Ninguno tuvo contacto con las minas del sur del estado Bolívar. En lo que va de 2017, Correo del Caroní ha confirmado siete fallecidos por la enfermedad solo en esta parroquia rural de San Félix.

Eduardo Duerto falleció en el Hospital Dr. Raúl Leoni, de San Félix, a causa de malaria. No había tratamiento para atenderle de emergencia ni en asentamiento rural donde residía ni en el centro asistencial.

El parlamentario regional lamentó el deterioro que presenta Ciudad Guayana, en las áreas social, salud, transporte, entre otros, en su 56 aniversario.

Enfermo de  la parroquia Pozo Verde aseguran que el tratamiento se suministra irregularmente, igual que en Manoa, Castillito y Core 8. Sin embargo, las ofertas ilegales crecen en todo Bolívar, con precios entre 40 mil y 200 mil bolívares

El Instituto de Salud Pública (ISP) ordenó reservar el medicamento primaquina solo para pacientes nuevos de paludismo. A quienes reinciden en la enfermedad le dan tratamiento solo para tres días, y luego deben hacerse la prueba nuevamente para recibir el resto, gestión para la que tampoco hay microscopistas ni reactivos suficientes.

Habitantes de la vía a El Pao cerraron el trayecto a la altura del kilómetro 17. Esta es la parroquia de Ciudad Guayana más afectada por la malaria, según el Boletín Epidemiológico del Ministerio de Salud.

El módulo de la parroquia permanece atestado de pacientes que esperan, con fiebres, mareos y dolores de cabeza, a que el único médico los atienda en un horario cada vez más restringido.

Consejos comunales de los sectores rurales del municipio Caroní claman por comida. No hay producto que llegue al sector: ni regulado ni a precio paralelo. Los que pasan más hambre, advierten, son los niños y los ancianos. 

32 familias de 394 habitantes de la comunidad rural han contraído la enfermedad transmitida por el mosquito Anopheles. La mayoría ha sido contaminada con Plasmodiumfalciparum, la versión más letal del parásito plasmodium.

Las fallas eléctricas, aseguran los vecinos de El Dique, han colaborado con el brote de la enfermedad porque las bombas, con las que se surten de agua potable, han dejado de funcionar y con ello la posibilidad de almacenar agua limpia.

Página 1 de 3

15 trabajadores y 60 pacientes quedaron a la deriva, luego del cierre del centro de diálisis Jesús de Nazareth. “El jueves la...

El gremio denuncia privilegios a grupos económicos particulares sin cumplir el concurso púbico. ...

El 1, 2 y 3 de diciembre se realizará el festival gastronómico "Guayana Sabe Bien: la Venezuela posible", el cual estará enfocado ...

La universidad convocó este miércoles a una mesa de trabajo para discutir la invasión de las áreas continuas a la universidad, per...

Las autoridades universitarias reiteraron que el movimiento de tierras al lado de la universidad se hace en el par vial de la aven...