Jueves, 12 Mayo 2016 00:00

La Paragua: pueblo minero, agrícola y maderero está de cumpleaños

 
Valora este artículo
(4 votos)
La Paragua: pueblo minero, agrícola y maderero está de cumpleaños Foto William Urdaneta

Paragua proviene de la voz arecuna Parava que para los indígenas quiere decir: Tierra de las Guacamayas o de los loros.

A2 Americo

El 15 de mayo de 1770 fue fundado el pueblo de La Paragua con el nombre de San Isidro de Barceloneta por el misionero español fray Benito de Lagarriga, sustituido más tarde por el misionero Luis de Cardedén, quien fue decapitado durante la matanza de San Ramón de Caruachi. En tiempos de la república figuró como municipio Barceloneta dentro de la jurisdicción del Distrito Heres con cabecera en Ciudad Bolívar. Actualmente es parroquia de Ciudad Piar al igual que San Francisco de La Paragua.

El pueblo de La Paragua está recostado sobre la margen izquierda del río de su mismo nombre, el cual se desprende desde las vertientes de la Sierra Parima y desemboca en el Caroní, donde se levantaba el pueblo de San Pedro de las Bocas, desaparecido bajo las aguas de la represa de Guri.

Este río con sus márgenes negras, cubiertas de malezas y espinosos bejucos, deriva su nombre de la voz arecuna Parava que para los indígenas quiere decir: Tierra de las Guacamayas o de los loros. Ha sido durante más de dos centurias vía de comunicación para los buscadores de oro, balatá, diamantes y otros recursos minerales y vegetales de la prodigiosa selva. De las incidencias de tales exploraciones hace el novelista merideño José Berti, extraordinarios relatos en sus obras Hacia el Oeste Corre el Antabare y Espejismos de la Selva. Berti, quien fue miembro de la Asociación Venezolana de Periodistas, Seccional Bolívar, murió en su Hato Cachimbo ubicado en ese mismo municipio.

A la exploración minera se agregan como fuentes de vida de este pueblo de más de cuatro mil almas la explotación de la madera y la producción agropecuaria. Es evidente la riqueza maderera de la región y su explotación se encuentra paralizada debido a los decretos de conservación y protección de las cabeceras del río Caroní, asiento de la industria hidroeléctrica de Guayana.

Durante muchos años se explotaron allí especies tan solicitadas como el cedro, pardillo y cacho de venado. A la larga, el pueblo no vivirá sino de la agricultura y la cría, pues sus tierras son feraces, especialmente las de San Francisco, granero importante del estado. El Hato La Vergareña, otrora con más de 40 mil cabezas, se halla en este sector.

     
 

MÁS DE AMÉRICO FERNÁNDEZ

Degollina de los misioneros del Caroní

barra 4naranja300

Carreras de caballos en Angostura

barra 4naranja300

Andrés Ernesto Bello Bilancieri

barra 4naranja300

Tres décadas sin la gran guitarra de Angostura

 
     

El Paragua es después del Caroní, el río que más drena agua a la represa hidroeléctrica de Guri. Nace en el tepuy Marutaní del estado Bolívar, en la frontera de Venezuela con Brasil. Tiene una longitud de 550 kilómetros aproximadamente, desde su naciente hasta su confluencia con el río Caroní. En San Pedro de las Bocas, pueblo sepultado por las aguas represadas del Caroní, abarca un área cercana a los 33 mil kilómetros cuadrados y se divide en dos sectores, el alto y el bajo Paragua.

Este río con sus márgenes negras cubiertas de árboles y bejucos, ha sido a través de más de un siglo, vía de comunicación importante para los buscadores de oro, diamantes, balatá, resinas y madera. Son de renombre las minas de Paraguamusi, Paramichí, Asa, El Casabe, en el Alto Paragua y de su afluente el Carún. Últimamente han surgido nuevas minas como Bulla Nueva y otras del Alto Paragua donde se han registrado masacres como la del 22 de septiembre de 2006 en la que estuvieron implicados 14 militares, enfrentamientos sangrientos, y donde 19 efectivos militares. Hay que señalar también que los indios arekunas, karamacotos y mañangones apresaron después a 19 efectivos militares por ejercicio ilegal de la minería en sus tierras ancestrales.

A la explotación del diamante y del oro, porque la del balatá hace tiempo que terminó, se agrega como fuente de vida de este pueblo, la explotación de la madera y la producción agropecuaria. Desde 1953 se viene explotando el cedro, el pardillo, el caucho de venado y en 1965 el Gobierno nacional declaró zona de reserva forestal la región comprendida al sur del Salto Urayma hacia la frontera con Brasil.

A La Paragua, con una superficie de 42 mil 647 kilómetros cuadrados y 286 msnm, se le calculan una 100 mil cabezas de ganado vacuno, en su mayoría concentradas en el Hato La Vergareña, sin duda, la principal finca pecuaria del estado y principal abastecedor de carne de Ciudad Guayana y Ciudad Bolívar.

40 kilómetros antes de penetrar al ribereño pueblo de La Paragua se encuentra San Francisco, dispersamente instalado sobre una topografía de llanura suavemente ondulada.

San Francisco de La Paragua emergió como simple caserío. Después, dada su importancia agrícola maicera, la Asamblea Legislativa complació a sus 3 mil habitantes elevándolo a la categoría de municipio foráneo. Hoy es simple parroquia que elige su junta parroquial, dependiente de Ciudad Piar y no de Heres como fue en un tiempo lo tradicional.

La producción de maíz aquí es abundante, más que en cualquiera otra zona agrícola del estado. Las tierras son óptimas y rinden un promedio de 3 mil kilogramos por hectáreas. Las tres cuartas partes de la cosecha anual de maíz provienen de esta tierra ancha y feraz, con cristalinos cursos de agua recargados de moriches.

San Francisco de La Paragua, con 3 mil 796 kilómetros cuadrados de superficie, está a unos 35 kilómetros del Hato La Vergareña, que cuenta o contaba con 40 mil cabezas de ganado vacuno aproximadamente.

Visto 7710 veces Modificado por última vez en Jueves, 12 Mayo 2016 23:22

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En abril de 2008, el locutor y escritor fallecido el miércoles, compartió sus vivencias con los estudiantes de Comunicación Social...

En la Venezuela de la democracia recién estrenada, esta mujer se empecinó en que la modernidad también debía llegar a través del a...

El concejal Armando Betancourt hace referencia a la deficiencia de los servicios públicos en el municipio El Callao, en la víspera...

Este lunes el alcalde encargado, Tito Oviedo, otorgó ayudas económicas entre 150 y 200 mil bolívares a cultores que participarán d...

La presidencia de Palacio considera que el repudiable hecho “apunta hacia un permanente irrespeto al conocimiento, a la cultura, a...

El director venezolano habla de su padre, de los populismos y del cine mientras espera convertirse en el ganador de la categoría M...

El guión del cineasta José Zamora centra su historia en la comunidad de Campo Rojo, reflejando la tradición de niños que se lanzan...