Con el ánimo remozado, con más raciocinio que vísceras, el movimiento estudiantil de Ciudad Guayana tomó las calles de Puerto Ordaz para ratificar su compromiso de lucha pacífica por un cambio de gobierno en el país. Alejados de pretensiones temerarias que apostaban a salidas inmediatas, y con plena convicción de mantener su lucha política, los universitarios se apoderaron del asfalto con la sabiduría de quien aprende de sus errores. De quien se sabe protagonista de un momento político, pero conscientes de la necesidad de organización y claridad en los objetivos para alcanzar la anhelada meta: el cambio de gobierno ante una crisis que no ofrece soluciones.

Ha pasado un año desde la sentencia de desacato del TSJ y desde entonces todos los actos del Parlamento no han tenido materializac...

“¿Quieren batalla? Vamos a darle, pues. Aceptamos el reto de la derecha fascista. A ver hasta dónde aguantan estos cobardes”, prof...

Larry Devoe, representante del Gobierno, solo defendió, en el 161° Periodo de Sesiones de la Corte Interamericana de Derechos Huma...

El docente jubilado de la Universidad de Carabobo fue privado de libertad bajo los supuestos delitos de “traición a la patria e in...

La mayoría opositora del Parlamento, luego de escuchar a las familias de los presos políticos, aprobó el proyecto de acuerdo para ...