Lo que empezó como reparaciones, hoy son ruinas de más de la mitad de una institución sobre la que anualmente prometen su reinauguración.

La Escuela Nacional Básica Las Américas, en San Félix, apenas funciona con menos de la mitad de su estructura. Detrás de la institución queda lo que alguna vez fueron salones, cocina, baños, talleres y la cantina. Hoy apenas quedan paredes y una que otra estructura en mal estado. Hace más de siete años iniciaron con unas reparaciones, pero fueron derribando todo hasta dejarlo en ruinas.

Javier Villarroel, vecino de la comunidad y exalumno de esta escuela, fue quien denunció la situación, pues anualmente el Gobierno nacional y el Ministerio de Educación prometen su reinauguración para diciembre. 2018 será un año más de esa promesa incumplida.

“Es un colegio que quedó prácticamente con la estructura destruida, luego de planificar una reestructuración y mantenimiento con presupuesto aprobado por el Ministerio de Educación. Tumbaron y derribaron todo el techo, acabaron con los baños, las aulas, el cafetín, toda esta situación que antes era normal que un niño fuera a clases, comiera y llegara a su hogar, eso fue tumbado de la noche a la mañana por un proyecto de mantenimiento”, denunció Villarroel.

La escuela cumplió cuatro días sin agua potable y el servicio de comida no es diferente al resto de las instituciones: de acuerdo con Villarroel, lo que mayormente comen los alumnos es espagueti con caraotas, y solo funcionan dos salones, incluyendo el de usos múltiples.

“No hemos visto respuesta de consejos comunales, ni de las juntas comunales, del Ministerio de Educación ni de nadie (...) muchos representantes y familiares decidieron sacar a los alumnos, había una matrícula de casi 900 estudiantes, pero padres, representantes y hasta el profesorado han tenido que irse porque mutilaron casi un 80% de lo que era una escuela diseñada en Latinoamérica como una las mejores y más grandes, y hoy no alcanza una matrícula de más de 300 estudiantes por esta situación precaria”, manifestó.

Siete años de debacle

Villarroel recordó que son más de siete años con esta debacle. Cuando se iniciaron las reparaciones -agregó- la comunidad manifestó su disposición a sumarse a los trabajos, cada uno en el área que conoce. No obstante, la contratista encargada no lo permitió, y los trabajos tampoco fueron culminados.

“No creo que esta escuela tenga un futuro provisorio como mucha gente que se graduó aquí, ya que han tenido que sacar a los muchachos para meterlos en colegios privados o de otros sectores”, agregó Villarroel.

En esta escuela, por cierto, estudió el director técnico del Caracas FC, Noel Chita Sanvicente, quien ha apoyado a la comunidad para la limpieza y mantenimiento de un área deportiva en la institución.

Tras casi ocho años de olvido y desidia, se vienen unas elecciones de concejales para el 9 de diciembre, y justamente la EBN Las Américas funge como centro de votación.

 

Fotos William Urdaneta

 
Template by JoomlaShine