¿Hasta qué punto le sirve al régimen de Nicolás Maduro callar sobre la ola de saqueos con la que arrancó el año? La verdad, no conduce a ninguna parte, según sostiene el director de Espacio Público, Carlos Correa. La masificación de las protestas de 2017 y, ahora, este fenómeno lo corroboran.

Unos 18 mil oficiales tendrán a su cargo la vigilancia, así como 20 aeronaves y siete drones que velarán por el orden público tras días de protestas por abusos sexuales y ataques a templos católicos.

 La conflictividad social remontó a la cima el año pasado, cuando el registro de protestas superó el promedio anual desde 2010, en la medida en que la desmejora de la calidad de vida se acentúa.

LA ONG Provea sostiene que la erosión de los derechos sociales de los venezolanos y la desesperación de millones de familias por falta de alimentos atizan un estallido social cuyas consecuencias para los derechos humanos serían impredecibles.

Lunes, 08 Enero 2018 00:00

Rompiendo el torniquete dictadura-MUD

Las protestas a finales del 2017 no se pueden simplificar a masas hambrientas en busca de un pernil. Intuitivamente la gente en la calle sabe que el modelo del régimen chavista es insostenible e inviable y, además, que con la MUD no se cuenta para cambiarlo. Entonces cualquier motivo es legítimo para movilizarse en la calle por el cambio político: pernil, gas, medicinas… Todos son emblemas de un  país de miserias y carencias, del cual nadie se siente orgulloso y todos queremos cambiar.

La Conferencia Episcopal Venezolana se refirió a los últimos saqueos e intentos de ellos en varias regiones del país, como un aviso del estallido latente en la población, al tiempo que llama a respetar la propiedad ajena. Sobre el proceso de negociación, el presidente de la CEV, monseñor Diego Padrón, aspira a que se lleguen a acuerdos creíbles para ir a las presidenciales.

“Nunca más guarimba, planes preventivos, y el que ose convocar a la guarimba, acción inmediata de la ley y la Constitución”, dijo este jueves el dictador.

Solo una de las ocho fue en Puerto Ordaz, de vecinos de Colinas de Unare. El resto se concentró en distintos puntos de San Félix, reclamando además pernil, entrega de juguetes y tiques del bono Niño Jesús.

Manifestaciones por falta de bolsas del CLAP con pernil en Caracas, Ciudad Guayana, Sucre, Yaracuy, Barinas y Anzoátegui terminan por desenmascarar la mentira del chantaje electoral del régimen, además de confirmar la agudización de la crisis alimentaria en el país.

Naleida León y Gladifer Albornoz, de Unicable TV, estuvieron retenidas tres horas por los militares, lo que constituye un atropello a la libertad de prensa.

Página 1 de 15

Hasta este viernes esperarán una respuesta sobre la propuesta contractual. De lo contrario, amenazan con profundizar la protesta. ...

El secretario general de la organización sindical, Alexander Arcia, sostiene que los robos se han multiplicado en los últimos mese...

Este martes realizaron una caminata desde la redoma de Makro hasta la CVG para entregarle una comunicación. El recién proclamado g...

La defensa del trabajador de Ferrominera acusado del homicidio de Renny Rojas, denuncia el retardo procesal injustificado y el hec...

Al menos siete reclamos laborales tienen los maestros dependientes de la Gobernación de Bolívar, por lo que solicitan una reunión ...

El presidente de la Corporación del Aluminio y de CVG Alcasa, Ángel Marcano, aseguró que “un gerente que esté en contra de la revo...

Dirigentes de Mosbase admiten que existe temor en los trabajadores públicos, debido a las amenazas y la persecución que genera la ...

Nueve niveles del tabulador quedaron por debajo del salario mínimo nacional, denunció el presidente de Sintraedelca, Alexander Arc...

La industria del aluminio lleva la batuta en los “incentivos” para promover la participación en la jornada organizada por el CNE e...