Martes, 14 Junio 2016 00:00

A cuartos por la puerta grande

 
Valora este artículo
(6 votos)
Lo vimos crecer en el fútbol del Loyola, hoy José Manuel Velásquez, puede haber anotado uno de los mejores goles de la Copa. Foto prensa vinotinto. Lo vimos crecer en el fútbol del Loyola, hoy José Manuel Velásquez, puede haber anotado uno de los mejores goles de la Copa. Foto prensa vinotinto.

Ni siquiera la mejor primera fase de la historia de Venezuela en una Copa América, permitió que el equipo se quedará con el liderato del grupo. Así de complicado es esto.

Sin embargo, por todo lo que rodeaba a la Selección antes del inicio de la competición, el rival a enfrentar en cuartos es lo de menos. Hoy todo es ganancia, en gran parte gracias a estos titulares ante México:

Dani Hernández: No requiere de más confirmaciones. Ante su ausencia en el proceso anterior y todo el fuego de renovación avivado por Fariñez y Contreras, parecía complicado imaginarlo en el rol que hoy asume. El acierto es todo de Rafael Dudamel, conocedor como ningún otro de la posición. Contra México, acertado en centros complicados y salvador en un doble remate que le hubiese dado más tiempo y espacio al equipo de Osorio para creer en la remontada. Una parada como tantas en aquella noche histórica en Defensores del Chaco.

Alexander González: Asomó contra Uruguay que estaba en buena forma para sustituir al lateral más regular que se recuerde en la historia de la Vinotinto. Con el contagio anímico que representó el gol, se atrevió a pasar con criterio y apoyarse en Alejandro Guerra. La entrada de Corona le cambió el partido. A los movimientos del 10 mexicano se le sumó la tarjeta amarilla que recibió muy temprano en el partido. Condicionado de esa manera fue aún más difícil controlar al que finalmente fue electo como figura del partido por la organización. Su actuación en poco menos de dos partidos es una señal contundente de que hay de dónde echar mano.

Wilker Ángel: Su evolución es notoria y se debe a la confianza. Aún resistido por algunos, su capitanía en los primeros partidos del ciclo eran el indicio para entender la valoración que tiene Dudamel del trujillano. Junto a Rolf Feltscher es el único defensor que jugó completo en los tres partidos de la primera fase. Con Oswaldo Vizcarrondo sacó dos ceros y volvió a mostrar el aporte en cada pelota aérea a favor. Contra México y con compañero nuevo no deslució. De hecho, se lució sacando una pelota en una jugada de esas que se graban en el disco duro del fútbol venezolano.

Jose Manuel Velázquez: Si bien fue una de las caras más visibles de la gesta para clasificar al Mundial Sub20 de Egipto, con el paso de los años le costó hacerse del puesto en la absoluta. Sacarle máximo provecho a las contadas oportunidades que tuvo, incluso en el momento más caótico del ciclo Sanvicente y su actualidad en Europa lo metieron en la lista. Contra México aprovechó una nueva oportunidad, marcó el gol de su vida y salvo por un Corona poseído en la jugada del empate, hizo un partido perfecto. 'Sema', el de las oportunidades tomadas, ejemplifica lo que es ser un tipo de Selección. Por jerarquía Vizcarrondo seguramente volverá a tomar su lugar, pero Velázquez volvió a demostrar que también puede ser titular. 

Rolf Feltscher: Sin importar cómo ni cuando termine la Copa América, habrá una noticia y es haberlo encontrado. El 'surfista' ha ido de menos a más. Eso sí, la incertidumbre que rodeaba la posición ha hecho que se maximice su actuación en estos tres partidos. En ese lugar de la cancha una gota de agua es un mar. Pero por ahora, hay que remarcar que de gota a gota Feltscher va acumulando crédito. Contra México contó con el menos hábil de los volantes para defender: Adalberto Peñaranda, y aún así fue poco lo que pasó por su banda. 

Tomás Rincón: Decir es redundar. Presencia, liderazgo y además fútbol. Fútbol para correr, quitar, ocupar, pasar y desquiciar al rival. También para chocar. A veces mucho de hecho y es algo que debe tener en cuenta. En ocasiones por querer imponerse desde el físico frena transiciones prometedoras. Le pasó un par de veces ante México y también en partidos previos, especialmente del ciclo pasado. En un partido sin alcabalas, fue clave su constante labor cerca de los defensores. Además jugó sin el que en poco tiempo se convirtió en su socio predilecto.

Luis Manuel Seijas: Admitió en días previos no preferir la posición que le tocó ubicar y en varios pasajes del partido quedó demostrado. Especialmente porque el punto de comparación lo establecieron las muy buenas actuaciones de Arquímides Figuera. Para el volante del Inter de Porto Alegre fue un partido más físico y de entrega que de pelotas al pie para salidas limpias como la posición supone. El equipo aún espera por su mejor versión, esa que lo consagró como un ídolo en Colombia y le valió el pase a Brasil. Mientras llega, los volantes de corte ofensivo siguen rindiendo. Con Figuera a disposición, da la sensación de que deberá ganar la batalla en los entrenamientos.

Alejandro Guerra: Considerando los tres partidos de Venezuela, El 'Lobito' puede ser tomado en cuenta como el mejor de la Selección hasta ahora. Contra México se hizo cargo de la pelota parada que derivó en el gol de 'Sema' y una vez más, el equipo contó con su sacrificio defensivo. La dinámica de un partido que requería eso, lo mantuvo algo alejado de todo el fútbol que con el balón en los pies puede demostrar, aunque no lo suficiente como para deleitar a propios y extraños con un alegre caño a Andrés Guardado. 

Adalberto Peñaranda: El de pelo naranja te promete buen fútbol y cumple. Sin ser el más efectivo para defender, supo ocupar espacios para darle una mano a Rolf por el costado. Cuando pudo explotó su velocidad y también intentó con firuletes amargar a los rivales: como en la falta que gana para el gol de Venezuela. Encontró a Josef Martínez para dejarlo solo frente al arquero en una jugada clave del segundo tiempo. El desgaste fue evidente. Tanto que considero que tuvo que ser sustituído. Que no haya sido así, demuestra que en la Selección tendrá tiempo y espacio de sobra para seguir evolucionando, especialmente desde la madurez.

Yonathan Del Valle: Hace unos meses su presencia en la Selección parecía imposible. Sus declaraciones parecían atentar contra él, pero sus goles en Turquía hicieron que Dudamel depositará su voto de confianza. Del Valle lleva fuego por dentro y quiere demostrar que puede quemar a los rivales. Pareciera estar en una carrera personal por no volver a salir de la órbita de la Selección nunca más y esa necesidad es aprovechada por el equipo. Contra México mostró credenciales de regateador y rematador en un par de ocasiones. Además puso a disposición su velocidad para presionar la salida y también para el contraataque, como en esa galopada en la segunda parte que no encontró compañeros. Si logra asumir su rol como suplente y entiende que partidos como esos son los que precisamente debe aprovechar, será una gran alternativa de cara a lo que viene.

Christian Santos: Sin ser el que mejor ha calado en el grupo, se ha ganado seguir estando, ahora bajo las órdenes de Dudamel. Da la sensación de que a pesar de sus virtudes, en la Selección siempre ha tenido factores en contra, como esos, justificados, que lo rodearon horas antes de marcarle a Brasil en su casa. Si me apuro creo que pocas veces o nunca le había tocado ser el 9 en el dibujo. Y aunque contra México lo fue, no tuvo una de esas que los 9 tanto esperan. De hecho, se supo acomodar a las circunstancias del partido. En el mencionado contraataque de Del Valle no llegó precisamente por eso, por lo comprometido que estaba con sus compañeros cuando no tenían la pelota. Fue partícipe del gol bajándole la pelota a 'Sema' a la perfección. El del fútbol holandés seguramente seguirá estando y hasta aquí, nadie le ha regalado absolutamente nada. 

LOS CAMBIOS

Rafael Dudamel entendió que el control del juego en los minutos finales dependía de lo que pudieran hacer sus primeros defensores: los atacantes.

Por eso apostó por las piernas frescas de Josef Martínez para seguir presionando las salidas y haciendo recorridos de persecución largos. El de Valencia cumplió pero falló en la jugada que pudo marcar la diferencia. Tras el gran pase de Peñaranda, Josef definió con el talón para darle vida al arquero mexicano que ya había adivinado su intención de cruzar el remate.

Con Salomón Rondón el cambio volvió a ser de nombres. Tras Del Valle salió Santos y así el equipo lucía encerrado por México pero con delanteros nuevos. Vale considerar que pisó el campo cuando Venezuela ganaba 0-1. Seguramente para aguantar la pelota en envíos largos y tratar de sacar faltas que dieran respiro. Eso no pasó porque apenas a los dos minutos el equipo de Osorio empató y luego fue muy difícil contenerlo para que no empatara.

Da la sensación de que la presencia de Rómulo Otero en el final obedeció a la esperanza de que apareciera una pelota parada que cambiará el destino y devolviera a Venezuela al primer lugar del grupo. 

Twitter: @NdanielZ

Visto 2374 veces

Tras quedarse sin Champions y sin Liga, Barcelona tuvo un premio de consolación al ganar su 29ª Copa del Rey gracias a un Messi in...

La Vinotinto de Dudamel se impuso por 1-0 a México para cerrar la fase de grupos del Mundial Sub-20 con puntaje perfecto y sin rec...

Para hacerse cargo de la Selección albiceleste, la cual sólo podrá asumir desde el próximo 1 de junio, por sus vínculos contractua...

La Selección de Venezuela obtuvo su segundo triunfo en el Mundial de la categoría Sub-20 al imponerse por 7-0 a la representación ...

Cristiano Ronaldo lideró el camino a la 33ª Liga del Real Madrid tras vencer este domingo al Málaga. Barcelona culminó en el segun...

Ante tanta tensión social y política en Venezuela, el triunfo de su selección de fútbol que participa en el Mundial Sub20 de Corea...