Jueves, 16 Febrero 2017 00:00

Mujer esquizofrénica y sin tratamiento mató a golpes a su hija

 
Valora este artículo
(0 votos)
La víctima también tenía desequilibrio mental La víctima también tenía desequilibrio mental Foto Archivo

El esposo de la victimaria había salido a buscarle los medicamentos a su esposa e hija, pero cuando llegó a la vivienda su primogénita estaba muerta. El lamentable incidente fue este jueves.

  barra 13aNaranja220

MÁS INFORMACIÓN

Gremio de médicos reporta escasez de medicamentos hasta en 90%

barra 4naranja220

Un mega sancocho contra la escasez de medicinas

 

El esposo de Milena Coromoto Arrioja Rodríguez pensó que no se tardaría. Iría a buscarle su medicamento y regresaría pronto a su casa ubicada en la calle C-04, sector III del barrio Francisca Duarte, en San Félix.

Arrioja tiene 58 años y sufre de esquizofrenia, afirmó el esposo al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc). Hace unos meses estuvo recluida en un centro hospitalario pero dada a su mejora fue dada de alta. Pero desde hace dos semanas su situación empeoró, y por la falta de las medicinas que necesita estuvo varios días sin dormir. Por eso este jueves su pareja decidió salir en busca del tratamiento que necesitaba pero se tardó.

Al regresar localizó a la mujer afuera de la casa. Y dentro, a su hija Luzbelis Coromoto Ferias Arroja, de 31 años, muerta. Según versiones oficiales, Arrioja golpeó varias veces a la joven -que también padecía de esquizofrenia- en distintas partes del cuerpo, ocasionándole heridas abiertas. Sobre el cadáver había ollas y un escaparate.

La Constitución nacional establece en su artículo 83: “La salud es un derecho social fundamental, obligación del Estado, que lo garantizará como parte del derecho a la vida. El Estado promoverá y desarrollará políticas orientadas a elevar la calidad de vida, el bienestar colectivo y el acceso a los servicios. Todas las personas tienen derecho a la protección de la salud, así como el deber de participar activamente en su promoción y defensa, y el de cumplir con las medidas sanitarias y de saneamiento que establezca la ley, de conformidad con los tratados y convenios internacionales suscritos y ratificados por la República”.

A pesar de ello en los últimos meses, los venezolanos han recurrido a las redes sociales para solicitar medicinas ya que difícilmente pueden conseguirlas en las farmacias.

El año pasado, Yuveline Vargas, de 51 años, asfixió a su mamá Ana Francisca Ledezma Vargas, de 89 años, mientras dormía. El incidente ocurrió en la urbanización Manoa, en San Félix.

Vargas fue privada de libertad y permanece recluida en el Centro de Coordinación Policial Vizcaíno.

Visto 2358 veces Modificado por última vez en Jueves, 16 Febrero 2017 20:08

Los centros de coordinación policial Cachamay, 11 de Abril y Roscio han sido atacadas con armas de fuego y granadas en apenas cuat...

En otro caso en el que convergen el hacinamiento carcelario, la permanencia de reos en centros de detención preventiva y descontro...

Allanamientos violentos y sin órdenes judiciales suceden en la entidad desde 2017, efectuados por los oficiales. Los vecinos han d...

A Víctor Manuel, de 18 años, lo encontraron decapitado. Su cabeza estaba incrustada entre las rejas de una casa de la invasión La ...

El director del Observatorio Venezolano de Violencia (OVV), Roberto Briceño León, estuvo en un foro de la Escuela de Derecho de la...