Las denuncias por hurtos en la reductora de aluminio, que datan de 2017, siguen archivadas en Cicpc y Fiscalía, mientras que el denunciante principal, entonces jefe de seguridad patrimonial de la empresa, fue destituido.

La Coalición Anticorrupción en el estado Bolívar recogió evidencias sobre la corrupción en CVG Alcasa, a través de informes y expedientes en los que constan las denuncias por hurtos y robos que ocurrieron durante la presidencia del constituyente Ángel Marcano, y que a la fecha las investigaciones no han establecido responsabilidad.

En cambio, José Gregorio Soffia Sandoval, quien se desempeñaba en ese entonces como jefe de seguridad patrimonial en Alcasa, fue víctima de persecución, hostigamiento y acoso, hasta ser despedido, denunció Javier Torres, dirigente sindical en la compañía y miembro de la coalición.

“¿Cuál fue el mayor error de este funcionario? Informarles a las cabezas de la empresa, para entonces en la presidencia Ángel Marcano”, dijo Torres.

Las denuncias datan de 2017 y fueron presentadas ante el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) y Fiscalía Cuarta contra la Corrupción.

La primera denuncia por el intento de hurto de los juguetes de los hijos de los trabajadores, ocurrido el 17 de febrero de 2017. Se levantó el expediente K-17-0071-02409, con su respectiva denuncia ante el Cicpc. En este hecho estuvieron involucrados dos empleados de la reductora de aluminio, identificados con su número de ficha.

     
Ninguna de las denuncias ha tenido resultados en las investigaciones presentadas en Cicpc y Fiscalía | Fotos Jhoalys Siverio

La segunda denuncia, que consta en el expediente en Cicpc K-17-0071-02242, fue el 16 de marzo de ese mismo año por el hurto de unos transformadores de grúa HP en la planta. A la fecha, sigue en proceso de investigación.

El 29 de marzo, se abrió averiguación por el hurto de materiales y equipos en las instalaciones del polideportivo de Alcasa, cuya denuncia reposa bajo el expediente K-17-0071-02532. Allí también se dejó constancia de las fallas en el sistema de protección de planta por carencia de vehículos y recursos que impiden realizar eficientemente el trabajo de seguridad patrimonial.

De acuerdo con la Coalición Anticorrupción, también “se deja constancia en los informes de la retención en el área del estacionamiento externo de un vehículo Mitsubishi Signo, modelo 2004, donde estaban cinco sujetos en actitud sospechosa, a los cuales se les incautó una pistola Glock, con su serial identificado y resultando dos de los retenidos funcionarios de la Policía del estado Bolívar. Finalmente se evidenció la salida de material estratégico, disfrazada con escorias o chatarras en la parte superior de la carga de gandolas, tapando material en bruto de alta pureza de aluminio, bateas, bobinas, lingotes, cilindros”.

Las denuncias de Soffia Sandoval incluyen la pérdida de un material estratégico de cobre que fue ordenado mover de un lado de la planta a otro por parte de un jefe designado por Ángel Marcano, y que luego desapareció.

Aunque el caso se llevó a las instancias jurisdiccionales, despidieron al operador del montacargas, mientras que quien ordenó el movimiento del material es esposo de quien posteriormente fue designada jefe de personal por Marcano.

Además de Marcano, los hurtos fueron notificados al teniente coronel de la Guardia Nacional y gerente de Protección de Planta, Gilberto González Moreno; el gerente de personal, Jesús Estaba; el jefe de División de Asuntos Laborales, Rigoberto Isnardy Acosta; Cicpc, eje de Hurto y Material Estratégico, sin que se terminara ninguna de las investigaciones ni se determinaran responsabilidades.

Torres denunció que la pasividad administrativa y judicial en el país han hecho que hayan cesado las averiguaciones no solo en el Cicpc, en Fiscalía han removido de sus cargos a quienes llevaban el caso, mientras que desde la Inspectoría del Trabajo no se emitieron medidas para proteger a los denunciantes.

Con estos elementos, y otros que seguirán presentando, la Coalición Anticorrupción solicitará conjuntamente con el Foro Penal, reabrir las investigaciones por lo que se considera una red de corrupción y hostigamiento en CVG Alcasa.

¿Qué es la Coalición Anticorrupción?

Gremios profesionales, empresarios, sindicatos, estudiantes, defensores de derechos humanos, artistas que han asumido el compromiso de exigir al Estado el cambio social necesario por una Venezuela íntegra.

En medio de la crisis humanitaria compleja que enfrenta Venezuela, unas 260 organizaciones de la sociedad civil y ciudadanos se unieron para sumar esfuerzos en la lucha anticorrupción, origen de la destrucción del país en los últimos 20 años, y conformaron una gran Coalición Anticorrupción.

 
Javier Torres, trabajador de Alcasa, denunció que las denuncias de hurtos fueron encubiertas por el entonces presidente Ángel Marcano  
 


La gran corrupción que registra Venezuela, y que la ubica en el puesto 168 de transparencia entre 183 naciones, es un fenómeno extraordinario que requiere un esfuerzo mancomunado del mismo tenor, con el concurso y participación de todos los ciudadanos, organizaciones y sectores de la sociedad civil venezolana.

La necesidad de superar la crisis, acabar con el mal funcionamiento de los servicios públicos, poner fin al deterioro de la calidad de vida de la población, dejar atrás las políticas económicas que han ido en detrimento de los derechos fundamentales de alimentación, vestido y educación, reconstruir el país y crear la Venezuela íntegra y próspera que todos sus ciudadanos anhelan y merecen es el motor del movimiento ciudadano, Coalición Anticorrupción.

En la página https://coalicionanticorrupcion.com/ los venezolanos tendrán la oportunidad de conocer esta alianza integradora, que no coacciona sino suma, y permite la pluralidad en torno a una lucha común, vencer la corrupción. La coalición se constituye en un instrumento para mostrar a los ciudadanos que hay una sociedad civil organizada y bien articulada que trabaja para lograr una verdadera transformación.