Opinión
Diego Márquez Castro

Diego Márquez Castro

Periodista, gremialista y docente, ha hallado en la filosofía una manera de alertar acerca de los desvaríos del poder y su relación directamente proporcional con la ignorancia y la apatía ciudadana. De esa preocupación surge su dominical Comunicación y política.

 |  Sábado, 22 Julio 2017 00:00

La reflexión se asoma como un derecho y como un deber ante tanta falsedad del gobierno.

Que lo sepan quienes arremeten por la fuerza contra el pensamiento y la razón tratando de torcer por la vía del terror la voluntad de una sociedad que perdió el miedo y aspira a la reconstrucción del país. Hoy se abre una nueva página en el devenir nacional y ya no habrá vuelta atrás.

En Venezuela se escribe una nueva página llena de violencia y de miedo, pero de algo debemos estar seguros: la historia demuestra que sobre las fuerzas del mal termina triunfando el bien.

El autor analiza el papel del Estado como garante de los derechos de sus ciudadanos a partir de la afirmación del filósofo italiano Norberto Bobbio: “el problema de fondo relativo a los derechos humanos no es tanto justificarlos, como el de protegerlos”.

 |  Viernes, 23 Junio 2017 00:00

No es moralmente correcto obedecer leyes inmorales es la premisa que plantea Diego Márquez a la luz de la filosofía.

 |  Sábado, 17 Junio 2017 00:00

Diego Márquez invita a la reflexión personal sobre lo correcto e incorrecto, lo justo y lo injusto… a ser una persona más humana.

 |  Sábado, 27 Mayo 2017 00:00

El filósofo inglés de siglo XVII John Locke, quien ante a la persecución religiosa y política planteó la libertad de conciencia como un derecho inherente a la persona humana.

La sociedad civil desempeña un papel de primordial importancia con el objeto de proporcionar propuestas y respuestas asertivas a los retos que en el orden político, social y tecnológico presenta un mundo y una sociedad globalizados.

A partir de textos referenciales, entre otros del papa Juan Pablo II, el autor destaca la necesidad del reconocimiento y la práctica de los derechos humanos para lograr sociedades más justas.

La lucha no violenta como instrumento para la resolución de conflictos es, lejos de una utopía, una realidad tangible, con efectos reales y de trascendencia en la sociedad. Pero aplicarla no es para blandengues. Requiere más valentía y convicción que quien empuña un arma, pues cree que la violencia solo trae más violencia. Pero la paz aleja el resentimiento y logra grandes transformaciones. Aquí, una revisión de los planteamientos de Gandhi y Luther King.



Página 1 de 15

Los docentes esperan, entre otros puntos, iniciar la discusión del contrato colectivo e incluir a los jubilados como beneficiarios...

Verdadera autonomía, autogestión y elecciones de autoridades son los tres puntos principales del acuerdo de diputados estudiantile...

Representantes de niños que reciben clases en la EBN Vista al Sol protestaron para denunciar 17 robos desde diciembre de 2016, en ...

Tras los consecuentes robos a mano armada dentro de las sedes de la universidad en todo el estado Bolívar, Puerto Ordaz fue selecc...

Reconocido mundialmente como el estadounidense que logró dar con el primer y único premio Pulitzer otorgado a un crítico de cine...