Sábado, 11 Abril 2015 00:00

La Batalla de San Félix fue vital para la independencia americana

 
Valora este artículo
(20 votos)
Hoy habrá desfile cívico-militar y la acostumbrada toma del Cerro El Gallo Hoy habrá desfile cívico-militar y la acostumbrada toma del Cerro El Gallo Foto cortesía

Correo del Caroní presenta a continuación un resumen de la gesta que lideró el general Manuel Piar que a la postre permitió la toma de Angostura y de la liberación del Orinoco, la instalación del Congreso de Angostura y la fundación del Correo del Orinoco.

La Mesa de Chirica, hoy en día conocido como Cerro El Gallo, fue el escenario donde el general Manuel Carlos Piar libró la batalla con un ejército de criollos, indígenas y campesinos encabezados por el brigadier La Torre, un 11 de abril de 1817.

     
 

__________________________

Monumento nacional

El 2 de noviembre de 1998, según Gaceta Oficial número 36.572, el Ministerio de la Secretaría de la Presidencia, el Consejo Nacional de la Cultura y el Instituto del Patrimonio Cultural declararon patrimonio al Cerro El Gallo como sitio de valor histórico ambiental. La resolución es la número 004-98.

La gaceta fue firmada por el presidente del Instituto del Patrimonio de Cultura, Gian Pietro Posan Contéis, y el decreto se basó en la Ley de Protección y Defensa del Patrimonio Cultural.

Esta disposición consideró “que el Cerro El Gallo, ubicado en la Sabana de Chirica, fue el escenario donde se libró la Batalla de San Félix, reconocido como uno de los acontecimientos determinantes en el proceso de Independencia de Venezuela y América; que por estar íntimamente ligado este sitio a la historia de la Nación y por tener una singular significación para la memoria de la localidad, la Alcaldía del municipio Caroní, en representación del pueblo de Ciudad Guayana, ha manifestado su interés para que el citado Cerro El Gallo, sea declarado Zona de Valor Histórico; y que en su diseño se incorporaron, según la metodología de su autor, especies representativas de la flora tropical, logrando así una ambientación botánica excepcional”, cuestión que fue aprobada.

 
     

 Jesús Romero
 Marcos Valverde

Hace 198 años se desarrolló en la mesa de Chirica la Batalla de San Félix. El combate que fue parte de la Campaña de Guayana de la guerra de independencia de Venezuela fue quizás la más corta de la historia, duró apenas media hora.

De acuerdo a los registros de la época las fuerzas republicanas “se encontraban en campaña contra Guayana desde finales de 1816 donde habían intentado sin mucho éxito, por no contar con una escuadrilla, tomar las plazas que dominaban el tráfico por el río Orinoco: Angostura y Guayana la Vieja”.

Carlos Manuel Piar había tomado a principios de 1817 las misiones del Caroní, que constituían una excelente fuente de vituallas y provisiones para el ejército español y que desde entonces lo constituiría para el republicano.

Fue Piar y su batalla, quien por primera vez, hizo posible la organización de la república.

Para homenajear la fecha, la Alcaldía de Caroní invitó a las familias guayanesas para que participasen del desfile conmemorativo cívico-militar que se celebrará este sábado, a partir de las 6:00 de la mañana, en las faldas del Cerro El Gallo, en San Félix. El alcalde del municipio, José Ramón López, decretó el día como feriado para los trabajadores públicos y de instituciones privadas.

San Félix: El bastión marcado con fuego
e ingenio

Su nombre estaba ya hecho dentro del mundo militar a través de varias acciones: la rebelión de Gual y España de 1797; comandando un barco durante la revolución de Haití, en enero de 1807 y en la Batalla de Sorondo, que tuvo como escenario al mismísimo Orinoco, más soberbio que nunca, como en el libro de Verne.

Caminando así, impávido, entre trochas bélicas enfiladas a la consecución de emancipaciones, Manuel Carlos Piar había forjado su carácter a base de un incuestionable coraje que pronto le hizo merecedor de un robusto respeto entre el bando patriota que, durante la segunda década de los años 1800, había apostado a la libertad.

La derrota lo había estremecido ante José Tomás Boves el 16 de octubre de 1814 en El Salado, pero el reconfortante sabor del triunfo lo deleitó dos años después en El Juncal, contra Francisco Tomás Morales el 27 de septiembre de 1816.

La batalla en esa plaza constituyó el saco de confianza en sus estrategias que lo condujo directamente a Guayana, reducto realista en oriente ansiado, como la gloria, por los patriotas.

Margarita, Barcelona y Cumaná, en esas latitudes, se asomaban y gritaban como bastiones de una proeza que podía engrandecerse, dignificarse y consolidarse, aunque con sangre y fuego mediante, pero de manera definitiva.

Vorágine triunfal
Discreto pero decidido, Piar comenzó la toma de las misiones de Caroní desde enero de 1817, más que tramando, estudiando el componente enemigo que dominaba la región.

Batalla2

La disputa por el territorio enfrentó a indígenas, campesinos y criollos / Foto www.prensaunefaptordaz.blogspot.com

Una porción importante para el abastecimiento del ejército español que luchaba por el control de Venezuela, provenía precisamente del territorio guayanés. La estrategia se basó en el debilitamiento de los realistas. Jugar el todo por el todo fue, en ese entonces, la estrategia.

Enterado de las intenciones de Piar, el brigadier Miguel de La Torre se lanzó a la aventura necesaria para resguardar la cotizada zona. A primeras horas de la mañana de 11 de abril de 1817 se dirigió a la Mesa de Chirica en donde se encontraba, dispuesto, Manuel Piar junto con 2 mil 200 hombres, entre fusileros, lanceros, e indios flecheros.

     
 

BARRA4

MÁS INFORMACIÓN

 Decretan el 11 de Abril día festivo no laborable

 
     

Los primeros rayos del sol encandilaban a los combatientes, más los patriotas, la mayoría sin experiencia en el combate, no tardaron en reducir a los realistas. En menos de una hora el control de Guayana estuvo decidido.

De La Torre huyó con poco más de una decena de hombres, dejando en el campo casi 600 muertos, 200 heridos y 497 prisioneros.

El golpe a los hombres de Piar fue ínfimo: 150 entre muertos y heridos. Seis días después, los españoles abandonaron definitivamente a Guayana. Aquel hecho de pocos minutos pero de infinita gloria, “el más brillante que hayan alcanzado nuestras armas en Venezuela”, como dijo Simón Bolívar, representó un paso más en la Independencia y, pese a su fusilamiento algunos meses después, la inmortalización de Manuel Piar como héroe de esa impronta.

Visto 14274 veces Modificado por última vez en Sábado, 11 Abril 2015 03:03

Autoridades académicas, estudiantes, ONG y entes públicos participaron en un foro que recalca que sin igualdad ni justicia, el des...

Los guayaneses pagan las consecuencias de la improvisación irresponsable con la que Francisco Rangel Gómez manejó el tema del tran...

La supervisora del Banco Bicentenario explicó que desde el miércoles experimentaron fallas en la plataforma. Las personas de la te...

Exigen a la jueza del Tribunal Primero de Juicio de Violencia contra la Mujer en Puerto Ordaz ceñirse a las pruebas contra el homi...

El tema central de esta XVII edición tiene como tema central el Arco Minero del Orinoco. Entre sus desafíos, intentan convertirse ...