoffs, con la única excepción de unas finales de la Conferencia Oeste en 2022.

Aguardando paciente por su momento, el esloveno ha sido siempre protagonista en la liga con sus canastas y pases imposibles y con heroicidades como un triple doble nunca visto de 60 puntos, 21 rebotes y 10 asistencias o una explosión de 73 puntos en un juego, anotación sólo superada por Will Chamberlain y Kobe Bryant.

“Es el modo ‘Luka Magic”, acostumbra a decir su entrenador, Jason Kidd, para describir las fases más arrolladoras de su estrella en pista.

Cuando muchos apostaban a que su paciencia se estaba agotando en Dallas, los Mavericks se reinventaron inesperadamente este curso con una versión todavía mejor de Doncic, máximo anotador de la temporada con 33,9 puntos de media.

Finalista al premio MVP, el base desarrolló al mismo tiempo una explosiva química con Kyrie Irving después de que la pasada campaña ni siquiera clasificaran a playoffs.

Victorias y ‘trash talk’

Apuntalados por los recientes fichajes de los pívots PJ Washington y Daniel Gafford, los Mavericks han apeado sin excesivas dificultades a tres poderosos rivales que tenían ventaja de campo: Clippers, Thunder y Timberwolves.

Aunque Irving ha tenido apariciones decisivas, Doncic es el eje absoluto del equipo a pesar del problema de rodilla que arrastra.

El esloveno llega a las finales como líder de estos playoffs en el total de puntos, rebotes y asistencias, una hazaña que sólo culminó Nikola Jokic (Nuggets) en las eliminatorias del año pasado.

Camuflado bajo su perenne sonrisa, el ‘trash talk’ de Doncic también ha dejado momentos memorables en esta postemporada, como cuando le gritó “no puedes defenderme” a Rudy Gobert (Minnesota) tras un triple ganador o lanzó un insulto retador a un espectador sentado en la primera fila junto al rapero Snoop Dogg.

Los Celtics de Jayson Tatum y Jaylen Brown, el mejor equipo de la fase regular, serán desde el jueves 6 de junio el último obstáculo hacia el trono de ‘Luka Magic’.