Desde hace por lo menos mes y medio los pacientes con cáncer no están recibiendo las quimioterapias en el hospital de Puerto Ordaz, por falta de aire acondicionado y medicamentos. Conseguir el tratamiento donado o comprado no es suficiente, pues el área no está habilitada. Pacientes y familiares relatan esta dura realidad que, aunque el régimen niegue, es muestra de la crisis humanitaria en Venezuela.

Los ajustes salariales de la industria maderera se realizaban en función del INPC, que el Banco Central de Venezuela no difunde desde hace más de dos años. 

La cifra reportada este martes por el ministro Luis López, en el inicio del Plan de control vectorial y lucha contra la malaria, supera a los 244mil casos de paludismo que reportaron médicos locales como acumulado de 2017, datos que alarmaban a los expertos pues superaban con creces los de 2016. Demuestran, además, el fracaso estatal enfrentando este mal que aqueja a no pocos sectores de todo el estado (rurales y urbanos) y la opacidad del ministro, pues a los medios locales se negó a responder preguntas sobre números de fallecidos.

Residentes de Campo B, Campo A2 y Campo A4 encabezaron la protesta este lunes, atestiguando los serios problemas técnicos que alejan a Puerto Ordaz de un digno servicio de agua potable, tras pasar 13 días a secas desde la falla eléctrica en el Golfo 7, el jueves santo.

Leonardo Hernández Rivas está recluido en el hospital Uyapar. El accidente ocurrió en el sector Villa Bahía, de la parroquia Unare, en una casa de familia en donde no contaban con gas doméstico para cocina.

El parlamentario destaca que no se trata de un problema de embalse, sino de mala gerencia en Hidrobolívar, institución sobre la que exige sea investigada para dar con los responsables del problema de suministro de agua tanto en San Félix como en Puerto Ordaz.

Durante la protesta de este martes, habitantes de distintos sectores de Puerto Ordaz recordaron que los problemas de distribución de agua potable tienen más de cuatro años, y que la falla que dejó sin agua a la ciudad por seis días obedece al abandono sostenido de los acueductos

Los centros de coordinación policial Cachamay, 11 de Abril y Roscio han sido atacadas con armas de fuego y granadas en apenas cuatro días. Hasta ahora solo se han registrado daños a las infraestructuras.

El presidente de Hidrobolívar, Gustavo Imeri, asegura que el tablero eléctrico de la estación fue vandalizado con aceite mecánico, razón por la que Puerto Ordaz suma hoy cinco días a secas, luego de que también fallara un motor en el acueducto de Toro Muerto.

En las iglesias Virgen del Valle y Nuestra Señora de Coromoto, de Puerto Ordaz, se ven los dos efectos de la inseguridad en la ciudad: quienes reajustan las ceremonias al horario diurno para evitar robos, y quienes invierten en vigilancia privada para resistir al hampa y mantener las tradiciones en la novena urbe más violenta del mundo

Página 1 de 20