Más de 50 días de protestas contra la dictadura de Nicolás Maduro no solo ha demostrado la vehemencia de un pueblo que exige la restitución de sus derechos; sino que deja al descubierto la actitud de un Gobierno nacional que, lejos de implementar mecanismos para resolver el conflicto, sigue dinamitando las válvulas de escape de la presión social. De ahí, la radicalización de la protesta. Una que tiene un único responsable: el autoritarismo de Maduro.

Un trabajador de CVG Ferrominera Orinoco fue agredido por encapuchados, acusándolo de ser infiltrado. Vecinos tomaron en resguardo al presunto miliciano para evitar que la protesta se saliera de control por acciones de manifestantes tras la arremetida militar.

Los manifestantes quemaron un vehículo de la estatal Corpoelec este lunes en la entrada de la urbanización Lomas del Caroní, lo que desencadenó una fuerte represalia por parte de los castrenses. La confrontación duró más de siete horas y afectó a los residentes de los sectores Yara Yara, Isla Dorada, Lomas del Caroní y Terrazas del Atlántico.

El régimen ha quedado reducido a sostenerse en un apoyo militar que cada día es más endeble por las divisiones que hay en la FANB, el caos y la confusión. La maquinaria desvencijada de represión y horror no podrá funcionar solamente con militares maduristas.

Efectivos del Destacamento 625 de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) violaron al menos seis leyes -sin contar los tratados internacionales acogidos por Venezuela- al irrumpir este martes en el campus universitario sin provocación alguna y detener al estudiante Nelson Nava y al profesor Marcos David Valverde, lo cual desnuda las flaquezas de un régimen cada vez más necesitado de la represión para tratar de mantenerse en el poder.

Los excesos de las fuerzas de seguridad incluyen amedrentamiento constante en zonas residenciales a través del empleo excesivo de bombas lacrimógenas en horas nocturnas.

El 'plantón' en Guayana fue de baja participación en los puntos convocados por la Mesa de la Unidad Democrática. Aunque en unas zonas la protesta fue organizada y permitió el acceso por vías alternas, en otros sectores vecinos trancaron las calles cercanas a sus residencias, notándose igualmente la baja afluencia de manifestantes. Pese a ello, la fuerte lluvia y los dos detenidos que dejó la jornada cívica, la tranca se mantuvo activa durante la tarde.

Lunes, 15 Mayo 2017 00:00

La injusticia militar

Cuando eres objeto de represión y llevado ante un tribunal que no es el que naturalmente debe juzgarte y que es nombrado por el mismo poder que te apresó, la Constitución también queda confinada y tus derechos expuestos a la voluntad de la tiranía.

50 ONG señalan que el decreto de estado de excepción y emergencia económica Nº 2323, prorrogado por Maduro en seis ocasiones, facilitó la implementación de medidas violatorias de los derechos humanos.

La conclusión no es retórica condimentada. Esta se basa en elementos cuantitativos y cualitativos que sustentan la afirmación, desde una perspectiva de exigencia de derechos, tomando en cuenta variables como: cantidad de protestas, desterritorialización, contexto no democrático, actores de la represión que no logran inhibir la protesta, y la profusión de la no violencia como estrategia.

Página 1 de 8

Ha pasado un año desde la sentencia de desacato del TSJ y desde entonces todos los actos del Parlamento no han tenido materializac...

“¿Quieren batalla? Vamos a darle, pues. Aceptamos el reto de la derecha fascista. A ver hasta dónde aguantan estos cobardes”, prof...

Larry Devoe, representante del Gobierno, solo defendió, en el 161° Periodo de Sesiones de la Corte Interamericana de Derechos Huma...

El docente jubilado de la Universidad de Carabobo fue privado de libertad bajo los supuestos delitos de “traición a la patria e in...

La mayoría opositora del Parlamento, luego de escuchar a las familias de los presos políticos, aprobó el proyecto de acuerdo para ...