Vecinos de El Rinconcito en San Félix protestaron por falta de gas doméstico y CLAP. La GN intentó detener a un dirigente de VPA que grababa la manifestación.

Tres meses sin suministro de gas doméstico, dos meses sin la comida de los CLAP y dos años consecutivos con la promesa del pernil, estos fueron los motivos para que vecinos del barrio El Rinconcito en San Félix protestaran este lunes. Sin embargo, en lugar de solución fueron reprimidos y amenazados por la Guardia Nacional.

Los uniformados intentaron dispersar la manifestación con bombas lacrimógenas y amenazas, según denunciaron los afectados. Asimismo, intentaron detener a varios de ellos, incluyendo al dirigente de Voluntad Popular en Bolívar Richard Fuentes, quien grababa algunos videos de la protesta.

         
Manifestantes denunciaron que tienen tres meses sin suministro de gas | Fotos Marcos David Valverde

“Dispersaron la manifestación con gas lacrimógeno, yo estaba grabando y se me encimaron con las motos, me querían quitar el teléfono pero se lo di a un compañero; cuando ya me iban a subir a una de las motos llegaron los vecinos y forcejearon con los guardias e impidieron que me llevaran detenido”, relató Fuentes.

Franchelis López, por su parte, relató que desde hace tres meses no les llegaba la bolsa del CLAP, pero el 6 de diciembre, tres días antes de los comicios de concejales, recibieron una que contenía un paquete de arroz, dos de pasta, dos de azúcar, uno de caraotas y dos litros de aceite. A su vez, acusó a los funcionarios de vínculos con revendedores.

“El 6 de diciembre vino esa bolsa, porque el 9 eran elecciones (...) la Guardia vino a agredirnos cuando son ellos los que tienen la corrupción en el mercado, ves a los bachaqueros vendiendo con ellos al lado y no les hacen nada”, reclamo López.

“Tenemos tres meses sin gas, ya ni leña hay para cocinar. Se nos están muriendo de hambre nuestros hijos, nuestros abuelos, porque no tenemos cómo cocinar. La Guardia Nacional vino fue a agredir a nuestras mujeres, nos dijeron que si nos la dábamos de guapos iban a tomar acciones contra nosotros”, señaló Jesús Suárez, residente de El Rinconcito.

Wendy Mejías, otra de las manifestantes, denunció que incluso ofrecieron tiros a por lo menos uno de ellos, mientras que el ciudadano Reymer Boada fue golpeado. “No es posible que uno está reclamando sus derechos y nos vengan a agredir”.

Desde la semana pasada se han registrado protestas simultáneas en varios sectores de San Félix, en reclamo de la promesa incumplida por dos años consecutivas de la entrega de pernil. Los reclamos incluyen cajas del CLAP, gas doméstico, y otros servicios básicos como agua, alumbrado y transporte.