jueves, 22 febrero 2024
Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Los Bravos toman un poquito de oxigeno

Gracias a la brisa marina de Macuto, los Bravos de Margarita se recuperaron al derrotar éste domingo por 7-1 a los Tigres de Aragua que con su derrota salieron de la zona de clasificación.

Macuto.- En duelo de equipos en horas bajas, Bravos de Margarita recuperó parte de la salud extraviada al derrotar 7-1 a Tigres de Aragua, gracias a píldoras ofensivas durante los dos primeros innings y quirúrgica apertura de Henry Centeno, en el Fórum La Guaira de Macuto.

Ambas novenas llegaban al compromiso con el mar Caribe de fondo, inmersos en una racha de cuatro derrotas consecutivas, en plena lucha por formar parte del Round Robin, siendo la tropa bravía la que tomó una bocanada de aire para mantenerse en el cuarto lugar de la tabla de posiciones.

Rally de seis carreras en la segunda entrada y una en la primera, todas contra el abridor bengalí Elih Villanueva, fueron las inyecciones suficientes para sacar del mal momento a los insulares, teniendo como efecto colateral el agravamiento del paciente contrario, que acumula solo tres lauros en los últimos 10 desafíos.

Centeno (4-1), por su parte, se afianzó como el as de la rotación isleña, al limitar a la toletería visitante a tan solo dos imparables en cinco innings, sin anotación alguna permitida, para apuntarse el lauro y bajar su efectividad a 4.26.

“No me sentía en mi mejor momento, pero pude resolver. En la salida anterior (contra Aragua) recibí cuatro carreras. Esta vez pude encontrar los pitcheos para darle cinco buenos innings al equipo. Las dos primeras entradas no fueron tan rápidas, tuve que hacer muchos envíos, pero todos trabajamos juntos”, expresó abridor a las cámaras de Simple Tv al finalizar el duelo.

Centeno, de esa forma, alcanzó su décima victoria de por vida en la LVBP, todas con el uniforme de Margarita, con tan solo tres descalabros en seis temporadas, según registros del portal Pelota Binaria.

Ocho de los hombres del lineup inicial dispuestos por el mánager David Davalillo, conectaron al menos un incogible por la escuadra brava. Solo Frank Díaz no regó imparable, aunque aportó con una anotada luego de tramitar boleto.

Carlos Jesús Pérez, con su cuarto doblete de la zafra, remolcó a Ramón Flores desde la inicial con la primera anotación del encuentro, en el acto de apertura.
El ataque definitivo ocurrió en el segundo tramo. Dilson Herrera, Diego Rincones, Flores y David Rodríguez conectaron sencillos impulsadores; en el caso de Herrera, de dos compañeros, mientras Pérez volvía a producir con un elevado de sacrificio a la pradera central.

Cinco de los siete incogibles que recibió Villanueva (2-3), fueron en ese explosivo segundo capítulo. El cubanoamericano además regaló dos boletos, otorgó un wild pitch y cometió un costoso error, que permitió la segunda de las seis anotaciones en el inning, para cargar con el revés.

Edwin García descontó en el sexto ante Ángel León, con imparable al centro que trajo a la goma a Henry Rodríguez desde la antesala, para poner fin a la actuación del relevista que tan solo pudo retirar a un bateador, dejando su lugar a Melvi Acosta.

Acosta, José Mesa Jr. y Ezequiel Zabaleta completaron la labor de Centeno, combinándose para transitar los últimos 3.2 episodios.

Con el madero, Pérez empujó dos, mientras el colombiano Herrera, Rincones y David Rodríguez duplicaron en cuatro turnos, con una fletada cada uno.

Bravos (21-20), cerró la semana con récord de 2-4 y afrontará cinco de sus próximos seis juegos como local, para afronta el penúltimo septenario del calendario regular.

“Cada juego es como si fuera el último de la final, poniendo el corazón en el terreno para que salga el resultado”, destacó Centeno sobre cómo afronta Bravos sus compromisos.

Tigres (20-22), culminó el octavo ruedo de la temporada con registro de 1-5 y visitarán en tres de los cinco duelos que tendrán a partir del 14 de diciembre. lvbp.com