Sábado, 12 Agosto 2017 00:00

Torpeza de Trump permite a la dictadura tomar un respiro en el plano internacional

 
Valora este artículo
(0 votos)
El canciller de la dictadura, Jorge Arreaza, pidió frenar la más “agresiva acción del imperio estadounidense contra el pueblo venezolano en más de cien años” El canciller de la dictadura, Jorge Arreaza, pidió frenar la más “agresiva acción del imperio estadounidense contra el pueblo venezolano en más de cien años” Fotos Minci

Lcapitularatinoamérica alzó su voz contra la amenaza de intervención militar en Venezuela proferida por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, en un receso vacacional en un campo de golf de su propiedad en Nueva Jersey.

Países muy críticos y en franca oposición al régimen de Maduro, como los de Mercosur, Colombia y Perú, salieron al paso a las declaraciones inoportunas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, cuya amenaza eclipsa gestiones más afectivas surgidas en la región para aislar diplomáticamente a la dictadura y servir además la mesa para la andanada antiimperialista que ahora está concentrada en la fraudulenta Asamblea Nacional Constituyente.

 

ONG: no más sufrimiento
para el pueblo 

Más de 30organizaciones de Derechos Humanos en Venezuela suscribieron este sábado un comunicado que expresa preocupación por las palabras expresadas por el presidente de los Estados Unidos en el sentido que, ante situación en Venezuela, no descartaba opción militar.

“Rechazamos toda medida de la comunidad internacional, o un país en particular, que signifique producir más sufrimiento para el pueblo de Venezuela. Una posible operación militar solo traería más violencia y le daría justificación al gobierno para aumentar sus medidas represivas contra quienes lo critican”, indica el primer punto del comunicado que reivindica el contenido de la Declaración de Lima.

Por otro lado, las organizaciones consideran que una de las mejores ayudas que puede realizar la comunidad internacional frente a la crisis en el país y la arbitrariedad del Estado es fortalecer los mecanismos internacionales de protección de los derechos humanos que permitan dar respuestas más efectivas a las víctimas y contribuir con las gestiones diplomáticas necesarias, para una salida pacífica y negociada que permita la pronta restitución de la democracia. Por último, insistieron en que se permita la visita de expertos de la CIDH y Naciones Unidas en materia de derechos humanos a Venezuela.barra ama385

 

Contrario a los gestos de apoyo que recibieron las sanciones del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos contra funcionarios del círculo de Maduro, las palabras de Trump fueron respondidas al unísono por América Latina que no quiere saber nada de operación militar en la región.

Por otro lado, la declaración del magnate presidente norteamericano fue asumida como un revés diplomático e inoportuno, toda vez que permite al régimen victimizarse y reposicionarse en un escenario internacional que le era esquivo.

Lo inoportuno viene dado por que esta semana se produjo una reunión de más de 15 cancilleres de América Latina que concluyó con la histórica Declaración de Lima la cual incluyó el desconocimiento a toda decisión emanada de la ilegítima asamblea constituyente, con la que el régimen venezolano intenta materializar la abolición de la constitución de 1999 y de esta forma atornillarse en el poder.

Por si fuera poco, las Naciones Unidas habían anunciado la preparación de un informe sobre patrones de represión por parte de la dictadura de Maduro y han adelantado la confirmación de prácticas sistemáticas de tortura y otros mecanismos de represión para controlar la disidencia.

Lo anterior, de alguna manera, pierde fuelle en lo mediático y en lo político, pues los presidentes de la región no podrían callar o guardar silencio ante una estrepitosa amenaza de guerra contra un país vecino, que si bien puede obedecer a una tremendura o dislate diplomático, obliga a pronunciarse.

En un comunicado difundido en la mañana de este sábado, Mercosur rechazó el uso de la fuerza para el restablecimiento del orden democrático en Venezuela.

“Los países del Mercosur consideran que los únicos instrumentos aceptables para la promoción de la democracia son el diálogo y la diplomacia. El repudio a la violencia y a cualquier opción que implique el uso de la fuerza es insoslayable y constituye la base fundamental de la convivencia democrática, tanto en el plano interno como en las relaciones internacionales”, advirtió el bloque integrado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay.

El Mercosur suspendió hace una semana de forma permanente a Venezuela al considerar que el gobierno de Nicolás Maduro cometió una “grave ruptura del orden democrático”, tras la instalación de la Asamblea Constituyente en Caracas.

barra ama170VERTICAL

ComillasAMARILLASEl Gobierno venezolano no puede aspirar a una convivencia normal con sus vecinos en la región hasta que no se restablezca la democracia en el país”, subraya Mercosur en el comunicado de rechazo al uso de la fuerza para restablecer el orden en Venezuela. 

 

“Las medidas anunciadas por el Gobierno y por la Asamblea Nacional Constituyente los últimos días reducen aún más el espacio para el debate político y para la negociación. Los países del Mercosur continuarán insistiendo, individual y colectivamente, para que Venezuela cumpla con los compromisos que asumió, de manera libre y soberana, con la democracia como única forma de gobierno aceptable en la región”, señaló en el comunicado.

Pronunciamientos similares al de Mercosur llovieron desde México, vecino más cercano de Estados Unidos y uno de los que ha ejercido más presión sobre Maduro, hasta Bolivia, tradicional aliado de la revolución chavista.

Perú, que había expulsado la noche previa al embajador venezolano Diego Molero, también condenó “cualquier amenaza o el uso de la fuerza no autorizado por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas”.

“Una negociación de buena fe, con objetivos claros y plazos precisos, es la única vía aceptable para recobrar la democracia en Venezuela. Todo intento interno o externo para recurrir a la fuerza socava el objetivo de restaurar la gobernabilidad democrática”, expresó la Cancillería peruana.

Respuesta1Delcy Rodríguez destacó que los 545 constituyentes preservarán la soberanía e independencia nacional

El régimen aúpa el antiimperialismo

  barra 13aNaranja220

MÁS INFORMACIÓN

Perú no quiere tener trato alguno con la dictadura de Maduro

barra 4naranja220

Mayoría de países en América profundizará el aislamiento diplomático al régimen de Maduro

barra 4naranja220

Análisis político del vicerrector de la UCAB Guayana 

barra 4naranja220

Maduro presenta ante ilegítima constituyente proyecto de constitución ajustado a su dictadura

 

La misma noche en que se divulgó la declaración del controversial presidente 45 de Estados Unidos se anticipaba una prédica incisiva por parte del aparato propagandístico del régimen, con el propósito de exigir solidaridad y sacar provecho mediático.

El comunicado denominado Rechazo categórico contra el ataque imperial lo deja bien expuesto en el punto 3: “la temeraria amenaza del presidente Donald Trump pretende arrastrar a América Latina y el Caribe a un conflicto que alteraría permanentemente la estabilidad, la paz y la seguridad de nuestra región, declarada como Zona de Paz por los 33 Estados miembros de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac) en 2014”.

Palabras más, palabras menos, la cuarta sesión de la ilegítima Asamblea Nacional Constituyente, con la que Maduro y su círculo terminaron de abolir el orden democrático, repitió el discurso.

“Ayer (viernes) el presidente norteamericano profirió una de las más grandes amenazas contra la patria de Bolívar y a nosotros, virtuosos constituyentes, nos corresponde ser el escudo protector de nuestro suelo venezolano para la defensa de la integridad territorial de Venezuela”, puntualizó la ex canciller y ahora presidenta del “organismo plenipotenciario”, Delcy Rodríguez.

La funcionaria rechazó las pretensiones injerencistas del presidente estadounidense y destacó que los 545 constituyentes preservarán la soberanía e independencia nacional.

El día después de la amenaza verbal de Trump contra Venezuela, de la que se ha demarcado el Departamento de Defensa de los Estados Unidos (Pentágono), afirmando que desconoce planes militares de este tipo, ha significado un respiro pasajero para la dictadura encabezada por Maduro, que sin embargo debe lidiar con sus propias arbitrariedades para sostenerse en el poder, en un contexto inédito de profunda crisis económica y social.

Trump“Tenemos muchas opciones para Venezuela, incluyendo una posible opción militar si es necesaria”, insistió Trump ante la prensa el pasado viernes | Foto @POTUS

Visto 603 veces Modificado por última vez en Sábado, 12 Agosto 2017 22:13

Washington apoya el reclamo de una auditoría de las elecciones por parte de entidades “creíbles y reconocidas internacionalmente”....

Arreaza llama al gobierno de San José ‘insolente’ por desconocer los resultados de las regionales. ...

Manipulación e intimidación son algunas de las apreciaciones de 12 países en América. ...

El Gobierno español consideró ‘inaceptables’ las palabras de Maduro, quien acusó a España de tener ‘presos políticos’. ...

Elecciones, tortura, persecución política y demás violaciones a los derechos humanos en Venezuela fueron los temas que expusieron ...